Durante la primera semana de noviembre, el Indicador de Violencia e Impunidad en Biobío y La Araucanía, que publica El Líbero todas las semanas, registró 6 ataques en ambas regiones.

Cinco de los hechos de violencia que hubo entre el lunes 31 de octubre y el domingo 6 de noviembre fueron en La Araucanía, y 1 en Biobío.

Los ataques incluyeron la comisión de 7 delitos. Tres de ellos fueron incendios a vehículos y maquinaria, dos barricadas -que implicaron cortes de rutas- y dos fueron robos.

Debido a estos 6 hechos de violencia se registraron al menos 9 víctimas.

En total, los ataques dejaron 12 bienes afectados: 3 camiones, 2 retroexcavadoras, 2 camionetas, 1 furgón, 1 edificio institucional de la PDI y la vía pública.

PDI repelió ataque con escopetas

Mediante el uso de escopetas antimotines, efectivos de la PDI repelieron el ataque al cuartel regional que sufrieron el pasado jueves 3 de noviembre, en el contexto de manifestaciones convocadas al cumplirse año de la muerte del comunero Yordan Llempi, quien falleciera tras recibir un disparo en la comuna de Cañete, región del Biobío, en un operativo conjunto de Carabineros y la Armada de Chile, en el marco del Estado de Excepción vigente en ese entonces.

Instalando barricadas y lanzando elementos contundentes a la fachada vidriada del principal cuartel policial de la institución en La Araucanía, alrededor de 100 manifestantes interrumpieron el tránsito y perturbaron el orden público en la principal arteria de Temuco, situación que fue controlada por efectivos de Carabineros y la PDI, resultando detenidos 4 hombres, de los cuales 1 fue formalizado y 3 requeridos.

Cabe destacar que este es el segundo ataque que recibe la PDI en su principal cuartel de la región de La Araucanía en menos de un mes. El pasado 10 de octubre, en el marco de una manifestación convocada en la cárcel de Temuco en apoyo a presos mapuche, un grupo de manifestantes también procedió a cortar el tránsito en avenida Caupolicán en la esquina del cuartel policial, oportunidad en la que desconocidos lanzaron elementos contundentes, dañando la fachada del edificio, sin haberse registrado detenidos en aquella oportunidad.

Deja un comentario

Cancelar la respuesta