Columnas de opinión es presentado por:
Publicado el 24 de abril, 2019

Vicente Schaerer: Avengers: La apuesta visionaria de Marvel Studios

Realizador audiovisual Vicente Schaerer

El Universo Cinematográfico Marvel (M.C.U.) celebrará la culminación de sus últimos 10 años de narración este jueves, una vez que Avengers Endgame se estrene alrededor de todo el mundo.

Vicente Schaerer Realizador audiovisual
Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

Una cosa que la gente tiende a pasar por alto es la increíble hazaña que ha sido el Universo Cinematográfico Marvel (M.C.U.). Antes de Iron Man y los Avengers, el lugar para encontrar historias serializadas de larga duración era la televisión, donde durante muchos episodios y temporadas el público se encariñaba con personajes en constante cambio, a lo largo de varios años. La contraparte cinematográfica de este fenómeno nos daba personajes que no podían «cambiar» completamente durante la serie, ya que, de lo contrario, la audiencia dejaría de involucrarse con ellos de la misma manera.

Pero en 2007, Marvel Studios (un estudio independiente en ese entonces) quedó a cargo del productor de películas de cómic Kevin Feige, quien tuvo la idea sin precedentes de hacer una historia serializada de larga duración que abarcaría no solo 22 cintas, sino varias franquicias que se cruzarían entre ellas. Esto nunca se había hecho antes exitosamente.

Y este no fue el único riesgo que el estudio estaba tomando: también apostaron por quién lideraría su nuevo «Universo Cinematográfico». Jon Favreau (director de Iron Man) y Kevin Feige tuvieron la absurda idea de contratar a un actor recién salido de rehabilitación para interpretar al excéntrico multimillonario. Nada más ni nada menos que Robert Downey Jr.

Cuando ponemos atención a lo ridículamente arriesgadas que parecían estas apuestas en ese momento, no es extraño pensar que la industria estaba nerviosa, pero también intrigada por el experimento. Ningún gran estudio se hubiera permitido tener una película de 140 millones de dólares encabezada por un actor con el que nadie quería trabajar y basada en un personaje de cómic, que en el mejor de los casos era considerado “clase B”.

La única razón por la que Marvel y Kevin Feige pudieron seguir adelante con esta apuesta tan grande fue porque eran una entidad verdaderamente independiente. Por supuesto, ahora, con el beneficio de la retrospectiva, parece una apuesta segura; pero incluso después del éxito de Iron Man, Marvel tenía que asegurarse de mantener cohesión y calidad, cosa que han logrado, rompiendo récord tras récord con sus películas y dejando a la entrega del año pasado de Avengers como la más lucrativa.

Que una franquicia tan grande pudiera mantener su alto nivel de narrativa y a la vez cautivar las mentes de los fanáticos en todas partes es lo que todos los grandes estudios desearían para sí mismos, pero repetidamente han fracasado. Es posible que no podamos imaginar completamente cuál sería el panorama cinematográfico si el MCU hubiera fallado, pero es fácil ver cómo ha cambiado completamente el nombre del juego.

Y ahora aquí estamos, ya con 21 películas en nuestro espejo retrovisor, y Tony Stark (el hombre que comenzó todo) ahora está lidiando con situaciones y aspectos de su personalidad completamente diferentes. Lo hemos visto pasar de vender armas de destrucción masiva a estar dispuesto a sacrificarse por el bien mayor; y no solo el de nuestro planeta, sino el de todo el Universo.

El productor Kevin Feige declaró hace un par de años que Avengers 3 (Infinity War) y Avengers 4 (Endgame) serían una verdadera culminación de los últimos 10 años de historia, y eso se siente absolutamente monumental. Esta es la razón por la que Avengers Endgame es posiblemente el evento cinematográfico más grande de los últimos años. Y debido a la atención a los detalles y la planificación anticipada es que más y más personas van a ver estas películas cada año. Tanto así, que Endgame recientemente rompió el récord de pre-venta de boletos (que antes era nada menos que de Infinity War) por cinco veces más.

Esto se siente grande, intenso y como una conclusión real para la que todos están listos. Esta película y su presentación a nivel mundial es el testimonio de la visión de Marvel y la perfecta ejecución de su estrategia.

¿Cómo será el futuro de Marvel? Sólo podemos imaginarlo. Pero esta conclusión nos dará una idea de cómo podrían llegar a reinventarse a sí mismos en el futuro. ¿Y,quién sabe? Tal vez también liderarán la próxima gran revolución en la narración cinematográfica, pero hasta entonces los Avengers tienen que detener a Thanos, cueste lo que cueste.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: