Pese a que durante la tramitación del proyecto de aborto los senadores DC hicieron de la objeción de conciencia un tema central, ahora los diputados democratacristianos Víctor Torres, Gabriel Ascencio, Gabriel Silber y Raúl Soto respaldaron la solicitud de interpelación del ministro Santelices, sumándose a las 58 a rúbricas reunidas por la oposición.
Publicado el 09.04.2018
Comparte:

Hace poco más de un año, la objeción de conciencia parecía ser el “caballito de batalla” de la Democracia Cristiana, para apoyar el entonces proyecto de ley que despenalizaba la interrupción del aborto en tres causales.

Incluso la bancada de senadores acordó comprometer su apoyo a la iniciativa del Gobierno con condiciones. Así, en junio pasado, el ex senador Patricio Walker sostenía que “hemos acordado que efectivamente se tiene que consagrar la objeción de conciencia, no solo para los médicos, sino que también para el personal que trabaja con los médicos (…), salvo obviamente cuando hay peligro de la vida de la madre”.

En esa postura también coincidió su par independiente y ex miembro del comité DC, Pedro Araya, quien apoyó la iniciativa de la senadora Carolina Goic, en extender la objeción de conciencia a todo el equipo médico. Y es que las complicaciones para aprobar el proyecto surgían desde La Nueva Mayoría.

Finalmente la comisión de Constitución del Senado terminó aprobando ampliar la objeción de conciencia a todo el personal médico que interviniera en el pabellón. Indicación que fue presentada por Araya y respaldada por Hernán Larraín (UDI) y Alberto Espina (RN), mientras que Felipe Harboe (PPD) y Alfonso De Urresti (PS) estuvieron en contra de la moción.

División DC en la solicitud de interpelación del ministro de Salud

De las 58 firmas reunidas por la bancada de oposición para presentar la solicitud de interpelación del ministro de Salud, Emilio Santelices, cuatro rúbricas pertenecían a los diputados DC.

La iniciativa –liderada por el Partido Radical– surgió luego de que el gobierno modificara el protocolo de objeción de conciencia, eliminando el párrafo que impedía a los establecimientos de salud privada, que tuvieran convenio con el Ministerio de Salud, declararse como objetores de conciencia. Los fundamentos del gobierno eran que esto permitiría que, además de respetar las convicciones de las entidades, se obligara a los centros de salud que fuesen objetores a canalizar hacia otros establecimientos a aquellas personas que les pidiesen realizarse abortos.

Y es que se ha generado una división en torno a la objeción de conciencia al interior de la DC, pues en la solicitud de interpelación firmaron los diputados: Víctor Torres, Gabriel Ascencio, Gabriel Silber y Raúl Soto. Mientras que por el otro lado, sus pares Miguel Ángel Calisto, Daniel Verdessi y Jorge Sabag respaldaron la revocación del protocolo.

“Acá no estamos hablando de estar a favor o en contra del Gobierno. Acá estamos hablando de defender un derecho fundamental, un derecho humano que es la objeción de conciencia de las personas e instituciones que tienen reparos al minuto de ejercer e implementar una ley que claramente atenta contra el derecho a la vida”, señaló Calisto.

En tanto, Torres aseguraba que la acción de Santelices “va completamente en contra de lo que fue aprobado por este Congreso y de lo que establece la ley. Recordemos que ni la Cámara ni el Senado aprobaron la objeción de Conciencia institucional y no fue más que por una interpretación extensiva del Tribunal Constitucional que se crea esta figura en la ley”.

La solicitud de interpelación fue respaldada mayoritariamente por miembros de la ex Nueva Mayoría y del Frente Amplio, en contraste con lo que ocurre en la DC, donde la bancada ha presentado diferencias internas.

Con ello la colectividad no solo enfrenta un desacuerdo en torno a la modificación del protocolo de objeción de conciencia, sino que además se distancia de sus pares de la oposición. “Vamos a ser oposición fiscalizadora, no obstaculizadora y para eso no necesitamos ser parte de ningún conglomerado político”, aseguraba a “El Líbero” la timonel DC, Myriam Verdugo.