Aunque su equipo creativo trabajó antes para la candidatura de Gabriel Boric, desde «Aprueba x Chile» se definen como la “campaña ciudadana” para la opción “Apruebo”. Reúne a más de sesenta organizaciones, entre ellas la Asociación de Abogadas Feministas (Abofem), la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) y el Movimiento Furiosos Ciclistas.

La iniciativa plantea en su sitio que la oportunidad de avanzar hacia un país más justo está amenazada. ¿Los responsables? «Quienes quieren retenernos en un Chile desigual, desinformando a la ciudadanía o levantando alternativas inciertas, que en la práctica, mantienen en vigencia la Constitución del 80 y sus amarres”.

Su eslogan es “Para que Avancemos, con la misma A con la que aprobamos por Chile”, realizando una advertencia en su sección de preguntas frecuentes: no habrá una tercera vía y que el único camino que garantiza avanzar en derechos sociales es el Apruebo.

Pasado con Boric, Bassa y No + AFP: La Cooperativa Cuarto de Guerra

La dirección comunicacional de la campaña del Apruebo ciudadano está a cargo de la Cooperativa Cuarto de Guerra (CDG). En el pasado participaron en diez campañas electorales y ocho de organizaciones sociales, según detallan en su sitio web. Entre las más conocidas está la de Gabriel Boric, la del convencional Jaime Bassa, y el posicionamiento mediático del grupo “No + AFP”.

Relativo a Boric, la organización indica que dirigieron el plan comunicacional de la exitosa precampaña de recolección de firmas. Integraron luego el área de estrategia y coordinación de comunicaciones de la campaña presidencial hasta su triunfo en diciembre. Al respecto, CDG señala que fueron los responsables de su estrategia digital, línea gráfica, análisis de audiencias y relato.

Imagen obtenida del brochure disponible en el sitio web de la CDG

Con Jaime Bassa la historia fue similar. La CDG afirma haber construido su estrategia de campaña, plan de medios, línea gráfica y preparación de vocerías, logrando así la primera mayoría del distrito siete. 

Imagen obtenida del brochure disponible en el sitio web de la CDG

Otro caso de éxito que exponen desde la Cooperativa es el trabajo realizado con “No + AFP”. Cuentan que durante seis meses contribuyeron a su posicionamiento mediático, realizaron una propuesta previsional junto a la Fundación Sol y organizaron una marcha previa al estallido social.

Imagen obtenida del brochure disponible en el sitio web de CDG

Los responsables del “arbolito” digital de Boric

En una entrevista con el medio Beers and Politics en febrero reciente, dos de los integrantes de CDG dieron con las claves estratégicas de campaña digital de Gabriel Boric: los periodistas Tito Bofill, redactor de contenidos y analista de relato estratégico en el comando, y Nicole Otazo, coordinadora general de redes sociales y de difusión. La última hoy es jefa del Departamento de comunicación digital de la Subsecretaría General de Gobierno.

Explicaron que, luego de la victoria de Kast en primera vuelta, el nivel de cohesión y organización entre los seguidores de Boric aumentó con creces. ¿Los piolines y las cuentas autogestionadas “xBoric”? No, no fueron obra de la Cooperativa Cuarto de Guerra. Sin embargo, Bofill y Otazo indicaron que, para que la opinión creciera favorable a Boric, fue decisiva “la coordinación proactiva del equipo de comunicaciones”.

“La explosión en las redes fue tal, que la gente comenzó a apropiarse de los símbolos de la campaña (…). Ahí nos dimos cuenta que el trabajo digital se había trasladado a las calles, transformando la figura de Gabriel Boric en un personaje de la cultura pop chilena”, comentaron en la entrevista.

El árbol magallánico usado en la franja fue recogido por CDG y utilizado luego como un símbolo protagonista en los canales oficiales: “(…) fue un elemento efectivamente planificado que ayudó a conectar emocionalmente con las personas, logrando un mayor grado de fidelización con el votante de Gabriel Boric”. 

Jugadas a la vista

“Lupa pública”, iniciativa de Bofill sobre análisis de data política, dejó al descubierto algunas estrategias posiblemente utilizadas. Desclasifican, entre otros datos, el plan visual de la campaña, centrado en el cambio de gráficas y estilo del candidato entre primera y segunda vuelta. Además, midieron el desempeño respecto a otras campañas, como la evolución de la “guerra digital” entre Boric y José Antonio Kast.

Sobre el relato político, vale la pena observar los libros que destaca la cuenta. Desde “Artivismo” de Antoni Gutiérrez-Rubí, que analiza sesenta protestas sociales; “La era del enfrentamiento” de Christian Salmon, sobre la ausencia de relato de los gobernantes y la irrupción de la política como espectáculo; y “La política de las emociones” de Toni Aira, sobre cómo la comunicación política se centra, según su autor, en la construcción de relatos por sobre la generación de realidades.

Adicionalmente, afirmaron los periodistas, para el desarrollo del plan para Boric estuvieron inspirados en elementos de otras campañas. Tales fueron Beatriz Sánchez de 2017, la elección de la demócrata Alexandria Ocasio-Cortez en Estados Unidos, y de “parte de las campañas de Podemos en España, sobre todo en cuanto a la difusión uno a uno”.

Comentaron Bofill y Otazo, “la clave es haber ciudadanizado los instrumentos de la campaña para que las personas no dependieran de una inscripción o coordinación jerárquica, sino que construyeran y difundieran sus propios insumos de propaganda y organizaran actividades con sus cercanos”.

“Aprueba x Chile” no es la única

Además de las iniciativas de carácter “informativo” como la criticada campaña del gobierno de $720 millones de pesos, o de las inversiones en comunicaciones de la Convención Constitucional que sobrepasan los $400 millones de pesos, también se han lanzado otras campañas que han decidido invertir en redes sociales.

Entre ellas, Tuvotoimporta.cl, que desde diciembre de 2021 han invertido en Facebook cerca de quinientos mil pesos en publicidad favorable a la nueva Constitución. Segundo, Frente Cacerola, que desde 2020 hasta la fecha ha invertido sobre los dos millones de pesos, entre elecciones de convencionales, presidenciales y ahora para el Apruebo de salida.

Recientemente, otra iniciativa se sumó a la lista, “El Futuro”, aunque con una limitada inversión en Facebook. Su fuerte, Youtube, con un video publicitado que bordea el millón de visitas, con 34 likes y desde un canal con solo 29 suscriptores.

La campaña destaca por su atractiva línea gráfica y por un mensaje de entusiasmo frente a la nueva Constitución. Es una producción conjunta entre la agencia consultora Lemat.club y el estudio creativo y de animación Buena Suerte, a cargo de la identidad visual de la serie chilena La Jauría.

Deja un comentario

Cancelar la respuesta