Actualidad Informativa es presentado por:
Publicado el 13 de abril, 2019

Confederación Económica Mapuche busca apoyo en Icare para zona franca en La Araucanía

Autor:

Emily Avendaño

Ambas entidades se reunieron en marzo para analizar la propuesta y se espera que en mayo, representes de Icare viajen a la zona para ver la viabilidad del proyecto. Jaime Huenchuñir, presidente de la confederación explica que con la iniciativa buscan atraer la inversión, que se ha alejado producto de la violencia, y generar las condiciones en la región “para que la gente no sea manipulada por los caudillos a través del hambre”.

Autor:

Emily Avendaño

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

La propuesta de la Corporación Zoframa es posicionar el tema del desarrollo económico de La Araucanía a través de la creación de una zona franca. El proyecto incluye exenciones tributarias y beneficios aduaneros para las empresas que tengan domicilio, operación y generación de ingresos dentro de la IX Región, y que tengan socios con ascendencia mapuche que cuenten con, al menos, 50% de participación societaria o que contraten a un porcentaje –aún a determinar– de empleados mapuches.

Zoframa actualmente es la instancia que preside la Confederación Económica Mapuche, una coalición creada en octubre de 2018 y que agrupa a 35 organizaciones. El anteproyecto “Zona de exención tributaria mapuche de La Araucanía” ya fue presentado ante el ministro de Desarrollo Social Alfredo Moreno, quien –según Jaime Huenchuñir Vergara, presidente de la Confederación– lo remitió para su evaluación a la Dirección de Presupuestos (Dipres) y al Ministerio de Hacienda. La propia coalición entregó el texto al Presidente Sebastián Piñera en su última visita a Temuco el 21 de febrero pasado.

“Obviamente es un tema bastante delicado, bastante macro y bastante potente, como para tomar una decisión en seco. Tienen que analizarlo muy bien. Lo que proponemos es que para que tenga validez quienes tienen que hacer el análisis y presentar el estudio completo debemos ser nosotros, Zoframa, como entidad económica mapuche. También con la ayuda de la Confederación y sus otras entidades. Esta es nuestra propuesta más poderosa a nivel macro, en términos económicos y como política pública”, explica Huenchuñir.

Los resultados de la encuesta de Caracterización Socioeconómica Nacional (Casen) 2017 ratificaron que la IX Región es la más pobre de Chile, tanto en ingreso como por factores multidimensionales. Incluso, la tasa de pobreza de ingreso en La Araucanía (17,2%) dobla al promedio nacional (8,6%). El anteproyecto también toma como justificación la Encuesta Suplementaria de Ingresos (ESI), realizada por el INE, que en 2016 ubicaba a la región como la zona con ingresos medios y medianos más bajos del país, con $383.876 y $286.476, respectivamente.

Argumenta Huenchuñir: “Siempre se habla de que la región tiene mucho potencial, pero nunca han existido medidas concretas de largo plazo que aprovechen este potencial. Ha habido medidas paliativas, asistencialistas o paternalistas. La única intervención que podríamos ver que sería positiva es la que proponemos, que podría convertir a la región, en un plazo de 20 años, en una de las zonas más ricas de Chile, si es que tuviéramos esta ventaja, y esto beneficiaría tanto al pueblo mapuche como a los no mapuche”.

La corporación privada Icare, que agrupa a más de 1.200 empresas, se mostró interesada en la iniciativa, una vez que se las presentaron el 19 de marzo. A esa reunión asistieron Manuel Vargas, director ejecutivo del instituto; Guillermo Tagle, presidente de Políticas Públicas; Mariela Formas, coordinadora de Políticas Públicas; Pablo Correa, del Círculo Empresa y Sociedad; y los miembros del Grupo de Políticas Públicas de Icare Guillermo Martínez, Jorge Marshall –economista, ex ministro del Presidente Patricio Aylwin–, y el sacerdote Agustín Moreira.

Los violentos van a continuar, aunque nos den todo lo que ellos piden. Ellos necesitan vivir de esta violencia, sacan beneficios y son financiados por causa de esta violencia. A pesar de ellos, nosotros tenemos que buscar mecanismos para traer prosperidad a nuestra gente”.

“Con ellos estuvimos viendo la argumentación técnica del proyecto. La opinión que nos dieron es que se trata de una medida muy buena, con mucho potencial, pero que tiene que ser analizada todavía más profundamente. Realmente hay que hacer un estudio y una validación entre la gente del pueblo mapuche. De hecho, ellos van a venir a Temuco para poder ver si existe esa validación”, asegura el presidente de la entidad mapuche, quien especifica que la visita se está programando para mayo o, a más tardar, en junio.

“Podremos avanzar en trabajar en conjunto en este estudio y aprovechar la experiencia que ellos tienen en términos de políticas públicas, que nos puede ayudar a generar este bosquejo de proyecto de ley que tenemos que presentarlo directamente al Presidente Piñera”, señala Huenchuñir.

Por Zoframa, el Jefe de Proyecto es Carlos Soto Yáñez, ingeniero Comercial y académico de la Universidad Federico Santa María, y el Jefe Tributario es Luis Catrilef Epulef, contador, auditor y académico de la Universidad de Santiago (Usach).

Con esta herramienta nosotros podemos dar la opción a aquellos que optan por la vía violenta de que cambien y puedan desarrollarse como personas y como miembros del pueblo mapuche a través del trabajo”.

“Lo que nosotros estamos haciendo es convocar a los profesionales mapuche para generar este estudio, en compañía de otras instituciones como Icare y el Ministerio de Desarrollo Social”, continúa el presidente de la Corporación. “Los convenios que tiene Chile en relación a los pueblos originarios, recomiendan que estos estudios y validaciones sean hechas por los propios pueblos originarios”.

“Nuestra finalidad es que la gente no sea manipulada por estos caudillos a través del hambre”

El documento elaborado por Zoframa no omite el tema de la violencia rural. De hecho, es uno de los puntos que utilizan para justificar el proyecto. Indican que desde el año 1999 registran 24.000 millones de pesos en pérdidas solo en el valor de maquinarias y señalan que el valor de lo que la región ha dejado de producir es drásticamente alto. “¿Qué pasaría si cambiamos la violencia por un tema económico?”, se preguntan.  Y admiten que producto del alto riesgo de invertir en la región han experimentado un “éxodo en la inversión local”.

Para Huenchuñir, “los violentos van a continuar, aunque nos den todo lo que ellos piden. Ellos necesitan vivir de esta violencia, sacan beneficios y son financiados por causa de esta violencia. A pesar de ellos, nosotros tenemos que buscar mecanismos para traer prosperidad a nuestra gente. Diría que más de 95% del pueblo mapuche no concuerda con los violentistas, pero sí concuerdan con el fondo: es necesario lograr la autodeterminación, reconocimiento constitucional, tierras y desarrollo económico”.

Ha habido medidas paliativas, asistencialistas o paternalistas. La única intervención que podríamos ver que sería positiva es la que proponemos, que podría convertir a la región, en un plazo de 20 años, en una de las zonas más ricas de Chile”.

La propuesta de Zoframa y de la Confederación Económica Mapuche se propone atraer inversión a la región, “que ha sido nula hace más de 7 años” y bajar el riesgo de invertir. “Con esta herramienta nosotros podemos dar la opción a aquellos que optan por la vía violenta de que cambien y puedan desarrollarse como personas y como miembros del pueblo mapuche a través del trabajo. Es la oportunidad económica de sacar a la gente de la miseria. Recuperar lo que nos quitaron de una forma correcta y este instrumento proporciona eso. Nuestra finalidad es que la gente no sea manipulada por estos caudillos a través del hambre”.

En la Confederación Económica Mapuche confluyen otras instituciones como la Corporación de Profesionales Mapuche Enama, el Banco Mapuche Küme Mogen, la Sociedad de Turismo Mapuche, la Fundación Aniceto Norín, el Consejo de Lonkos, la Unión Comunal de emprendedores mapuche Padre de las Casas, entre otros. A través de esta instancia, el 18 de diciembre, se hizo entrega al Intendente Jorge Atton de 134 observaciones y 55 propuestas al Plan Impulso Araucanía.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: