Actualidad Informativa es presentado por:
Publicado el 13 de abril, 2019

Diputados DC que dieron el vamos a la reforma tributaria piden mayor coordinación de las directivas y adelantan cómo actuarán en la comisión

Autor:

Javiera Barrueto

Pablo Lorenzini y José Miguel Ortiz, en conversación con El Líbero, analizan la semana clave en la que el gobierno consiguió los votos para darle luz verde a la iniciativa impulsada por Hacienda, y evalúan las divisiones que se generaron en la oposición. “El tema ya no es la presidencia de la comisión, son los votos, y los votos nuestros son los que mandan”, señala Lorenzini, mientras que su par del Biobío destaca: “Soy el más antiguo en Hacienda y nunca nos habíamos negado a rechazar la idea de legislar”.

Autor:

Javiera Barrueto

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

El miércoles las miradas de la oposición y del gobierno estuvieron centradas en los diputados DC, Pablo Lorenzini y José Miguel Ortiz. Fueron ellos los encargados de dirimir la votación para que se aprobara la idea de legislar la reforma tributaria.

Ortiz, fue el sexto parlamentario en emitir su voto a favor de darle luz verde al proyecto impulsado por el gobierno, respaldo que fue “clave” para que La Moneda tuviera un respiro. De hecho, durante los poco más de cinco minutos que duró su intervención, se pudo observar al ministro de Hacienda, Felipe Larraín, con un semblante de mayor tranquilidad. Cuando fue el turno de Lorenzini la votación ya estaba definida, pero de todos modos el representante por el Maule se sumó a la postura del partido.

La adhesión de los diputados DC derivó en que sus ex socios de coalición y el Frente Amplio los criticaran públicamente y cuestionaran su rol en la oposición. Lorenzini y Ortiz, en conversación con El Líbero, abordan el escenario que se viene en la discusión en particular de la reforma -que comienza este martes-; defienden su decisión, y emplazan a las directivas del sector para que trabajen coordinadas con miras a las reformas que se vienen, como la previsional y la laboral.

Pablo Lorenzini: “El tema ya no es la presidencia de la comisión de Hacienda, son los votos, y los votos nuestros son los que mandan”

-El ex ministro de Hacienda, Eduardo Aninat, señaló que “la DC está recuperando mucha imagen, ojalá que no la dilapide, que se siga ordenando y recupere una voz de centro” y que se estaba reposicionando como partido de centro. ¿Considera que el partido vuelve a posicionarse?

-La idea lógica es que estamos para legislar, el miércoles José Miguel (Ortiz) recordaba que la comisión de Hacienda nunca ha rechazado la idea de legislar. Ahora viene el detalle y yo sigo diciendo que no voy a votar de la misma forma tal como están varios aspectos del proyecto, y en muchos coincidimos con el resto de la oposición. Esto no significa que es un cheque en blanco, al contrario, yo voy a ser de los más duros. Aquí hay votos seis y seis. Mi voto, por último, es dirimente. De lo que me voy a preocupar ahora es de constituir lo que teníamos, es decir, volver al trabajo en conjunto, ahora sí que vamos a necesitar a los asesores cuando empecemos a estudiar artículo por artículo. Y ojalá que se deje este impasse político de lado y nos preocupemos de la gente.

-Pero finalmente, el comenzar a discutir la reforma en el Congreso tuvo como consecuencia que los otros partidos de oposición amenazaran a la DC con congelar las relaciones…

-En el minuto se encrisparon los ánimos, sin lugar a dudas. Ahora tenemos que juntarnos, y cuando tengamos que votar no creo que ellos vayan a votar en contra de las pymes ni que yo vaya a votar a favor de bajarle los impuestos a las grandes empresas. O sea, eso no se va a dar. Esto queda en la comisión de Hacienda, hemos coincidido en la comisión y, por lo tanto, la idea es volver a trabajar juntos como oposición. Espero lograr que se pase este mal rato y estas diferencias donde, a veces, se dicen cosas de lado y lado, y se ofenden.

Lo que me voy a preocupar ahora es de constituir lo que teníamos, volver al trabajo en conjunto, ahora sí que vamos a necesitar a los asesores cuando empecemos a estudiar artículo por artículo”.

-¿Cómo se puede volver a conversar después de estas diferencias?

-Como está en la comisión de Hacienda, esto se trata de juntarnos en la semana, conversar con los parlamentarios, los técnicos, rearmar el equipo que teníamos y empezar a ver todos aquellos puntos en los cuales tenemos discrepancias con el Ejecutivo. Revisar lo que ya logramos y lo que no, volver a tener los planteamientos que hicimos en todo este trabajo, pero ya más en detalle, en artículo por artículo.

-Incluso diputados del FA apuntaron a que la DC había pedido la salida del subsecretario Luis Castillo y que aprobar la idea de legislar era una especie de moneda de cambio con el gobierno…

-Son buenos chistes, así como ellos dicen que van a dejar fuera al presidente de la Cámara, entonces tampoco estaría Daniel Núñez en Hacienda. Esos son berrinches que los dicen de enojados, pero aquí hay que trabajar en conjunto porque necesitamos los votos, tenemos cosas en común. Entonces no tiene lógica.

-¿Cuál va a ser su rol ahora en la comisión? Considerando que la presidencia quedó en manos de Daniel Núñez (PC).

-Siempre está la diferencia de que estamos seis a seis y yo soy el séptimo -al igual que Ortiz-, así que uno tiene para decir “aquí trabajemos juntos”. El tema aquí ya no es la presidencia de la comisión de Hacienda, son los votos y, los votos nuestros son los que mandan. Con Ortiz, que lo dijo públicamente, estamos en la mayoría de las cosas coincidiendo con lo que tenemos que rechazar, en ese sentido no hay cambio con el resto de la oposición.

La idea es volver a trabajar juntos como oposición. Espero lograr que se pase este mal rato y estas diferencias donde a veces se dicen cosas de lado y lado, y se ofenden”.

-El jueves, el ex presidente del PPD Víctor Barrueto dijo que la izquierda reformista está acomplejada ante el FA. ¿Considera que la izquierda busca conseguir el respaldo del FA antes que tener el de sus ex socios de coalición?

-Ellos tienen sus posiciones, aquí no estamos hablando de grandes filosofías, estamos hablando de cosas concretas que en general son positivas y, por lo tanto, si alguien politiza estos temas ahí queda la escoba, pero ahora ya es un trabajo en detalle y no es para meter la política.

-¿Se logra un aprendizaje después de ocho meses de conversaciones? Se vienen reformas complejas como la previsional, la laboral…

-Yo al menos, lo digo como persona particular, creo que hay que tener cuidado en lo que va a pasar. Los senadores nuestros piensan otra cosa en muchos temas. Si se van a meter las directivas de todos los partidos, que lo hagan antes, porque aquí aparecieron más al final, y espero que estén en concordancia con nosotros. Que no den ellos sus opiniones por arriba porque, al final, somos los parlamentarios los que votamos. De alguna manera hay que hacer un mayor trabajo con los parlamentarios.

Los partidos no pueden ir por un lado y sus parlamentarios por otro. Tenemos que tratar de articular situaciones más comunes”.

-¿Considera que la directiva de la DC intercedió tarde?

La directiva hizo un trabajo, tal como yo coordiné, pero debieron haber citado a nuestro partido, más los otros presidentes de partido y no cada uno por su lado. Lo mínimo es que debieron haberse juntado los seis o siete partidos, los secretarios y los presidentes, y haber visto en qué estaban. Haber tenido una cosa corporativa como nosotros hicimos aquí (Congreso), no cada uno por su lado. El caso del TPP es un ejemplo y dentro de la oposición hay partidos que están a favor, presidentes que están a favor, y sus parlamentarios no están a favor. Ahí vamos a tener otro problema parecido. Hay que coordinar las vías, ver por abajo, tener visiones comunes. Los partidos no pueden ir por un lado y sus parlamentarios por otro. Tenemos que tratar de articular situaciones más comunes.

-¿Mientras la oposición esté dividida y sin un programa en común se seguirán generando estas diferencias y dificultades?

-Sí, si no logramos esta integración entre las directivas de partido, luego entre los senadores y diputados y al final entre todos, evidentemente se van a crear diferencias, palabras mal dichas, mal interpretadas. Y eso es complicado.

Lo mínimo es que debieron haberse juntado los seis o siete partidos, los secretarios y los presidentes, y haber visto en qué estaban. Haber tenido una cosa corporativa como nosotros hicimos aquí (Congreso), no cada uno por su lado”.

José Miguel Ortiz: “Soy el más antiguo en Hacienda y nunca nos habíamos negado a rechazar la idea de legislar”

-Durante su intervención del miércoles, usted dijo que nunca se había rechazado la idea de legislar. ¿A qué atribuye que por primera vez se haya generado ese escenario en el resto de la oposición?

-Soy un hombre que voy a priorizar la oposición, aunque yo con Lorenzini fuimos los que dimos la posibilidad de votar la idea de legislar. Es una opción de cada partido. Nosotros tomamos un acuerdo de bancada, lo tocamos a la hora de almuerzo estando el presidente del partido y estando el jefe de bancada. Habíamos algo de 13 y 11 nos pidieron a mí y a Pablo Lorenzini que votáramos a favor la idea de legislar. Pero yo también di un argumento: soy el más antiguo en Hacienda y nunca nos habíamos negado a rechazar la idea de legislar. Que lo hagan normalmente distinguidos colegas parlamentarios que por primera vez son diputados… pero de repente hay que leer completo lo que significa el reglamento de la Cámara. Entonces me jugué para que se hiciera, como también fui claro en las cosas que voy a rechazar. Pero lo estoy coordinando con la bancada como lo he hecho siempre.

Hay mucha gente que le gusta plantear los temas políticos que producen diferencias a través de los medios de comunicación. Ese no es mi estilo y nosotros más que nunca vamos a seguir en la oposición”.

-A pesar de que el resto del bloque amenace con congelar las relaciones con la DC. ¿Ve un posicionamiento del partido?

-Esas cosas se hablan entre directivas de partidos. Ellos no me han tocado ni a mí ni a Lorenzini este tema. Hay mucha gente que le gusta plantear los temas políticos que producen diferencias a través de los medios de comunicación. Ese no es mi estilo y creo que nosotros más que nunca vamos a seguir en la oposición.

-¿Considera que el resto de la oposición busca conseguir constantemente el respaldo del Frente Amplio?

-He sido muy claro, no me gustan los extremos ni de derecha ni de izquierda, soy un hombre de centroizquierda y me voy a jugar con mis posiciones de centroizquierda, pero especialmente con las cosas que hay que mejorar y perfeccionar. Primero, la modernización tributaria se puede mejorar. Después tenemos la gran reforma de las pensiones.

-¿Y el resto de la oposición no está dejando sus ideas de lado para acercarse al FA y al PC?

-No los voy a criticar, es cosas de ellos. Que cada uno tome su decisión.

Me voy a jugar con mis posiciones de centroizquierda, pero especialmente con las cosas que hay que mejorar y perfeccionar”.

-¿Cómo se vienen ahora las conversaciones con la oposición, considerando que es un año previo a las elecciones municipales?

-Nosotros vamos a dar las señales desde este martes que empezamos a ver la reforma en particular. Ahí toda la opinión pública va a conocer cuáles van a ser nuestras votaciones.

-¿Y le van a solicitar encuentros al resto de la oposición?

-Yo estoy haciendo mi pega, el lunes nos pidieron una reunión de trabajo, un par de técnicos, para que hagamos una buena redacción sobre todas las cosas.

-¿Se arrepiente haber respaldado a Daniel Núñez para que presidiera la comisión de Hacienda?

-Lo que le dije al PC fue que él hizo una crítica al partido en circunstancia que fui casi su jefe de campaña para cumplir los acuerdos. El otro año, si se cumplen los acuerdos, me toca nuevamente la presidencia de la comisión de Hacienda y si no se cumple, voy a seguir de titular hasta que termine este periodo.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: