Actualidad Informativa es presentado por:
Publicado el 25 de mayo, 2019

Diputado venezolano sobre Plan País: «Chile tiene la economía más dinámica de la región y será un socio fundamental»

Autor:

Emily Avendaño

Ángel Alvarado estuvo en Chile presentado los avances del proyecto de recuperación económica para Venezuela, elaborado para el día después de que Maduro deje el poder. Planteó la necesidad de un aporte del Fondo Monetario de Internacional de 60.000 millones de dólares y de conseguir donaciones por 20.000 millones. Especificó que habrá oportunidades de inversión para empresarios chilenos en los sectores financieros, agrícola, energético y minería, así como en el área del retail. 

Autor:

Emily Avendaño

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

El mismo día que falleció Robert Redondo, de 7 años de edad, Nicolás Maduro anunció que destinaría 6,8 millones de euros para la creación de una línea de producción de ametralladoras y 50 millones de euros para uniformes militares. Redondo recibía atención médica en el Hospital Pediátrico J.M. de los Ríos, y murió esperando un trasplante de médula ósea.

Durante su tratamiento tuvo dificultades para acceder a quimioterapias, antibióticos y hasta a sangre segura para recibir transfusiones. En el centro de salud no había Vancomicina ni Meropenen para administrarle y falleció después de pasar una noche con fiebre.

Ayer los diputados venezolanos Ángel Alvarado, economista y miembro de la Comisión Permanente de Finanzas y Desarrollo de la Asamblea Nacional venezolana, y José Manuel Olivares, médico, presidente de la Comisión Permanente de Desarrollo Social Integral y de la Subcomisión de Salud y Seguridad Social –actualmente en el exilio– presentaron en la Universidad Adolfo Ibáñez cifras que dan cuenta de la crisis que se vive en su país, así como las medidas que, desde ahora, está implementando la oposición para la recuperación del país una vez que logren asumir el “gobierno de transición”.

“El Plan País busca elevar la calidad de vida del venezolano. Lo más rápido posible. En 1998, cuando Hugo Chávez asumió la Presidencia, teníamos el salario mínimo más alto de América Latina, éramos la cuarta economía de la región y teníamos en PIB per cápita más alto. Hoy somos los más pobres. Con un salario mínimo de 7 dólares al mes. El socialismo no solo expropió a grandes empresas o latifundistas. También lo hizo con la clase trabajadora. Fue una expropiación silenciosa del salario del trabajador”, argumentó Alvarado sobre las condiciones de vida en su país.

Todo va a depender de la confianza que se genere, de la capacidad de atraer nuevamente capital humano. Estamos optimistas porque en un país que tiene 20 años sin inversión, una vez que esto empiece a andar, el impacto va a ser muy importante».

Entre las cifras entregadas indicaron que 51% de la población de Venezuela (alrededor de 30 millones de habitantes) vive en pobreza estructural. Casos como los del niño Robert Redondo se explican porque hay 80% de escasez de medicamentos antihipertensivos, 98% de escasez de medicamentos para enfermedades neurológicas, 80% de escasez de quimioterapias, 79% de los hospitales no cuentan con suministros de agua constante y en 53% de los centros de salud los quirófanos no funcionan. Esas cifras, entre muchas otras, han ocasionado que 1.500 personas hayan fallecido directamente por la crisis humanitaria.

En la exposición «Retos y oportunidades para el desarrollo social y económico-Plan País Venezuela», también estuvo Darío Ramírez, coordinador de la comisión internacional del Plan País y ministro consejero de Venezuela en Panamá como uno de los expositores. A quiénes también acompañó en el panel Juan Carlos Latorre, presidente de la Organización Demócrata Cristiana de América (ODCA).

Mientras esto ocurría en Chile, en Venezuela los ex ministros DC Genaro Arriagada e Ignacio Walker, también participaron en un acto de propuestas para el Plan País, en un evento que contó con la participación del Presidente encargado Juan Guaidó.

Alvarado explicó que recuperar la economía venezolana va a requerir asistencia financiera masiva y extraordinaria, que consiste en un aporte del Fondo Monetario Internacional de 60.000 millones de dólares; y un paquete de donaciones de entre 20.000 y 30.000 millones de dólares. Además de ampliar la producción petrolera, transferir activos que en este momento están en manos del Estado a la sociedad, entre otros puntos. En conversación con El Líbero el diputado entrega detalles de la propuesta.

“Nuestro objetivo es que en los primeros 90 días haya alimentos, medicinas y normalidad en la vida de la gente”

-Están en Chile para presentar el Plan País. Ricardo Hausmann, representante de Venezuela ante el BID, dijo que se van a necesitar 2.000 millones de dólares al mes para poder zanjar la crisis humanitaria. ¿Cuánto se necesita para implementar el plan?

-Ricardo habla del déficit fiscal, que es de alrededor de 20.000 millones de dólares anuales. Una meta que hay que lograr, en el lapso de tres o cuatro años, es conseguir unos 60.000 u 80.000 millones de dólares en apoyo multilateral y donaciones para el país. Venezuela es un país que está devastado, descapitalizado. Entre la hiperinflación, la migración, la falta de inversiones, de mantenimiento, el país se ha descapitalizado por completo y por eso hace falta esa cantidad de dinero para que la economía empiece a reactivarse. Nuestro objetivo es que en los primeros 90 días empiece a haber alimentos, medicinas, cierta normalidad en la vida de la gente. En el plazo de dos años que la economía esté estabilizada. Falta una década para volver a los niveles de hace seis años. En estas cosas se puede ir más rápido, todo va a depender de la confianza que se genere, de la capacidad de atraer nuevamente capital humano. Estamos optimistas porque en un país que tiene 20 años sin inversión, una vez que esto empiece a andar, el impacto va a ser muy importante.

Está claro que la dolarización resuelve la hiperinflación, pero no resuelve la capacidad de compra. El venezolano en este momento no tiene capacidad ni siquiera de consumir lo mínimo necesario para su subsistencia».

-En la presentación del Plan País se refirieron a oportunidades económicas y de inversión que Venezuela brindará a las empresas chilenas. ¿Qué oportunidades son esas y en cuánto tiempo son viables?

-Hay sectores muy importantes. El sector financiero, bancario, mercado de capitales, el sector agrícola, minero, energético. Hay oportunidades de inversión importantes sobre todo en el área del retail. Creo que Chile tiene la economía más dinámica de la región y va a ser un socio fundamental. Nosotros vamos a abrir la economía a la inversión internacional. No solo de Chile, sino de toda la región, pero, por supuesto, la economía más dinámica de la región tiene que estar en la recuperación de Venezuela.

-¿Cuáles son las primeras medidas económicas que debe tomar un gobierno de transición?

-La libre convertibilidad. El levantamiento de los controles de cambio, los controles de precios, lo que permitirá poco a poco lograr una regulación para abrir los sectores.

-En la práctica, el ciudadano común, ha dolarizado la economía. ¿Por cuánto tiempo esto es sostenible?

-Eso ocurre producto de la hiperinflación. La hiperinflación no es otra cosa que el desprecio por la moneda y ese desprecio ha llevado a que el bolívar haya sido sustituido. Una de las primeras medidas que hay que tomar es detener en seco la hiperinflación. Nosotros creemos que en tres meses puede haber resultados importantes y en la medida que el bolívar empiece a ser una moneda estimada… o bueno, posiblemente tengamos que ir a otra moneda en Venezuela, pero esa nueva moneda una vez que sea estable, estimada, genere confianza, va a ayudar a que poco a poco la economía se des-dolarice. Está claro que la dolarización resuelve la hiperinflación, pero no resuelve la capacidad de compra. El venezolano en este momento no tiene capacidad ni siquiera de consumir lo mínimo necesario para su subsistencia.

Los cubanos impiden que las fuerzas armadas se puedan coordinar para lograr el cese de la usurpación. Esa es la fuerza más importante que mantiene a Nicolás Maduro. No las fuerzas armadas».

-Una de las preocupaciones más grandes es la refinadora venezolana Citgo, ubicada en Estados Unidos. El Presidente Guaidó se refirió a la necesidad de “protegerla”. Hay que pagar 900 millones de dólares a los acreedores en octubre. ¿La Asamblea Nacional tiene ese dinero o el mayor activo de Venezuela en el exterior está en riesgo?

-Citgo está en mucho peligro. Está en riesgo desde hace mucho tiempo. La deuda externa venezolana es de 180.000 millones de dólares, aproximadamente. Citgo vale 10.000 y toda esa deuda quiere cobrarse con Citgo. Preservarla es una tarea titánica, bien complicada, pero vamos a agotar todas las instancias. Citgo fue hipotecada por Nicolás Maduro y nosotros vamos a procurar salvarla para la recuperación de Venezuela.

-Hemos visto imágenes de largas filas de vehículos tratando de surtirse del combustible. El sindicato de PDVSA cifró la producción diaria de gasolina en 30.000 barriles. Lo mismo que dijeron que consume Caracas en un día.

-La gasolina tiene un problema muy importante: tiene demasiado tiempo regalándose. Es una industria que ya no es viable de esa manera y menos cuando la producción petrolera está alrededor de 500.000 barriles al día. El consumo de Venezuela diario era ese, y ahora eso es todo lo que produce el país. Esto es una muestra de que ya se ha hecho absolutamente inviable la política energética, se requieren reformas y eso pasa por generación de confianza, atracción de inversiones, que Nicolás Maduro no tiene capacidad de lograr.

“Las Fuerzas Armadas están con Guaidó, pero no tienen posibilidad de coordinarse debido a la intervención militar cubana”

-Sin embargo, Maduro conserva el respaldo de las Fuerzas Armadas.

-Las Fuerzas Armadas están con Guaidó, pero no tienen posibilidad de coordinarse debido a la intervención militar cubana que hay en Venezuela. Los cubanos impiden que las Fuerzas Armadas se puedan coordinar para lograr el cese de la usurpación. Esa es la fuerza más importante que mantiene a Nicolás Maduro. No las Fuerzas Armadas.

-¿Ha habido aprendizaje de la oposición en estos cuatro meses, considerando jornadas como las del 23 de febrero o el 30 de abril, en las que no se lograron los objetivos?

-Ha habido aprendizajes. Estos cuatro meses han sido resultado del aprendizaje de los últimos 20 años. Al venezolano le falta aprender la madurez, saber que las cosas no son de la noche a la mañana, que esto va a ser una lucha heroica por lograr la libertad de Venezuela, pero no es la heroicidad de un día. Es de muchos días, de muchas horas, de mucho esfuerzo hasta lograr el cese de la usurpación. Estamos enfrentado una fuerza política capaz de mucha maldad. Es un esfuerzo prácticamente de toda la vida por lograr la libertad de Venezuela.

Nosotros vamos a abrir la economía a la inversión internacional. No solo de Chile, sino de toda la región, pero, por supuesto, la economía más dinámica de la región tiene que estar en la recuperación de Venezuela».

-¿La oposición sigue tan unida como el 23 de enero, cuando Guaidó juró como Presidente encargado?

-Sí. Sigue unida. De hecho, pienso que está más unida que el 23 de enero. Evidentemente las cosas se revisan, la estrategia se repasa. El hecho de que haya una crítica interna, que es normal en un partido político, no quiere decir que haya divisiones. Son dos cosas distintas y en este momento estamos tratando de lograr el objetivo que nos hemos planteado. La estrategia se mantiene y la unidad también se mantiene. Es cada vez más madura. Con más capacidad de reflexión, de mejora y evidentemente de estar unida, cohesionada. Saber que solo unidos podemos lograrlo.

-¿Cuál es la estrategia que mantienen?

-Cese de usurpación, gobierno de transición y elecciones libres.

-Las conversaciones en Noruega despertaron mucho resquemor, en particular por el recuerdo del diálogo en República Dominicana, en donde Chile fue mediador y el mismo canciller de entonces, Heraldo Muñoz, admitió que fueron un fracaso. ¿Qué resultados hubo de esa jornada en Noruega?

-Darnos cuenta de que el Gobierno sigue en lo mismo, sigue ganando tiempo, sigue burlándose de la gente y el único interés que tiene es mantenerse en el poder a costa del sufrimiento de pueblo venezolano. De allí no salió nada.

“La izquierda también es capaz de cometer atroces violaciones a los derechos humanos”

-Falta un mes para que Michelle Bachelet como Alta Comisionada de los DD.HH. para las Naciones Unidas presente un informe sobre Venezuela. ¿Se sabe algo de su visita a Venezuela que, además, ya había sido confirmada?

-No tengo conocimiento. Creo que a Michelle Bachelet hay que decirle que los DD.HH. no son de izquierda o derecha. La izquierda también es capaz de cometer atroces violaciones a los derechos humanos, y eso es lo que se ha visto durante el mandato de Nicolás Maduro. En ningún país, como en Venezuela, en la región se están violando los derechos humanos de manera tan sistemática. No es un tema de ideología, es un tema de la dignidad de la persona y no importa quién gobierne hay que condenar esas violaciones a los DD.HH.

Creo que a Michelle Bachelet hay que decirle que los DD.HH. no son de izquierda o derecha. La izquierda también es capaz de cometer atroces violaciones a los derechos humanos, y eso es lo que se ha visto durante el mandato de Nicolás Maduro».

-¿En su opinión, la comunidad internacional ha sido suficientemente fuerte en ejercer acciones, más que declaraciones, por el caso de Venezuela?

-Me preocupa mucho que la comunidad internacional use el sufrimiento de los venezolanos como arma de política interna. Lo que ocurre en Venezuela no se puede politizar, es un tema de la dignidad humana, del ser humano que sufre y eso debe despertar la solidaridad de todas las tendencias políticas, de todas las personas que creen en el humanismo. En ese sentido pienso que merece un movimiento más de benevolencia humana por el sufrimiento de un pueblo que está devastado por una cleptocracia que no le importa violar derechos humanos para mantenerse indefinidamente en el poder.

-¿Hacia dónde apuntan los acercamientos con el Comando Sur de EE.UU.?

-Nosotros tenemos aliados regionales internacionales y básicamente está apuntando a que, una vez que cese la usurpación, lograr la cooperación técnica y militar con todos nuestros aliados y todos nuestros vecinos para derrotar grupos irregulares, grupos terroristas y crimen organizado que han hecho vida en Venezuela durante estos 20 años.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: