COLUMNAS DE OPINIÓN

Nicolás Ibieta

Consultor en comunicación

No sólo Essal ha visto dañado su prestigio. El gobierno, en particular tras la intervención del presidente Piñera yendo el día miércoles al lugar sin que se pudiese confirmar todavía la restitución completa del servicio, han visto manchada su propia reputación con este caso, por errores de gestión y comunicación.

Seguir leyendo