Protagonista de la primera semana de gobierno

La truncada visita de la ministra del Interior a La Araucanía que buscaba trabajar en un la desescalada del Estado de Excepción, junto al «Manual de buenas prácticas para la difusión mediática de temas mapuche», fueron tierra fértil para el ruido tuitero. Aunque no es la primera vez que Siches es objeto de análisis por parte de El Liberómetro, en esta ocasión, la ministra acaparó las luces de la agenda pública.

Reputación: una fama «tibia»

De 10 puntos posibles, Izkia Siches obtuvo 3,6, mucho más abajo que los casi cinco que obtuvo con la polémica de las fotos en Casa Costanera. Aunque el puntaje en esta ocasión fue bajo, la ex presidenta del Colegio Médico obtuvo un 41% de menciones positivas, casi triplicando el porcentaje en el escáner anterior. ¿La razón de este desbalance? El gran volumen de menciones neutras (no explicitan sentimientos negativos o positivos) que le impidieron alcanzar una mejor reputación.

Conectada con el núcleo del gobierno y salpicones de la violencia en la zona

Tras analizar la nube de palabras más utilizadas por los usuarios, se revela que una parte importante de ellas se relaciona con etiquetas al presidente Gabriel Boric y a la vocera de gobierno, Camila Vallejo. Los tuiteros, por lo tanto, traspasan la valoración de las acciones de la ministra al conjunto de autoridades.

En suma, cabe destacar que la visita de Izkia fue lo que más conversación generó en redes. En particular, los usuarios mencionaron palabras como “violencia”, “terroristas”, “balazos”, entre otras, haciendo eco de las características propias del conflicto en la Macrozona Sur.

¿Pasó la prueba del Liberómetro?

Con más de trescientos mil menciones en la red, y con un alcance apoximado de 623 mil de usuarios que vieron publicaciones relacionadas, Izkia pasó la prueba de El Liberómetro, pero en amarillo. Pese a que la ministra generó movimiento, este se caracterizó por su tibieza: para ser la primera semana del gobierno y estando Siches en el centro del escenario, los tuiteros fueron benevolentes con sus jugadas.

Revisa el estudio completo de Retarget aquí:

Deja un comentario

Cancelar la respuesta