Actualidad Informativa es presentado por:
Publicado el 08 de octubre, 2014

Precios de la canasta de alimentos y bebidas aumentaron en 8,3% en un año

Autor:

Uziel Gomez

El alza acumulada del IPC en los últimos 12 meses es 4,9%, pero impacto en canasta de alimentos y bebidas se incrementó casi al doble.
Autor:

Uziel Gomez

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

Un fuerte impacto en el 20% de los hogares de menos ingresos del país generó el Índice de Precios al Consumidor (IPC) de septiembre, que subió a 0,8%, por encima de lo que esperaba el mercado.

El alza acumulada del IPC en los  últimos 12 meses es 4,9% pero el impacto en la canasta de alimentos y bebidas se incrementó casi al doble, con un 8,3%.  Este aumento es el más alto desde 2011, año en que se instauró la metodología actual,  cuando llegó a 5,3%, pero se dio en un escenario de crecimiento económico sobre 5%.

El problema para las personas de menores recursos es que los ítemes de alimentos y bebidas significan el 32% del ingreso de sus hogares, porcentaje que baja apenas al 12,2% en los hogares de mayores recursos del país.

“Estamos en el peor de los mundos con una inflación sostenida, con énfasis en el precio de los alimentos, sumado a un pobre crecimiento de las remuneraciones y un mercado laboral más débil, producto del menor dinamismo del crecimiento, que fue 0,3% en agosto. Es un escenario sumamente complejo para todas las familias, pero especialmente para las de menores ingresos”, señala Francisco Klapp, economista de LyD.

Frutas y verduras al alza

En el último año, las frutas y verduras frescas lideran el incremento de precio con una variación de 12,4%, lo que a juicio del economista y académico de la Universidad del Desarrollo, Rafael Garay, se debe a las heladas del sur, la sequía de la zona norte y la mayor demanda, porque en septiembre aumenta el consumo por las celebraciones de las Fiestas Patrias.

En el mismo período, el resto de los alimentos que se consumen en los hogares, excepto los de restaurantes y hoteles, también acumula un incremento de 8,3%,  los combustibles 7,3% -la gasolina 11,3% este año- y las viviendas 6,9%, que son bienes que consumen principalmente las familias de clase media. En tanto, entre enero y septiembre los tomates lideran el alza con 35,2%, la carne de cerdo con 16,4%, las cecinas 11,8% y la gasolina 11,3%.

Garay explica que el alza de los alimentos y combustibles se debe, principalmente, al incremento del dólar, que superó la barrera de los $600 en las últimas semanas. También estima que en octubre el IPC podría ser de alrededor de 0,4%, superior al 0,2% de 2013, como efecto directo de la reforma tributaria que subió los precios de las bebidas alcohólicas y azucaradas y del tabaco. Por lo que este año terminaría con una inflación del 5%.

 

FOTO: CRISTOBAL ESCOBAR/AGENCIA UNO

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: