Publicado el 01 de marzo, 2019

El diputado PC que se burló de Piñera y recibió fondos del chavismo en 2008, podría presidir comisión clave para tramitar reformas del gobierno

Autor:

Javiera Barrueto

Si el Frente Amplio respeta el pacto administrativo que tiene la oposición, el comunista Daniel Núñez presidirá la comisión de Hacienda, instancia por la que debe pasar la mayoría de las reformas del Ejecutivo. El legislador ha protagonizado las críticas a la gestión de La Moneda en la crisis venezolana que incluyeron una ilustración donde Piñera y Trump aparecen casi desnudos. En 2008, Núñez representaba a una ONG ligada a la Universidad Arcis que recibió más de 13 millones de dólares desde Venezuela, autorizados por Hugo Chávez.

Autor:

Javiera Barrueto

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

El diputado comunista Daniel Núñez ha sido un activo en las redes sociales para referirse a la crisis humanitaria que enfrenta Venezuela y defender la gestión de Nicolás Maduro. Y el 23 de febrero fue especialmente ofensivo con el Presidente Sebastián Piñera.

En su cuenta de Twitter publicó una ilustración donde aparece el Mandatario semi desnudo y con una cadena en el cuello, sostenida por el gobernante de Estados Unidos, Donald Trump, quien también aparece prácticamente sin ropa. El telón de fondo es una bandera de EE.UU. encima de La Moneda pintada de negro y sombría. En la fotografía además se lee la frase “tiempos mejores”.

Pero ese no fue el único comentario, de hecho el día antes publicó una imagen con la cara de ambos Mandatarios, donde decía “No a la guerra contra Venezuela” con los colores de la bandera venezolana. En el afiche se aprecia la imagen de dos misiles, uno con la bandera de Chile y otro con la de EE.UU., que están tachados con el símbolo de prohibición. Además los bordes del folleto están pintados de rojo en alusión a la sangre.

Las imágenes desataron las críticas en la oposición. De hecho en Renovación Nacional ya se encuentran estudiando la posibilidad de enviar al diputado a la comisión de Ética de la Cámara, decisión que será zanjada el martes entre la bancada.

“Núñez es una persona que radicaliza su posición, pero lo que hizo con el Presidente Piñera, muestra su furia en defensa del dictador Maduro. Eso no puede suceder, es legítimo las diferencias y posiciones pero otra cosa es ser grosero”, dice a El Líbero el diputado RN y miembro de la comisión de Hacienda, Alejandro Santana.

En la misma línea el diputado UDI, Patricio Melero, sostiene que “hay un problema de inconsecuencia y de falta de respeto a la autoridad democráticamente instalada. Eso es lo que al PC le cuesta siempre entender. Espero que sea una insolación de verano y no un actitud permanente que la tenga durante este año”.

Núñez es una persona que radicaliza su posición, pero lo que hizo con el Presidente Piñera, muestra su furia en defensa del dictador Maduro», señala el diputado de la comisión de Hacienda. Alejandro Santana (RN).

Pese a los cuestionamientos de sus pares, Núñez insistió en Twitter con el mensaje: “La caricatura de la polémica es una ‘Alegoría Gráfica’ que busca alertar sobre la escandalosa subordinación de Piñera a los intereses imperialista de Trump. Si alguien debe pedir disculpas por algo, es Piñera por avergonzar a Chile. No a la intervención, paz para Venezuela”.

Ante esto, el diputado Núñez señala a El Líbero: «La comisión de Ética falla en términos de carácter más general que no inhabilitan para ejercer responsabilidades. Francamente si me envían a la comisión de ética me van a hacer un favor porque me van a permitir reponer el debate respecto de lo que ha sido la política exterior de Piñera».

Las diferencias en torno a Venezuela surgen en un año que resulta clave en las conversaciones entre el gobierno y la oposición, puesto que es el último periodo legislativo sin una elección de por medio. Y para este año, la administración de Piñera espera sacar adelante las reformas tributaria, laboral y previsional. Tal es así, que en materia tributaria la primera meta es aprobar la idea de legislar en marzo.

Si me envían a la comisión de Ética me van a hacer un favor porque me van a permitir reponer el debate respecto de lo que ha sido la política exterior de Piñera», señala el diputado Daniel Núñez (PC).

En ese camino uno de los protagonistas será el diputado Núñez, ya que de cumplirse el pacto administrativo en la oposición, él sería el próximo presidente de la comisión de Hacienda. Instancia, por la que incluso deben pasar la mayoría de los proyectos legislativos. El parlamentario salió electo por primera vez en 2013 por la Región de Coquimbo, luego de dos intentos fallidos por Santiago en 1997 y 2001. En su primer periodo el 13,36% de votos que obtuvo le permitieron salir electo debido al sistema binominal que existía, siendo «arrastrado» por el diputado Matías Walker (DC) quien logró el 38,51%.

El jefe de bancada de RN, Leopoldo Pérez asegura que el diputado “indudablemente que debe darle garantías y respeto a todas las partes en la comisión  de Hacienda».

Núñez ya ha mostrado su postura más dura ante la iniciativa del Ejecutivo de Modernización Tributaria. «Tenemos la convicción que si no hay cambios en este proyecto, es imposible aprobar la idea de legislar. Así que hoy la pelota está en el gobierno», dice. Y agrega que si La Moneda cede «en los puntos sustantivos, que son principios básicos para nosotros, como es no rebajar los impuestos a las grandes empresas, por supuesto que hay espacio para evaluar este tema”.

Y si bien el Congreso todavía sigue en receso, el tema tributario ya comenzó a tomarse las discusiones y el debate. De hecho, el martes el Presidente Piñera -durante su gira en el sur- ya tuvo el primer gesto para la oposición sobre la iniciativa de rentas regionales. El Mandatario destacó que uno de los objetivos es “fortalecer la capacidad de crecer, de crear empleos, de emprender y generar incentivos especialmente en las regiones, y por lo tanto va a tener un capítulo para buscar mecanismos que generen más recursos y autonomía”.

Uno de los primeros en alzar la voz fue el mismo Núñez apuntando a que el Jefe de Estado tenía como objetivo dividir a la centroizquierda en torno a ese tema. “Piñera va a buscar acciones audaces para intentar desordenar los planteamientos de la oposición. Cuando ve a la oposición unida, el gobierno ha recurrido a su famosa tesis del pirquineo. Para obtener los votos de la oposición, es capaz de recurrir a las más diversas prácticas políticas, como comprometer proyectos y hacer acuerdos secretos”, dijo el parlamentario a La Segunda.

En tanto, el actual presidente de la comisión de Hacienda Pablo Lorenzini, quien se ha inclinado por incorporar la descentralización en la reforma tributaria, desestimó los dichos de Núñez. “Si el Presidente ha decidido involucrarse, me parece muy bien. La idea de legislar va a depender de un gesto político”, señaló el DC.

Los 13 millones de dólares de Venezuela para la U. Arcis que llegaron a una cuenta manejada por Núñez

La actual crisis que vive Venezuela no es el primer tema en el que Daniel Núñez aparece relacionado con el chavismo. Aportes financieros venezolanos, con destino a la Universidad Arcis, son un capítulo importante en la biografía de diputado. 

Entre 2004 y 2013 el Instituto de Ciencias Alejandro Lipschutz (ICAL) -ligado al Partido Comunista- fue dueño y administradora de la Universidad Arcis. Pero al comienzo del gobierno de la extinta Nueva Mayoría dio un paso al costado y la entidad optó por dedicarse a las asesorías parlamentarias.

ICAL también es el think tank del Partido Comunista, desde 1983. En 1996, la colectividad creó la ONG ICAL y, posteriormente, en 2003, constituyó la sociedad comercial Ediciones ICAL Ltda., cuyos socios iniciales fueron el diputado Daniel Núñez y el también PC, Óscar Azócar. Así, según una investigación de Ciper, constataron que el PC construyó en 2004 junto al empresario y ex miembro del MIR, Max Marambio la sociedad comercial Inversiones y Inmobiliaria Libertad S.A, para controlar la universidad.

Y si bien Marambio tenía el dominio del 61,75% de la Inmobiliaria Libertad, los documentos que Ciper revisó en 2014 indicaron que desde fines de 2008 ONG ICAL y Ediciones ICAL comenzaron a tomar progresivamente el control de la universidad. De hecho del total de siete miembros del directorio, cuatro eran del PC: Juan Andrés Lagos, Daniel Núñez, Patricio Palma y Jorge Insunza.

Ya en enero de 2007 el directorio de ONG ICAL aprobó abrir una cuenta corriente en dólares en el Banco BCI. Lo mismo hizo el directorio de Nazareno S.A. de Max Marambio. Las cuentas eran gestionadas en conjunto por Marambio y Núñez para manejar fondos provenientes del extranjero.

Al año siguiente, Nazareno y ONG ICAL recibieron fondos desde Venezuela, autorizados personalmente por el entonces Presidente Hugo Chávez, según señala Ciper en su investigación. Así, obtuvieron US$9 millones provenientes del Banco Nacional Económico de Venezuela (BANDES), como parte de “un convenio de asistencia económica no reembolsable”. Luego, en marzo de 2009, hubo otro traspaso desde Venezuela por US$ 4 millones.

Pero ese dinero no llegó a la universidad directamente, pues pasó antes por las cuentas de ONG ICAL y Nazareno. Por ese entonces Marambio y Núñez eran directivos de la ONG ICAL, y lo traspasaron a la casa de estudios para realizar el “saneamiento de las deudas contraídas, relacionadas con el pago de alquileres, juicios pendientes, impuestos, pago a proveedores”, a la creación de la Escuela Latinoamericana de Estudios de Posgrado (ELAP), y a pagar campañas de publicidad y marketing para sumar nuevos alumnos.

Pese a que los dineros de Chávez eran para sanear las finanzas de la universidad, el balance de 2008 –según consignó El Líbero en 2014-  registró que al 31 de diciembre se adeudaba montos por concepto de impuestos de primera categoría relacionada a sueldos y honorarios, y mantenía $1.174 millones en letras, cheques y pagarés protestados, cifra muy similar a la del año anterior.

Contratación de millonarias asesorías

El manejo de recursos ha sido recurrente para Núñez. Entre 2014 y 2016, el representante de Coquimbo y sus pares del PC en la Cámara, Guillermo Teillier, Camila Vallejo, Hugo Gutiérrez, Karol Cariola y Lautaro Carmona contrataron los servicios de asesorías de ICAL por la suma de $340 millones -tras haber dejado la administración de la U. Arcis-, que fueron pagados por la Cámara de Diputados, según consignó El Líbero. La bancada comunista contrató un “paquete” de los servicios de ICAL. Gastos que son pagados por la Cámara de Diputados.

De este modo, ICAL realizó millonarias asesorías sobre los más diversos temas: salud pública, educación, subvención escolar, seguridad ciudadana, vivienda, desarrollo urbano y bienes nacionales, trabajo y previsión social, reforma laboral, problemas de género, pensiones, Constitución, reforma tributaria, relaciones exteriores e integración latinoamericana, son algunas de las temáticas por las que el thinh tank aparecen prestando sus servicios.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: