Actualidad Informativa es presentado por:
Publicado el 14 de noviembre, 2018

Maite Orsini contrató asesoría parlamentaria de la misma empresa que trabajó en su campaña, y en la de Bachelet,… pero no les hizo caso

Autor:

Emily Avendaño

La diputada pagó $1.190.000 a la consultora Ekhos, vinculada al ex subsecretario Aleuy. El informe insta a Orsini a situar su trabajo comunicacional desde el “sentido común”, a abordar temas de seguridad y justicia, resaltar su profesión de abogada y potenciar a RD. Recomendaciones que no tomó en cuenta al visitar al prófugo de la justicia chilena Ricardo Palma Salamanca. Para la campaña de Bachelet II, Ekhos realizó ocho encuestas por un monto de $49.000.000 y luego facturó para ministerios de la Nueva Mayoría.

Autor:

Emily Avendaño

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

El informe titulado “Asesoría externa a diputada Maite Orsini Pascal” surgió a partir de tres reuniones de trabajo realizadas entre los meses de marzo y abril de 2018. Todos en la sede de la consultora Ekhos en Rosario Norte. Esta es la misma firma que desde junio de 2012 comenzó a medir en forma reservada la popularidad de Michelle Bachelet, con miras a una eventual segunda candidatura presidencial y los mismos a quienes durante las primarias de 2017 la propia Orsini pagó $2.300.000 por una consultoría.

Ahora, ya como diputada electa por el Distrito N° 9 de la Región Metropolitana de Santiago por el partido Revolución Democrática (RD), volvió a contratar sus servicios, esta vez con el objetivo de definir su estrategia de posicionamiento comunicacional y político para su período parlamentario 2018-2022, con énfasis en su primer año.

De acuerdo con la información disponible en la Cámara de Diputados, la asesoría externa tuvo un costo de $1.190.000. La cifra dista de los $400.000 que en el mismo período pagó Orsini a El Mapa Consultores con la intención de levantar una propuesta desde el ámbito de la salud pública para el desarrollo de argumentos jurídico-comunicacionales que sirvieran de insumo a su vocería, al momento de la acusación constitucional contra el ministro de Salud, Emilio Santelices.

El trabajo de Ekhos consistió en la entrega de un informe parcial y otro final. El primero resume la participación electoral en el Distrito N° 9, construido a partir de las estadísticas públicas de Servel y concluye que la adhesión al Frente Amplio, RD y Maite Orsini se encuentra fuertemente asociada a la adhesión a la ex candidata presidencial del Frente Amplio, Beatriz Sánchez. El texto final, por su parte, presenta lineamientos políticos, personales, territoriales y partidarios que fueron, al parecer, desoídos por la parlamentaria con su visita en Francia al ex miembro del Frente Patriótico Manuel Rodríguez (FPMR) y prófugo de la justicia chilena Ricardo Palma Salamanca. Reunión que no informó a su partido.

Ekhos hace énfasis en el manejo que la parlamentaria debe hacer de la justicia, así como en la importancia de resaltar su profesión como abogada. No obstante, sus conocimientos del Derecho no le impidieron ir a visitar al hombre acusado y condenado por ser el autor material del asesinato de Jaime Guzmán, quien además confesó haber secuestrado en 1991 a Cristián Edwards. No obstante, el informe releva la importancia de potenciar la imagen de Maite Orsini como defensora o luchadora por lo justo”.

El documento también se refiere a la pertenencia de Orsini a las comisiones de Seguridad Ciudadana y Trabajo y Seguridad Social. Sobre seguridad, se lee que “dicho tópico ha sido tradicionalmente capitalizado por los partidos de derecha a nivel nacional”. En concreto, en esta área la recomendación es “girar la agenda desde los tópicos comunes de la derecha”, y tratar la agenda de seguridad a partir de una agenda de izquierda. La meta, en resumen, era “situar el trabajo comunicacional desde el sentido común”.

Otra consejo es potenciar la presencia de RD a nivel local, de cara a las elecciones de 2020 y de 2021. Esta sería otra de las observaciones que habría puesto en aprietos a la diputada, al reconocer que la reunión con Palma Salamanca no estaba en conocimiento de su partido. Declaración que luego RD confirmó en un comunicado: “La decisión de asistir a dicha reunión fue a título personal. No haberle notificado al partido fue una imprudencia”.

Los nexos de Ekhos con el bacheletismo

A tales conclusiones se llegó luego de tres reuniones. A los encuentros asistían la diputada por RD Maite Orsini, su jefe de gabinete, la directora ejecutiva de la diputación, su asesor legislativo, el encargado de prensa, la encargada territorial y la coordinadora de la estrategia digital Valentina Letelier. Mientras, la coordinación de las jornadas estuvo a cargo de Gonzalo Tapia.

Tapia es uno de los socios fundadores de la empresa. Él forma parte del “círculo de hierro” de Máximo Pacheco, ministro de Energía durante el segundo gobierno de Michelle Bachelet y quien estaría preparando una posible candidatura presidencial.

Durante la campaña de Bachelet II, la consultora realizó ocho encuestas por un monto de $49.000.000, que están rendidos como gasto ante el Servicio Electoral.

La agencia de comunicación estratégica, que funciona desde 1998, además tuvo como socia, al menos entre fines de 2012 y mayo de 2013, a la periodista Alejandra Jorquera Beas, cónyuge del ex subsecretario del Interior, Mahmud Aleuy; y está vinculado a sociólogos de la Concertación como Rodrigo Salcedo.

Entre 2014 y 2015, Ekhos firmó contratos por adjudicación directa con el Ministerio de Energía por $38.500.000, el Comité de Inversiones Extranjeras (CIE), por $42.773.000; y el Ministerio de Vivienda y Urbanismo por $28.500.000.

En 2017, Ekhos facturó al Ministerio de Economía un total de $46.112.958; y al Ministerio de Energía $10.168.671. En lo que va de 2018 el Ministerio de Economía les ha pagado $17.555.556, por servicios de asesoría, según la licitación 756-15-LE17, proyecto que comenzó en 2017.

La relación entre el mundo bacheletista y la diputada Orsini no es de extrañar. Quienes la conocen, destacan que ella pertence al sector “Pantalones Largos” de Revolución Democrática, lote más cercano a la ex Nueva Mayoría. De hecho, su ex pareja, el también diputado Miguel Crispi, trabajó en Fundación Dialoga, de la ex Mandataria y luego fue parte de los RD que se instalaron en el Ministerio de Educación.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: