Señor Director,

Personalmente nunca me ha convencido la teoría cíclica de la historia. Sin embargo, nadie puede negar la existencia de ciertas semejanzas que han ocurrido entre distintos hechos históricos. En el caso de Chile, por ejemplo, lo que estamos viviendo en la actualidad con respecto al proceso constituyente me recuerda a lo vivido entre 1823 a 1833.  Los historiadores lo definieron como el periodo de los ensayos constitucionales o anarquía política, debido a que se fueron derogando distintas constituciones por causa de su inviable aplicación. Lo cierto es que las bases que finalmente dieron orden a la república emergieron una vez terminada la primera guerra civil con la constitución de 1833 que nos rigió durante 92 años. Esperemos en la actualidad triunfe el buen ejercicio de hacer política, sin la necesidad de recurrir a la vía armada venga de donde venga, por el bien de la patria y la nación chilena.

Daniel Manchileo Zeballos

Deja un comentario

Cancelar la respuesta