Cine en su Casa es presentado por:
Publicado el 20 de agosto, 2020

“This is us”: Esto somos

Periodista Ana María Gálmez

Con cuatro temporadas en el aire y la quinta parada, en modo confinamiento, esta serie es tal vez de las mejores que he visto. Y por algo tan sencillo, porque es mi vida o la tuya o la de nuestro vecino reflejada en una pantalla.

Ana María Gálmez Periodista

La premiada serie creada por Dan Fogelman (guionista de Enredados, la saga de Cars o Crazy, Stupid, Love ) y exhibida por Amazon Prime tiene entre sus laureles el Emmy a la Mejor Serie Dramática a Sterling K. Brown (2017); el del sindicato de actores por Mejor Reparto de Serie Dramática (2018 y 2019) y el Globo de Oro Mejor Actor de series a Sterling K. Brown (2018). Una trayectoria que amerita darse el tiempo para verla porque les aseguro que van a llorar, reír y reflexionar sobre lo que implica construir una familia, un matrimonio, educar hijos y cultivar afectos.

La serie se centra y sigue de manera circular a la familia Pearson: Jack, el padre (Milo Ventimiglia); su mujer Rebecca (Mandy Moore) y los trillizos Kate (Chrissy Metz), Kevin (Justin Hartley) y Randall (Sterling K.Brown). Los Pearson son literalmente -y como cualquier familia del mundo- una juguera emocional. Jack es la bondad personificada, pero con debilidades, talentos y frustraciones como cualquier ser humano y un romántico empedernido, donde su objeto de amor son su mujer y sus hijos. Rebecca es la clásica madre que dejó en segundo plano sus aspiraciones profesionales para dedicarse en alma y cuerpo a sacar adelante a estos trillizos, que llegaron inesperadamente a su vida; y los trillizos son complejos, opuestos pero inseparables, todos respiran a uno.

El guion de la serie está magistralmente escrito, porque por la extensión de la serie uno podría pensar que está estirada y que puede comenzar aburrir a medida que uno devora cada capítulo. Su gracia es que la maestría de Dan Fogelman es total. Construye una historia única con saltos al pasado, viajes al futuro, fragmentos del presente, conflictos que se repiten una y otra vez, pero como en un puzzle gigante (éste llegaría como a las 100 mil piezas), cada episodio empieza y termina en un lugar similar o en una problemática determinada.

This is Us, para mi gusto, tiene una gran fortaleza en este mundo infinito de programas que nos ha abierto la pandemia: es inteligente -de esas hay muchas- pero es un mar de emociones profundas y bien construidas, algo con lo que uno no se encuentra habitualmente. Este es su gran anzuelo para enamorarnos de cada personaje y seguir con ansiedad, capítulo tras capítulo su historia, vida y el modo de enfrentar los conflictos o sus luchas personales contra sus defectos o adicciones.

Como lo han dicho mucho de sus críticos, es una serie honesta, porque se muestra tal cual. Es la vida real, con los dramas que enfrenta cualquier familia, las alegrías y dificultades, y por supuesto las penas. Nos da el privilegio de convertirnos en unos voyeristas de la cotidianidad ajena.

Unas breves pinceladas para no cometer el sacrilegio de spoilearla (nuevos términos pandémicos que comenzamos a sumar a nuestro vocabulario, como, por ejemplo, procastinar). Lo único que hay que saber de This is Us es que trata de una familia marcada por la muerte del padre (se devela al principio) y centrada en la vida de unos trillizos treinteañeros (uno de ellos afroamericano y adoptado el mismo día que nacieron sus hermanos) y que parte, para ser más exactos, el día que cumplen 36 años. La trama se desarrolla a partir del perfil de los trillizos: Kate y su obesidad crónica que refleja sus inseguridades y baja autoestima; Kevin, el deportista que se quedó en promesa y hoy es un actor frustrado, y Randall, de un corazón de oro, que tiene la carga de ser un afroamericano adoptado por una “familia de blancos”. Carril aparte es el amor incombustible entre Rebecca y Jack. Un matrimonio que se construye a diario; se aman, frustran, decepcionan y vuelven a recomenzar.

Suman a esta hermosa historia unos personajes secundarios maravillosos: Beth, la mujer de Randall (Susan Kelechi); Toby, el optimista y buena onda novio de Kate (Chris Sullivan) y William, el mejor amigo de Jack (Ron Cephas Jones). Formar parte de la vida de los Pearson, una hora al día si eres de los con suficiente control a la hora de consumir series, es sumergirse en la relación afectiva de esta familia. Es una producción cálida y atractiva y sus personajes tienen gran personalidad, son fuertes, cada uno a su manera y viven y pelean con sus propios demonios internos y externos.

Descubrir This is Us (en un contexto donde sólo en USA en 2018 se produjeron cerca de 500) es como hallar una pepita de oro en un mar de producciones insulsas. Es el reflejo de una vida suspendida, como la que estamos experimentando en estos momentos, pero al mismo tiempo es una vida única como la de cualquiera de sus seguidores.

Su clave de éxito es la conexión emocional que surge entre el espectador y cada uno de los Pearson. Es una invitación personal a entender “esto es lo que somos”. ¡Imperdible!

Por Amazon Prime Video. Cuatro temporadas.

También te puede interesar:

Cerrar mensaje

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior suscríbete, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podemos ampliar nuestra labor.

Suscríbete