Este lunes 11 de abril se cumple un mes desde que asumió el gobierno del Presidente Gabriel Boric y muchos son los hitos y controversias que han marcado a la nueva administración, lo que ha dificultado su instalación y se ha traducido en una caída en su aprobación y popularidad, según las últimas mediciones registradas.

En un nuevo Especial Mirada Líbero, realizado en el estudio de El Líbero, el historiador Mauricio Rojas, junto a la exsubsecretaria y constituyente Carol Bown y a los analistas políticos Sergio Muñoz Riveros y Gonzalo Müller, compartieron sus visiones sobre este período.

«Al gobierno le ha ido bastante mal en realidad. Más mal y más rápido de lo que se esperaba, el desgaste que ha tenido es único para un nuevo gobierno, y hay varias causas. La primera, es la violencia que no ha sido capaz de contener. La segunda, son sus aliados, que parecen correr con colores propios, especialmente el Partido Comunista. Después, la impericia, con un montón de errores, como los que comente la ministra del Interior», plantea Mauricio Rojas.

Y agrega: «Parece que no les da el ancho para los cargos que tienen, en España dicen que ‘les falta una cocción’, es decir, que no han llegado al momento de madurez. Pero creo que, en el fondo, lo que más daña al gobierno es la Convención Constitucional«.

Sobre este punto, el historiador agrega que «el gobierno no puede desligarse, porque todo su proyecto político se basa en que esta Convención produzca una Constitución que sea aprobada, y así como van las cosas vamos derecho a un rechazo, y un rechazo implica el fin del gobierno. Después del rechazo el gobierno está muerto políticamente».

Además, plantea que «en este momento lo que se está viendo claramente es que Gabriel Boric no tiene pasta para liderar este proyecto, se ve desbordado por todos lados, las señales que envía son muy débiles». Y señala que «la gente votó por algo que era una especie de lotería, y están pagando las consecuencias».

«Nosotros nos dimos el lujo de elegir un montón de chalados políticos extremistas para hacer una nueva Constitución, y están destruyendo un país, lo que no tiene ningún futuro. Yo no excluyo que se rompa el gobierno, que el PC lo abandone cuando vea que el gobierno de está hundiendo«, advirtió el exministro.

Sergio Muñoz y primer mes: «Revela una visión política sesgada de la realidad»

La convencional constituyente Carol Bown señala que «aquí se demuestra que hay impericia y hay soberbia, por ejemplo, cuando la ministra Siches parte llegando a La Araucanía sin tomar medidas de resguardo, lo que muestra es una falta de oficio y de experiencia importante. También hay falta de madurez, en el tono jocoso en el que habla la ministra del Interior (…) la institucionalidad está en riesgo en nuestro país«.

Por su parte, el analista política Sergio Muñoz Riveros complementa «son inquietantes las señales en el mes transcurrido. Son demasiado los errores cometidos. Además de revelar falta de experiencia, impericia política, revela una visión política sesgada de la realidad«.

Mientras, el analista Gonzalo Müller se refiere a la caída de popularidad del nuevo gobierno y a los resultados de las encuestas. «La línea de crédito del apruebo se acabó«, dice. «Los retiros de pensiones han sido la piedra angular de la política los últimos dos años. Se invirtieron los papeles, y aparece un gobierno que está en contra de los retiros y que relativiza la propiedad de los fondos de pensiones, lo que canalizó la pérdida de apoyo del gobierno y de la Convención», explica.

Sobre el repunte del Rechazo por sobre el Apruebo en el plebiscito de salida y su relación con el gobierno, Müller afirma que «en ningún caso es indiferente el gobierno frente a la Convención, pero no tiene el control, no tiene capacidad de moderarla, de conducirla ni de influencia. No tiene ninguna capacidad de intervenir«.

La convencional Bown agrega: «Yo separaría el factor de Gabriel Boric como Presidente, que todavía tiene más valoración o más seguidores, que el del gobierno» y que «esto no es una división entre izquierdas y derechas, si no entre demócratas y no demócratas».

Y Muñoz subraya que «el Rechazo va a crecer todavía más. Estamos pagando los costos de tantas torpezas a partir de octubre de 2019 (…). La Convención fracasó como proyecto nacional, es un experimento de la izquierda radical que está generando esta situación. Hay que mirar más allá y ver la necesidad de un gran acuerdo nacional para renovar al pacto constitucional, y eso tiene que producirse en el Congreso, después que gane el Rechazo«.

Deja un comentario

Cancelar la respuesta