Publicado el 30 de noviembre, 2019

Senador Quinteros (PS): «Si yo fuera Presidente evidentemente que usaría las facultades que me da la Constitución»

Autor:

Pilar Molina

Esta semana, el senador Rabindranath Quinteros, firmó dos declaraciones en las que figuras del mundo político condenan los hechos de violencia y defienden la democracia. En conversación con La Mirada Líbero en Agrícultura, sobre posible estado de excepción, señala: «Si el Mandatario le explica al Congreso que ha tomado las medidas por alguna circunstancia, uno tiene que escucharlas y analizarlas en su mérito». Y apunta: «Yo no estoy de acuerdo con la acusación contra el Presidente de la República».

Autor:

Pilar Molina

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

Esta semana, un grupo de dirigentes históricos del Partido Socialista publicaron un manifiesto en el que advierten que la democracia está en riesgo y que es necesario terminar con la violencia. En la misma línea, senadores de Chile Vamos y de oposición firmaron una declaración «por la paz, el orden público y el respeto a los derechos humanos», en la que proponen «avanzar resueltamente en la agenda legislativa de seguridad que incluye proyectos que permitan reformar las policías, inteligencia y fortalecer las facultades del Estado para enfrentar los saqueos, barricadas y la acción violenta de los delincuentes».

Ambos textos cuentan con la firma del senador por la región de Los Lagos, Rabindranath Quinteros (PS), quien en entrevista con la periodista Pilar Molina en el programa La Mirada Líbero en Agricultura, abordó la gestión del gobierno del Presidente Sebastián Piñera en materia de seguridad y el rol que ha tomado la agenda social en la discusión política.

Consultado por la discusión en torno a la posibilidad de decretar estado de emergencia, el parlamentario afirmó que «no ha habido apoyo explícito ni implícito». El rol de Quinteros  en la carta firmada con el oficialismo fue pedir que se incluyera el punto en el que se señala que «el Presidente de la República dispone de las herramientas constitucionales para restablecer el orden público y la seguridad del país, y deberá velar por el respeto de los DD.HH. de todos los chilenos y chilenas».

-La declaración que sacaron los 80 personeros socialistas que también firmó usted señala que existe un riesgo frente a este desborde de la violencia y que se instaure un régimen dictatorial. ¿Cree que hay un riesgo de pasar de esta situación a una dictadura?

-Cuando llevas tantos días con esta violencia inusitada, con este desorden, con este saqueo y vandalismo, que no tienen nada que ver con las movilizaciones pacíficas, que por supuesto las justifico y no estoy en contra de ellas. Pero con este vandalismo, con esta delincuencia y saqueos por supuesto que se presta el país para que cualquier populismo de cualquier extremo piense en una aventura como la que estamos pensando.

-En la declaración que usted se inscribió con los 25 senadores por la paz social, los derechos humanos y el orden público, sostiene que el Presidente dispone de las herramientas constitucionales para restablecer el orden público y la seguridad. ¿Es un apoyo implícito o explícito a que el Presidente decrete estado de emergencia?

-No es un apoyo explícito ni implícito, ese punto, que es el cuarto, precisamente yo lo pedí, porque era una declaración bastante insulsa la que se estaba haciendo, y donde no se le advertía al Jefe de Estado que él tiene las atribuciones en la Constitución y en las leyes para proceder, y que no se escude enviando proyectos al Congreso como, por ejemplo, el proyecto de seguridad.

No me puedo explicar cómo se asalta un cuartel y no se reacciona. ¿En qué país del mundo ocurre esto?».

-Tras la fatídica jornada que tuvimos el martes 12, cuando esa semana se firmó el acuerdo entre la oposición y los parlamentarios oficialistas, condicionaron a seguir en el diálogo a que el Presidente no instaurara el estado de emergencia. Entonces el Presidente, obviamente, está buscando una corresponsabilidad y que no lo ataquen si decreta de nuevo el estado de emergencia como ocurrió entonces

-Lo que pasa es que el Presidente de la República tiene que explicar porqué adopta las medidas que adopta y cuáles son las seguridades que le está dando al país, son diferentes fórmulas. Ahora, en un evento como el que estamos viviendo, de más de 40 días, evidentemente que las cosas van cambiando día a día, porque no se toman las decisiones o no se toman los caminos, bajo mi punto de vista, adecuados.

-Pero después de este nuevo estallido el martes, donde hubo más de 100 carabineros heridos, centenares de hechos de violencia y saqueo, 99 eventos graves. ¿Usted cree que el gobierno debiera decretar estado de emergencia?

-El Presidente debe de tener todos los antecedentes para tomar las medidas que lo faculta la Constitución.

-Pero con eso no responde…

-Él tiene las facultades y tiene mayor conocimiento de lo que está ocurriendo en el país que uno mismo. Él tiene antecedentes, entonces que ocupe las herramientas que le da la Constitución.

-¿Pero usted lo respaldaría si él decretara estado de emergencia, antes de esperar un nuevo estallido?

-Si el Presidente le explica al Congreso que ha tomado las medidas por alguna circunstancia, evidentemente que uno tiene que escucharlas y analizarlas en su mérito.

-Pero por ejemplo el presidente del Partido Socialista, que no firmó la carta que firmó usted, ni tampoco esta semana el acuerdo por la paz y la seguridad, señaló que no va a servir de nada esa declaración y le echa la culpa al gobierno, de la insuficiente respuesta en la agenda social. ¿Usted está de acuerdo con que el gobierno está tratando de «tirarle la pelota» al Congreso?

-El Presidente está eludiendo sus responsabilidades. Y, efectivamente,  él quiere que el Congreso también se haga corresponsable de las atribuciones que tiene. El Presidente ha fallado en la agenda social, no ha medido la magnitud de la crisis que estamos viviendo, y evidentemente está tratando de, con medidas absurdas, como algunas de seguridad que no tienen nada que ver y que no significan aplacar la crisis, enviarlas al Congreso.

-¿Pero usted cree que esto se soluciona, como dice el presidente del Partido Socialista, con más medidas sociales? ¿O hay un problema de orden público diferente hoy en la calle con el narcotráfico que está participando en los saqueos?

-No tengo ninguna duda que seguramente lo que me dice está involucrado, pero también hay un problema social, y no bastan las medidas que se han tomado.

Están haciendo su negocio los delincuentes. Estamos de acuerdo en eso. Y toda esa gente que tiene prontuarios, ¿qué pasa? queda libre a las 24 horas».

-Pero en la carta que usted firma se hace cargo del tema del orden público, que es lo que está amenazando el Estado de Derecho. ¿Cuáles debieran ser las medidas en materia de orden público, para que nuestra democracia no esté en riesgo?

-Instruir a las policías que actúen como corresponde. Me alegra mucho que el ministro del Interior haya recibido a los dirigentes sociales, porque algunos dicen «llámenlos ustedes a bajar las movilizaciones», pero cómo los vamos a llamar nosotros, si tampoco llamamos a movilizarse, si esto fue un acto espontáneo de la ciudadanía, acá no hay ningún partido dirigiendo estas movilizaciones.

-¿Pero estas movilizaciones están aumentando el riesgo de saqueos y de la delincuencia?

-Es que no me puedo explicar cómo se asalta un cuartel y no se reacciona. ¿En qué país del mundo ocurre esto?

-¿Debieran disparar los carabineros? Ellos no están usando las armas y van 200 cuarteles vandalizados…

-Me está poniendo en una situación que no me corresponde, habrá protocolos de las policías. Yo no me puedo explicar cómo los carabineros siguen encerrados en sus cuarteles cuando los atacan. Eso no corresponde.

-¿Están inhibidos o están sobrepasados?

-No sé si tienen la orden o están inhibidos.

-El ministro de Defensa, Alberto Espina, dijo que la policía y carabineros están absolutamente sobrepasados y desbordados ¿Usted cree que están sobrepasados?

-Si la máxima autoridad de Defensa lo dice, debe ser así.

-¿Pero cuánto ha jugado la oposición en inhibir la acción de carabineros? Porque hoy tenemos un problema de orden público o un problema de derechos humanos, ¿cuál es el principal problema que tenemos en Chile?

-La acción de la policía también debe estar dentro de los márgenes del respeto a los derechos humanos, pero no confundamos la delincuencia, los saqueos, con los derechos humanos, son dos casos aparte. No llevemos de un extremo a otro. Seamos racionales en la actitud que vamos a tomar.

-¿Pero usted cree que Carabineros estaba preparado para la magnitud de esta violencia y que tenía las herramientas para combatirla?

-Nadie estaba preparado para la magnitud de estas manifestaciones y de lo que ha sucedido en el país.

-Esta semana continuó la violencia. El martes fue un día peak, hay comunas que no tienen ningún supermercado hoy abierto. Tenemos cortes en la carretera todos los días, ataques al comercio, carabineros heridos, y no se ve un apoyo al gobierno, por ejemplo, para decretar el estado de emergencia. Los que muchos se preguntan es si no se está repitiendo la historia, con la izquierda y los socialistas permitiendo que el país llegue a una situación de ingobernabilidad.

-Está absolutamente equivocada, este no es un problema de la izquierda y los socialistas. Este problema no lo han provocado los socialistas y la izquierda, este problema lo ha provocado el propio gobierno, que ha permitido que estemos más de 40 días en esta situación, e incluso se ha ido agravando, porque el gobierno no ha sido capaz de tomar las medidas adecuadas para calmar a la gente. No ha enviado ningún tipo de medida al Congreso para aplacar los ánimos. No hay ninguna medida social que dé respuesta a las demandas sociales de los manifestantes. Solamente se ha dedicado a hablar de la delincuencia, de las manifestaciones violentas, que lo comparto, pero medidas sociales no ha tomado ninguna.

-Pero el gobierno ha tomado medidas sociales más radicales, han sido varias, como subir en 50% las pensiones…

– No la subió el gobierno, la subió el Congreso. Una diputada de su propio sector, en la Cámara de Diputados hizo una indicación que fue apoyada por todos los diputados y que en el Senado se tuvo que hacer una ley para salvar al gobierno del impasse que tenía.

-¿Usted encuentra que la oposición ha sido clara respecto de la violencia?

-Respondo por mi conducta, yo he sido bastante claro, desde el primer día, condené todo tipo de violencia.

-¿Y qué va a pasar cuando la cesantía escale a dos dígitos?

-Lo lamento profundamente, lo estamos diciendo, esto va a ser desgraciadamente perjudicial, sobre todo para las capas más vulnerables de nuestro país. Sí, eso va a ocurrir, y por eso instamos al gobierno. Fíjese que ayer por primera vez se reunió con los dirigentes sociales luego de 40 días.

-El senador Lagos Weber (PPD) consideró que el nivel de movilización debería interrumpirse, porque es aprovechada por los delincuentes, a quienes no les importan las demandas sociales. ¿Usted cree que las demandas sociales hoy están presentes, que el martes estuvieron presentes en la calle en los saqueos y en la delincuencia?

-Usted  se ha dado cuenta que no hay ninguna denuncia de portonazos, de saqueos en diversos sectores del país. Porque ahí están haciendo su negocio los delincuentes. Estamos de acuerdo en eso. Y toda esa gente que tiene prontuarios, ¿qué pasa? queda libre a las 24 horas.

-¿La Fiscalía está cumpliendo su rol?

– Están sobrepasados también.

-Y le vuelvo a preguntar, ¿usted apoyaría que el gobierno decretara estado de emergencia?

– Si el gobierno, en su mérito, considera que hay que decretar estado de emergencia, que use las herramientas legales que tiene.

-¿Pero lo van a criticar, como lo hicieron antes?

-Yo no. Si la justifica uno no puede criticar, si la encuentra razonable.

-¿Lo que ustedes no quieren es asumir los costos políticos, o ser corresponsables de volver a sacar a los militares a la calle?

Si yo fuera Presidente de la República, evidentemente que tomaría las acciones que me da la Constitución, las facultades que me entrega la Constitución y las leyes, obvio. Para eso hay un Mandatario y para eso está el Presidente.

-¿Cree que al Presidente le falta jugársela, o no se atreve a asumir la responsabilidad?

-Al Presidente le falta jugársela en muchos aspectos, no solo en la parte delictual. Le falta sobre todo en la parte social. No ha asumido el rol que le corresponde, dando respuesta a las manifestaciones pacíficas.

-¿Pero no cree que se ha tratado de construir un caso de derechos humanos para inhibir la acción del Presidente?

-No se ha construido ningún caso, después de todo lo que ha pasado con más de 200 personas que han sido heridas en sus globos oculares. Eso no es construir un caso de derechos humanos, es una realidad palpable. Y más encima, reconocida por el propio gobierno.

-Pero aprobaron en la Cámara la acusación constitucional contra el ex ministro Chadwick, y también están acusando al Presidente Piñera 

-Eso es otra cosa. Yo no estoy de acuerdo con la acusación contra el Presidente de la República, y creo que no se va a acusar al Presidente. Son dos casos totalmente apartes. En el caso del ministro Chadwick, por el hecho de estar siendo juzgado o acusado en la Cámara de Diputados, no puedo hablar.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: