Columnas de opinión es presentado por:
Publicado el 13 septiembre, 2020

Rosario Moreno: Escritores y “De la tarea intelectual” de Jorge Millas

Periodista y Licenciada en Historia UC Rosario Moreno

El intelectual debe ser valiente y abrir responsablemente los ojos y mentes de las gentes. Es un deber, aunque sea incómodo o crudo. Y el público, tampoco debe ser cobarde y debe abrirse a saber verdades, a hacer análisis crítico.

Rosario Moreno Periodista y Licenciada en Historia UC

¿YA RECIBES EL PODCAST “DETRÁS DE LA NOTICIA”?

Cada noche el director de El Líbero, Eduardo Sepúlveda, cierra la jornada con un comentario en formato de audio enviado por WhatsApp, donde en pocos minutos analiza los hechos que marcaron el día y proyecta escenarios para el futuro próximo.

Sí ya eres parte de la Red Líbero, solicita el podcast escribiendo a red@ellibero.cl

Sí aún no eres parte de la Red Líbero, suscríbete y ayúdanos a seguir creciendo.

SUSCRÍBETE AHORA
Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

Poco se reconoce a Jorge Millas, filósofo chileno (1917-82) quien fuera poeta, escritor, presidente de la FECH, uno de los fundadores de la Universidad Austral, muy amigo de Nicanor Parra y quien nos dejó un gran legado en obras. Una de ellas es “De la tarea intelectual”, donde dedica un capítulo completo al deber que tienen los escritores. Es por ello que habla de la libertad humana y cómo el deber del escritor es trabajar y entregar los elementos al individuo y sociedad para que decidan en libertad.

Millas explicita que el hombre es un ser histórico, que vive en un contexto determinado. Es un ser temporal, por lo cual la historia no es un conjunto de hechos aislados, de acciones huérfanas, sino que el hombre, si bien es individuo, también es colectivo, perteneciente a una sociedad, que vive y avanza como tal. Y en cómo avance esta historia juega un rol fundamental el escritor-intelectual. Millas deja en claro que la misión de éste es “de ver, pensar, y decir… (para así) elevar la vida sonámbula de las gentes, a lúcida vigilia por medio de la palabra”. La idea es despertarnos de lo que está ocurriendo en lo que nos rodea, porque así seremos críticos, más libres y actuaremos de acuerdo a nuestra naturaleza. De ahí la relevancia casi inmortal de los escritores, que deben abrirnos los ojos, pero abrirlos bien y no utilizar el poder de la palabra para engatusar a las mentes.

Dado lo anterior, resulta pertinente citar la respuesta que le dio Jorge Millas al famoso escritor mexicano Carlos Fuentes, en la segunda sesión matinal del Cuarto Encuentro de Escritores de 1962. En ésta lo rebate fuerte sobre el concepto de ideologías extremas, porque la democracia debe ser cuidada. En la ocasión, Fuentes hablaba de la necesidad de arrojar las máscaras, a lo que el chileno le replicó: “temo que Carlos Fuentes haya dejado subsistente otra máscara o, a lo mejor, que haya contribuido él mismo a ponerla… está confundiendo el ideal de liberar a nuestros pueblos… con una determinada ideología o ideologías que se ofrecen seductoramente como alternativa para la resolución de tales problemas. A mí me parece inaceptable la identificación de un instrumento de lucha con los fines de la lucha misma”.

Siendo Millas simpatizante de izquierda, estaba por encima de ello, porque para él los escritores-intelectuales no deben utilizar el lenguaje y dirigirlo para fines propios, como fue el caso de Fuentes en esa ocasión, en que defendía la dictadura castrista.

Pero, se nos puede dar un problema inverso: la pasividad del público, de no querer cultivarse, ya sea por flojera, amar la rutina, ser acomodaticios. ¿Y por qué? Según Millas porque el escritor “invita a atenerse a la verdad, es decir, a mirarse el hombre cara a cara y desnudo al espejo”. Lo anterior es, sin duda, temor a la libertad, temor que también se da en los escritores. Muchos caen en la autocensura, porque decir la verdad no es fácil y muchas veces no cae simpática, o muchas veces es por flojera, comodidad, o buscar “ser el lindo del curso”.

Entonces, el llamado es al escritor y al público. El intelectual debe ser valiente, no tener miedo y abrir responsablemente los ojos y mentes de las gentes. Es un deber, aunque sea incómodo o crudo. Y el público, tampoco debe ser cobarde y debe abrirse a saber verdades, a hacer análisis crítico. ¿Cuánto nos cuestionamos a diario? ¿O preferimos mirar para el lado? ¿Queremos cuidar nuestra democracia? Entonces cumplamos nuestro deber de comunicadores y oyentes responsables: en el libro «Huellas Imborrables», sobre la cruda realidad del Sename, que realicé junto a alumnos míos de la Escuela de Periodismo UDD, gente me comentaba que no se atrevía a leerlo, porque además de crudo, incluía relatos de menores de edad. Nos quejamos porque no nos muestran la realidad tal cual es, pero cuando hay periodistas que lo hacen, ¿no queremos ver? ¿Cómo es la cosa? La realidad duele, muchas veces quema, pero hay que procesarla para ser seres libres y de acción.

No hay que tener miedo, y la tarea del intelectual y del escritor es romper esas barreras, porque, si no, además de la cicuta, como dice Millas, se nos vienen encima las ideologías disfrazadas de populismos, dictaduras, totalitarismos. Y la historia sabe de eso.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

¿YA RECIBES EL PODCAST “DETRÁS DE LA NOTICIA”?

Cada noche el director de El Líbero, Eduardo Sepúlveda, cierra la jornada con un comentario en formato de audio enviado por WhatsApp, donde en pocos minutos analiza los hechos que marcaron el día y proyecta escenarios para el futuro próximo.

Sí ya eres parte de la Red Líbero, solicita el podcast escribiendo a red@ellibero.cl

Sí aún no eres parte de la Red Líbero, suscríbete y ayúdanos a seguir creciendo.

SUSCRÍBETE AHORA

También te puede interesar:

Cerrar mensaje

¿Debiese llegar a más gente El Líbero?

Si tu respuesta es afirmativa, haz como cientos de personas como tú se han unido a nuestra comunidad suscribiéndose a la Red Líbero (0.5 o 1 UF mensual). Accederás a eventos e información exclusiva, y lo más importante: permitirás que El Líbero llegue a más gente y cubra más contenido.

Suscríbete