Columnas de opinión es presentado por:
Publicado el 10 de febrero, 2017

La épica mediática del desastre nos confunde

Nos encontramos todos dentro de una película de acción donde pareciera no haber resolución. Las discusiones alternativas son la excepción, invisibles y parecen aburrir a los medios.
Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

La intensa cobertura de los incendios en los medios de comunicación, junto a acaloradas intervenciones en las redes sociales, nos cuentan una historia de héroes y villanos. Los héroes incluyen aviones cisterna, bomberos, brigadistas, carabineros y militares. Los villanos son el Gobierno y sus opositores, forestales, pirómanos y terroristas imaginarios. Es la épica mediática de nuestros desastres socio-naturales.

Pero este escenario silencia un análisis serio de por qué suceden estos eventos, cómo prevenirlos o mitigarlos, o cómo coordinamos mejor la ayuda, recuperación y reconstrucción. Cuando se discute de modo más serio, la búsqueda de soluciones rápidas, nuevas leyes y nuevos organismos, todos en el siguiente mes, aparecen como posible resolución a una película de alto dramatismo, repetidas escenas y finales que intentan calmar nuestra angustia frente a la devastación.

Las noticias fundamentadas en esa épica incluyen música de fondo, fotos y videos que repiten sin contexto pedazos de la tragedia. Nos encontramos todos dentro de una película de acción donde pareciera no haber resolución. Es una narrativa emocional irresistible, sin duda. Las discusiones alternativas son la excepción, invisibles y parecen aburrir a los medios. El argumento simplista, rígido y predecible prevalece. Mientras más se eleva la voz o más majaderamente se presenta la defensa u oposición de héroes y villanos, más espacio en la escena.

Durante desastres como los que estamos viviendo, iniciativas silenciosas que le hacen frente de modo responsable y creativo a la emergencia o las primeras etapas de la recuperación ocurren sin mayor cobertura de los medios. Aprendemos poco de lo que está sucediendo, porque la cámara no intenta educarnos o apoyar a los ciudadanos organizados. La evidencia científica acumulada tanto en Chile como internacionalmente no es compartida por periodistas científicos explicándonos qué sabemos sobre las amenazas naturales, infraestructura construida, la planificación urbana o las conductas de individuos y comunidades, todas dimensiones que tipifican los incendios forestales. ¿El resultado? No aprendemos por qué suceden estos desastres y cómo gobernar mejor el riesgo en nuestra sociedad o cómo disminuir la vulnerabilidad social de la mayoría de los ciudadanos. Tampoco los medios o las redes sociales aprovechan la oportunidad para discutir temas de fondo como el cambio climático, la institucionalidad necesaria para enfrentar la emergencia y la reconstrucción, o los desafíos políticos económicos que se requieren para enfrentar responsablemente estos temas y la desigualdad que se profundiza con los desastres.

Las amenazas naturales y los múltiples riesgos son una dimensión incontrolable de nuestra geografía. A pesar de ello, tenemos la capacidad para transformar las amenazas naturales en eventos que, a pesar de su potencial devastador, sí pueden servir para construir resiliencia comunitaria. Hace solo unas semanas un terremoto y una alerta de tsunami probaron que era posible enfrentar la emergencia en un lapso extremadamente breve, sin pérdida de vidas, incluso cuando se cometieron algunos errores en la comunicación de la alerta.

Informar y aprender de una amenaza natural de esta magnitud en tiempo real nos ofrece la posibilidad de contar, reconstruir, analizar y opinar acerca de una tragedia que rápidamente tiene la capacidad de cambiar el curso de las vidas de comunidades completas. Necesitamos, sin embargo, menos películas que muevan nuestra adrenalina y más documentales que nos eduquen. Necesitamos menos emoción y más racionalidad.

 

Dr. Gonzalo Bacigalupe, investigador CIGIDEN, académico de la Universidad de Massachusetts

 

 

FOTO: JUAN GONZALEZ/AGENCIAUNO

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más