Publicado el 10 de marzo, 2019

Mejores alumnos, los más «decepcionados» con el actual sistema de admisión escolar

Autor:

Bastián Garcés

Según estudio de Libertad y Desarrollo durante el proceso de selección de 2018, el 53% de los mejores estudiantes fueron admitidos en el colegio de su primera preferencia, 10 puntos menos que el resto de los postulantes. «Esta diferencia se explica porque los alumnos de alto rendimiento se están disputando vacantes más solicitadas, cuya probabilidad de adjudicación es más baja», se lee en el texto de LyD.

Autor:

Bastián Garcés

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

«Es un sistema que ha causado mucho daño a las familias en las regiones que se ha aplicado. Creemos que es fundamental tener la flexibilidad para poder lograr acuerdos que nos permitan tener soluciones a estas familias«, explicó este lunes la ministra de Educación, Marcela Cubillos, respecto a la decisión de dividir el proyecto de Ley de Admisión Justa en dos partes: una enfocado en la situación de los liceos emblemáticos y otra para redefinir el sistema de selección de los colegios.

En el marco de la discusión del texto legal, Libertad y Desarrollo elaboró un informe respecto a los resultados del proceso de selección escolar del año pasado donde se da «cuenta de la existencia de una alta concentración de preferencias en un número muy acotado de establecimientos educacionales». A nivel nacional, LyD encontró que el 94% de los colegios que ofrecieron vacantes recibieron al menos una postulación en primera referencia, no obstante, el 55% de ellas se concentró solo en el 10% de los establecimientos. En otras palabras, de cada 10 postulantes 5 optaron tan solo a 1 de los 10 recintos disponibles.

Estas cifras se hacen notorias en regiones como la de O’Higgins en la que el 74% de los estudiantes que postularon a 7° básico, lo hicieron a solo 34 colegios, que en términos porcentuales es solo el 10% de los recintos que ofrecieron vacantes para dicho nivel. Y de ellos, un solo establecimiento concentró el 37% de las solicitudes en primera preferencia. En el caso de Tarapacá, solo 3 colegios de los 94 que ofrecían matrículas para 7° básico recibieron la mitad de las postulaciones en primera referencia. De ellos, un solo recinto concentró el 27% de las solicitudes.

Los alumnos de alto rendimiento académico postulan, más que el promedio, a establecimientos educacionales de alta demanda, es decir, se están disputando las vacantes más solicitadas de cada región, de manera que la probabilidad de adjudicárselas es más baja».

Para LyD está situación explica que «independiente de la forma de asignación de las vacantes, siempre habrá un número significativo de usuarios disconformes por no obtener un cupo en los establecimientos altamente demandados y que se defraudarán del sistema centralizado». Además, señalan que en este contexto «es legítimo otorgar mayor prioridad a quienes manifiesten preferencias más intensas por un determinado establecimiento, lo que esté respaldado con actitudes concretas, como podría ser un buen rendimiento académico previo u otros requisitos relativos a un proyecto educativo específico«.

Solo 53% de los mejores alumnos fue aceptado en su primera preferencia

Otro aspecto que destaca el informe tiene que ver con las postulaciones de los alumnos de alto rendimiento académico, aquellos que pertenecen al 20% superior de notas de su colegio de origen, razón por la cual solo fueron considerados estudiantes que ingresaron a 1° medio. Según constató LyD, este grupo se adjudicó «con menor frecuencia un cupo en el establecimiento de su preferencia«.

El hecho de que las preferencias -especialmente de los alumnos de mayor rendimiento académico- estén muy concentradas en un grupo acotado de establecimientos, justifica la introducción de nuevos criterios para la admisión».

De acuerdo al documento, al considerar todas las regiones que participaron del proceso, solo un 53% de los mejores alumnos logró ser admitido en su colegio de primera preferencia, además de que el 8,4% de este grupo no fue admitido en ninguno de los colegios a los que postuló. Mientras que en el resto de los estudiantes el porcentaje que fue seleccionado en su primera preferencia fue de un 62%, casi 10 puntos más que los de alto rendimiento, y aquellos que no quedaron en ningún colegio al que postularon fue solo el 5%, tres puntos menos que los mejores estudiantes.

A nivel regional, Magallanes presenta una diferencia 20 puntos porcentuales entre alumnos de alto rendimiento (46,5%) que quedaron en su primera opción frente al resto de estudiantes (65,6%), mientras que en el caso de aquellos que no fueron seleccionados en ningún colegio al que postularon fue de más de 10 puntos, 17,7% en el caso de los mejores alumnos frente al 7% del resto de estudiantes.

Estás cifras según el documento de Libertad y Desarrollo ayudan a «entender por qué son mayoritariamente los alumnos de alto rendimiento académico los que hoy están decepcionados con el nuevo sistema de admisión«.  Y añaden que estos resultados constituyen «un antecedente para apoyar la introducción de nuevos criterios para la admisión, particularmente el mérito, de manera que esas familias que no logran ser admitidas en el colegio de su preferencia a pesar del buen desempeño de sus hijos, sientan al menos que su esfuerzo fue considerado y no se desalienten«.

Al respecto, en el texto de LyD se señala que «una razón que podría explicar esta diferencia tiene que ver con que los alumnos de alto rendimiento académico postulan más que el promedio a establecimientos educacionales de alta demanda, es decir, se están disputando las vacantes más solicitadas de cada región, de manera que la probabilidad de adjudicárselas es más baja». Además, comentan que «el hecho de que las preferencias -especialmente de los alumnos de mayor rendimiento académico- estén muy concentradas en un grupo acotado de establecimientos, justifica la introducción de nuevos criterios para la admisión».

«Los resultados del sistema hablan también de la necesidad de avanzar en el mejoramiento de la calidad de la educación y, en lo inmediato, de mejorar los mecanismos de entrega de información que facilite que las familias conozcan los proyectos educativos que conviven dentro de la diversidad del sistema educativo», concluye el documento de Libertad y Desarrollo.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: