Publicado el 1 junio, 2021

Las movilizaciones que buscan la impunidad del robo de madera

Autor:

Francisca Escalona

La Comunidad de Chilcoco hizo un llamado a cortar la ruta 160 que da ingreso a la Provincia de Arauco, para que les fuesen devueltos 31 camiones incautados en procedimientos por robo de madera. Lo “insólito” del caso es que “se trata de personas que están directa o indirectamente relacionadas con hechos que se están investigando”, asegura el Coordinador de la Macrozona Sur para el Biobío.

 

Autor:

Francisca Escalona

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

Una manifestación inusual tuvo lugar ayer. La Comunidad Chilcoco convocó a cortar la ruta 160 que da ingreso norte a la Provincia de Arauco con el propósito de protestar y “exigir justicia”. El objetivo era que los más de 30 camiones que han sido incautados en operativos por robo de madera fuesen devueltos a la “familia que se encuentra trabajando en las faenas forestales”.

Sin embargo, lo “insólito” del caso es que “se trata de personas que están directa o indirectamente relacionadas con hechos que se están investigando relativos a delitos de robo de madera“, indica el coordinador de la Macrozona Sur para el Biobío, Roberto Coloma. “Como gobierno nos parece insólito que estos grupos de personas se manifiesten públicamente y produzcan un grave daño a la ciudadanía de la Provincia de Arauco, generando un tremendo problema en la circulación vehicular por la ruta 160”, agrega al condenar el cierre de la vía.

Alrededor de 30 miembros de la comunidad asistieron a eso de las 6:00 am a tomar el ingreso frente al Duoc UC de Arauco. “Pararon dos buses que traían personal y los atravesaron, bajaron a los choferes y los obligaron a poner los buses de forma que pudiesen interrumpir el tránsito, esto fue hecho por personas encapuchadas, todos armados de palos en esta ocasión”, precisan fuentes fuera de micrófono.

El corte de ruta buscaba revertir la decisión del fiscal Juan Yáñez, quien tiene dedicación exclusiva para investigar hechos de violencia rural. El colectivo alega que los camiones detenidos deben ser liberados y hacen un  llamado a que el fiscal “se comprometa a revisar documentación legal de cada familia”.

De acuerdo con datos entregados por la Coordinación de la Macrozona en Biobío, en el período enero a mayo de este año se han realizado 5.264 controles a camiones madereros en la Provincia de Arauco. Lo que tuvo como resultado que 31 vehículos de carga fuesen incautados.

La de ayer es la segunda movilización en menos de un mes que busca revertir la decisión del fiscal. La primera, hace quince días atrás, se situó en las cercanías de Cerro Alto, precisamente al día siguiente de un procedimiento policial que terminó con la incautación de seis camiones y con la detención de los conductores de esos camiones.

“Los camiones y la mercadería incautada forman parte de procedimientos policiales que se han desarrollado desde hace ya varias semanas y meses, diría yo, para precisamente perseguir con mucha decisión el delito de robo de madera”, precisa Coloma.

Describe que este delitos es la “base del problema de violencia instalado en la Provincia de Arauco, ya que el robo de madera es la principal línea de financiamiento de grupos armados que operan en el sector”, es por eso que los mandos de Carabineros, tanto provinciales como el mando regional, están adoptando las medidas para restablecer a la brevedad la normalidad en esa zona de la ruta 160 que se encuentra interrumpida.

Ante este escenario, el coordinador apunta a que se debe insistir fuertemente en las fiscalizaciones que ya se están desarrollando, y que realizan en conjunto Carabineros de Chile, junto con la PDI, el Servicio de Impuestos Internos y la Conaf, y que “ya dan algunos resultados”.

“Esta movilización es una manifestación palpable de que las fiscalizaciones se han intensificado, que han producido el resultado deseado, todavía estamos lejos de la situación óptima a la que queremos llegar, pero estamos avanzando en forma decidida para cumplir el objetivo”, añade Coloma.

Además, detalla en cuanto a la circunstancia en que se produjeron las incautaciones que “muchos iban sin licencia de conducir, a parte de robar madera circulaban sin patente, ni documentación de los camiones. Entonces, el fiscal Juan Yáñez, de violencia rural, determina la incautación de estos vehículos, pero con muchos antecedentes: los choferes no tenían licencia, faltaba la documentación de los camiones, sin guía desde el punto de vista tributario de la madera que respalde. Un montón de situaciones sumadas al robo de la madera”.

Es por ello que el coordinador de seguridad enfatiza que estas protestas están lejos de frenar las fiscalizaciones en ruta: “Lejos de hacernos desistir de nuestro empeño y nuestro compromiso por combatir el delito de robo de madera, refuerza nuestras convicciones y vamos a seguir fortaleciendo los controles carreteros y los procedimientos policiales”.

Actualmente la gran mayoría de la totalidad de 31 camiones captados se encuentran ubicados en el cuartel de Fuerzas Especiales de Carabineros Cerro Alto. Uno de ellos -el que fue retenido en el cruce Cuartilla- es segunda vez en ser detenido, anteriormente tras su incautación fue robado a personal de carabineros.

La normativa indica que cuando un camión es incautado, al ser la primera vez que es retenido deberá quedar bajo custodia de las autoridades por un plazo de entre 20 a 30 días, la segunda en un período de 50 a 90 días y la tercera ocasión se puede pedir la retención total del camión.

El coordinador de la macrozona, compara este tipo de acontecimientos con las “manifestaciones y el apoyo político que reciben las personas privadas de libertad por los hechos de vandalismo ocurridos en el 18 de octubre de 2019. La dinámica es exactamente la misma, es decir, personas que directa o indirectamente han participado en hechos presuntamente delictivos y que buscan a través de manifestaciones de este tipo lograr no ser sancionado de conformidad a la ley por esos hechos”.

El boom del robo de madera

El robo de madera ha sido la tónica de los últimos años en Arauco. En 2018 el monto de los delitos asociados a este tipo de prácticas era de US $20 millones; para 2019 ese número se duplicó y alcanzó los US $45,2 millones, mientras que para 2020 llegó a los US $67,8 millones.

De acuerdo con la Subsecretaría del Interior, la industria maderera chilena generó 113.000 empleos en 2018 y representa el 2,1% del PIB nacional. 

Sin embargo, existen dos obstáculos sustanciales que han impedido que en la zona se vigile con mayor fortaleza los delitos tributarios asociados al robo de madera: la transitoriedad de planes de fiscalización en carreteras que incluyan al Servicio de Impuestos Internos y Conaf; y la pugna entre el SII y la Fiscalía.

Asimismo, la dificultad para conseguir la incautación de los camiones que cometen hurto han llevado a las empresas forestales a implementar diversas herramientas que puedan servir como medio de prueba al momento de demostrar la comisión del delito, como fotos tomadas con drones, georreferenciaciones, instalación de sistemas de cámara operando desde tierra, entre otros, pero aún así no siempre resultan suficientes.

Así ocurrió el domingo 25 de abril, cuando Carabineros interceptó a tres camiones que, según un informe de la Forestal Arauco, al que El Líbero tuvo acceso, estaban hurtando madera de pino del predio Tropen, ubicado en la comuna de Arauco. Y aunque tanto los camiones como sus conductores fueron detenidos, ocurrió una “descoordinación” entre carabinero de la Comisaría de Arauco y la Fiscalía de esa comuna que permitió que se ordenara “soltar” los camiones y les permitieron llevarse la madera, valorada en $8.000.000.

Además, en el último tiempo un nuevo modus operandi se ha instalado en la zona: si un vehículo es interceptado, bandas que superan en número a los carabineros, entre 20 y 30 personas, acuden al sitio y se llevan el camión; hechos a los que ha sido asociada la Comunidad Chilcoco.

El pasado 17 de abril ocurrió uno de estos episodios, por lo cual René Muñoz Klock, gerente de la Asociación de Contratistas Forestales AG (Acoforag), advirtió que “el robo de madera tiene características ya de catástrofe en la región”.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podamos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO

También te puede interesar:

Cerrar mensaje

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podamos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO