Publicado el 14 julio, 2021

Las reglas de la mesa que “amordazan” a los convencionales de Vamos por Chile

Autor:

Florencia Donoso

“Están sobrerrepresentadas las listas que tienen menos constituyentes, y se castiga expresamente a las listas que tienen más”, señala el convencional Bernardo Fontaine sobre las reglas que impuso la mesa Loncón-Bassa para entregar la palabra a los constituyentes. Siguiendo una lógica de paridad, plurinacionalidad, descentralización y sectores políticos, la presidencia va ordenando las intervenciones, sin respetar el “orden de llegada”. Así es como la lista con más constituyentes se ve perjudicada.

Autor:

Florencia Donoso

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

En la mañana del martes, las constituyentes de Vamos por Chile Carol Bown y Teresa Marinovic llegaron al hemiciclo de la sede del Congreso en Santiago, minutos antes de las 9:30 horas. Se anotaron para tener la palabra, en ese orden, y así, conseguir hablar durante la sesión. Bown fue la primera en hacer una intervención, sin embargo, el turno de Marinovic llegó recién a las 11:00 horas, logrando hablar en octavo lugar.

¿Cómo se explica esto? En la Convención, la palabra no se está dando por “orden de llegada”, como se acostumbra en el Congreso, sino bajo criterios de paridad, plurinacionalidad, descentralización y de acuerdo a ideas o sectores políticos, porque así lo impuso la mesa conformada por Elisa Loncón y Jaime Bassa. Esto ha generado críticas por parte de constituyentes de la lista Vamos por Chile, que consideran que esto puede afectar la igualdad ante la ley. “La forma en como se está asignando la palabra no corresponde a los estándares de democracia y transparencia”, señala Bernardo Fontaine (IND-RN).

La mesa directiva planteó, en un borrador de normas de funcionamiento que se podría implementar hasta que se escriba el reglamento -y que circuló durante la mañana de ayer-, que se dividirían a los constituyentes en seis grupos: Escaños Reservados, Lista del Apruebo, Apruebo Dignidad, Lista del Pueblo, Vamos por Chile e independientes.

Cada grupo tendría la mismas oportunidades para participar. Sin embargo, hay que considerar que el número de constituyentes en cada grupo es distinto, lo que reduciría las participaciones de aquellos bloques con más constituyentes.  Vamos por Chile -que corresponde el grupo con mayor cantidad de convencionales-, tiene 37, versus Pueblos Originarios (17), Apruebo Dignidad (28), Lista del Pueblo (27), Lista del Apruebo (25) e independientes (21). En este sentido, el grupo que se ve más perjudicado con las normas impuestas por la mesa es Vamos por Chile.

Fontaine sostiene que, por la forma en asignar la palabra, “están sobrerrepresentadas las listas que tienen menos constituyentes, y se castiga expresamente a las listas que tienen más”. El convencional comenta que la semana pasada pidió la palabra el miércoles en la mañana, y recién el jueves en la tarde logró realizar su comentario, teniendo que esperar cerca de 48 horas.

“Estos criterios impuestos por la mesa, de dar el uso de la palabra según quién la pide, para que supuestamente sea lo más plurinacional, paritarios, plural, en el fondo no respeta la proporcionalidad o representatividad de los distintos grupos: nosotros representamos entre el 24-25% de la Convención y sólo nos han otorgado el 16% del uso de la palabra”, comenta el constituyente Eduardo Cretton (UDI). Agrega que  “hay otros grupos que han hecho más uso de la palabra que el que les correspondería por convencional, si se aplicaran criterios de representatividad o fuese proporcional a la cantidad de convencionales por grupo que la pide”.

Estos criterios impuestos por la mesa, de dar el uso de la palabra según quién la pide, para que supuestamente sea lo más plurinacional, paritarios, plural, en el fondo no respeta la proporcionalidad o representatividad de los distintos grupos: nosotros representamos entre el 24-25% de la Convención y sólo nos han otorgado el 16% del uso de la palabra”, comenta el convencional Eduardo Cretton.

Por su parte, la constituyente Ruth Hurtado (IND-RN) subraya: “Seguimos con la misma arbitrariedad de la mesa, en que ellos deciden cuánta gente es la que puede hablar y cuándo se cierra el debate. Es más, su propuesta pretende establecer que sería la presidencia la que determine cuándo se termina el debate”. Añade que el otorgamiento de la palabra “es poco democrático en temáticas que todos querríamos opinar, sin embargo la posibilidad de opinar va depender de la decisión de la mesa”.

Seguimos con la misma arbitrariedad de la mesa, en que ellos deciden cuánta gente es la que puede hablar y cuándo se cierra el debate”, resalta Ruth Hurtado.

En el borrador elaborado por la mesa se lee: “Si bien los escaños reservados representan el 10,9% de los escaños de la Convención, su presencia en el debate debe ser favorecida en aras de cumplir con un principio de acción afirmativa que corrija la circunstancia de exclusión política a la que históricamente han estado sometidos los pueblos originarios y primeras naciones”.

Frente a esto, la convencional Teresa Marinovic comenta que “el gran problema de estas discriminaciones positivas -que en realidad son arbitrariedades-, es que pretenden “corregir” problemas de manera artificial. Por ejemplo, “los indígenas han sido víctimas de clasismo”. ¿Es cierto eso? ¿Qué pienso yo de eso? Que es verdad, pero que eso no se arregla “dándoles preferencia” en la toma de la palabra”. Agrega además que “ese tipo de paternalismos, de tratos especiales, para mí son en realidad máscaras del desprecio. Mi respeto se manifiesta tratando a las personas como iguales, no como víctimas, ni como niños”.

Las normas transitorias para los primeros 30 días presentadas por los constituyentes de Chile Vamos proponen, en el anexo, que “el presidente estará obligado a otorgar la palabra al convencional constituyente que lo haya solicitado en estricto orden de petición de la misma”.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podamos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO

También te puede interesar:

Cerrar mensaje

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podamos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO