Publicado el 6 marzo, 2021

Víctima de dos ataques incendiarios en La Araucanía no se rinde: el emprendedor mapuche que rifa su casa para salvar su negocio

Autor:

Emily Avendaño

Dos veces desconocidos fueron a las instalaciones del motel que está construyendo Víctor Melinao en el sector Licanco, en La Araucanía. En la víspera de Navidad quemaron la bodega, la zona de servicios y los estanques de agua. Para Año Nuevo volvieron y quemaron 5 de las 20 cabañas que tiene el complejo. Sin embargo, este emprendedor de origen mapuche está decidido a echar a andar su empresa. Subraya: “Voy a ser un empresario que va a demostrar que independiente de que te ataquen te puedes parar”.

Autor:

Emily Avendaño

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

“Soy un empresario mapuche invirtiendo en territorio mapuche”. Así se describe Víctor Melinao, un contratista que durante años se ha dedicado a buscar agua en zonas rurales para comunidades mapuche y no mapuche que tienen problemas de acceso a este recurso. En enero de 2020, Melinao optó por invertir en un nuevo rubro. Trabajó durante todo el año en la construcción de un motel, sin embargo esta nueva empresa nunca pudo comenzar a operar porque cuando le faltaban las terminaciones, es decir, la pintura, los tabiques interiores, y amoblar, fue víctima de un ataque incendiario, que se consumó en dos partes. 

En la víspera de Navidad quemaron la bodega, la zona de servicios y los estanques de agua. En Año Nuevo incendiaron 5 de las 20 cabañas que componen el complejo. A lo que se suman los daños que sufrió el sistema eléctrico.

Pese a las amenazas, este emprendedor está convencido de que lograr echar a andar el negocio va a generar empleos, “especialmente para mujeres”. Calcula que podría contratar a 15 o 20 mujeres lo que para él implica que la violencia en el sector va a bajar, “porque al dar empleo a las mujeres, que probablemente sean la mamá, la hermana, la abuela, la tía de alguno de los que anda haciendo revolución, ella le va a decir que no lo haga. Yo quiero generar empleo. Es así como uno se da cuenta que puede ser un aporte”, afirma.

Indica que desde el primer momento que llegó al sector Licanco, de la comuna de Padre las Casas en la región de La Araucanía, fue víctima de “amenazas y extorsiones de comuneros del sector que no están de acuerdo con que se hagan avances, desarrollos o inversiones”. En su caso, si bien reconocieron su origen mapuche, le cuestionaban no ser de ese territorio. “Después vino gente a pedirme plata, porque estaba construyendo en el territorio mapuche y tenía que pagar, y siempre hubo quien trató de sacarme, porque consideran que no hay que hacer nada. Eso obedece a que justo en ese sector hay varios personajes que son subsidiados por el Estado, o por ONG y hacen algo de revolución. Entonces la generación de empleos no los beneficia”, plantea.

En los incendios quedó demostrada la participación de terceros. Aún quedan en las instalaciones los vestigios de lo que utilizaron para avivar el fuego. “Todavía queda aceite con petróleo, líquido acelerante, lo pusieron en varias partes del proyecto. Querían quemarlo completo. Fueron una primera vez y quemaron algo; y la segunda vez que lo iban a quemar todo”. 

Pese a este escenario hostil, Melinao está decidido a que el proyecto salga adelante, considerando también lo apretado de su situación financiera. “Le debo más de $150 millones al sistema financiero, con el incendio perdí como $120 o $130 millones y para terminar la obra faltan como $80 millones. Es decir, ya tengo como $300 millones en contra, por eso decidí rifar mi departamento con un número importante de números para alcanzar esa cifra y llegar a la meta”.

La rifa de su vivienda

El departamento no es una segunda vivienda. Se trata de su residencia permanente, y apunta como una de sus ventajas la ubicación. “Si yo lo rifo y me doy el tiempo de siete meses para vender la totalidad de números me va a dar para pagar la deuda y para poder terminar bien el proyecto y además para poder recibir flujos mensuales. Estoy de lleno metido en esto y gracias a Dios mucha gente ya empezó a apoyar porque la única forma de detener la violencia es pararse. La única forma de sacar la violencia es generar trabajo y sumar gente”.

Melinao aún no se detiene a pensar en dónde va a vivir cuando haya ocurrido la rifa. Piensa que podría arrendar, pero lo verá en su momento. “Lo más importante es abrir el motel, porque eso me va a dar los recursos, voy dar empleo, y voy a poder ser un empresario que va a demostrar que independiente de que te ataquen te puedes parar”.

Abrir el motel es una especie de punto honor, con lo que quiere demostrar que en La Araucanía “sí se pueden hacer las cosas”. “El sistema financiero no te va a pasar dinero, las compañías de seguro no te van a asegurar, pero la ciudadanía, la sociedad te va ayudar porque estos son proyectos que nos beneficien a todos”, confía. 

“Si no somos positivos nosotros no podemos pedir que los demás lo sean. La Araucanía está hecha así, con inmigrantes, con gente mapuche, con empresarios, con gente que sueña y que les gusta esta tierra, y a mí me gusta esta tierra, por eso hay que luchar para pararse y para construir, no para destruir”.

Melinao ya había visto a otros utilizar “el modelo” de la rifa. Una situación a la que llegó pese a estar asegurado. “Tomé un seguro de construcción por seis meses. Antes de los seis meses lo renové por seis meses más y no me subió la prima ni tampoco tuve deducible. Sin embargo, ahora cuando venció el seguro en enero, después del incendio, me subieron la prima y me pusieron un deducible altísimo como para decir ‘no le vamos a asegurar’”. La póliza cubría hasta $300 millones, los daños en la obra fueron por $130 millones y el seguro solo le va a restituir $24 millones.

“Las compañías de seguro no nos van a asegurar, pero esto es nuestro, es tu esfuerzo, es tu sueño. Puede ser tu futuro. Uno no es un empleado, uno es un empresario, un emprendedor y tenemos que demostrarle al resto de la gente que también ha sufrido atentados, que también ha sido violentada, que también le han quemado cosas que hay que pararse porque es bello. No puedes permitir que te quiten lo que es tuyo”, insiste en su optimismo.

Melinao explica que la obra es en un sector donde hay una comunidad mapuche, pero que según el plano regulador se trata de una zona comercial en la que ya hay otras edificaciones. En la construcción tenía trabajadores que son de la comunidad y otros de afuera. “El día que sucedieron los atentados cuatro de los maestros de construcción que viven allí en el sector estaban muy apenados, fueron a ayudarme a levantar lo que había y se pusieron en campaña para ver quién había cometido el delito, porque ellos sintieron que lo que sucedió los daña a ellos como comunidad, como mapuche, como personas. Hubo solidaridad de parte de mucha gente que está en contra de los violentistas”, y agrega que en la investigación personas de la zona que están en contra de este tipo de ataques han colaborado en la entrega de antecedentes.

“Hoy lo que vivimos es resultado de 30 años de subsidios, donde la gente se acostumbró a recibir y no a dar, y el Estado es responsable de esto. Tenemos generaciones de jóvenes que no quieren trabajar, que prefieren que el sistema les dé y si no les dan utilizan la violencia, y como el Estado no toma detenidos, tampoco lleva presos, no ejerce la potestad de la ley pueden hacer y deshacer”.

Concluye: “Esto nos va creando un estigma de personas complicadas, de gente que no conviene visitar. Por lo tanto, la violencia lo único que hace más que espantar la inversión es alejarnos del resto de la sociedad”.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podamos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO

También te puede interesar:

Cerrar mensaje

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podamos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO