Columnas de opinión es presentado por:
Publicado el 25 octubre, 2020

Jaime Jankelevich: El plebiscito y la violencia

Consultor de empresas Jaime Jankelevich

La semana que termina nos hizo recordar que del acuerdo del 15 de noviembre pasado, solo se cumplió la entrega de la Constitución, pero la paz nunca llegó. Se quemaron dos iglesias y otras dos sufrieron daño; quemaron el edificio de la Mutual de Seguridad, hubo saqueos y, como si fuera poco, ocurrió un gravísimo atentado contra una de las empresas del dirigente de la CPC, Juan Sutil.

Jaime Jankelevich Consultor de empresas
Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

El derrumbe en llamas del campanario de la Parroquia de la Asunción y los autores de dicho atentado celebrando alegremente su acción son imágenes inolvidables. Lo mismo con el incendio de la iglesia institucional de Carabineros y la Mutual de Seguridad. No contentos con esos atropellos, saquearon, atacaron comisarías, enlodaron el monumento al General Baquedano y cuando aún no terminábamos de asimilar esa primitiva violencia, nos golpeó la noticia del grave ataque terrorista que sufrió una de las empresas del Presidente de la CPC, Juan Sutil.

El atentado lo sufrió el Fundo Santo Domingo, localizado en el sector Talquita, Parral, en la séptima región, donde se intoxicó las plantas con herbicida que pusieron en los bidones dosificadores de fertilizantes en los sistemas de riego por goteo, causando la pérdida total de 53 hectáreas de plantaciones orgánicas de frutillas y moras. La empresa hizo la denuncia correspondiente en la Fiscalía Regional de Parral y al SAG, habiéndose iniciado la investigación.

Me pregunto por el motivo. Al menos yo, estoy convencido que es político, con la intención de amedrentar al presidente del gremio empresarial más importante del país, porque a algunos les molesta su actuar consecuente, sin doble estándar y el que defienda la labor que realizan con la verdad y con convicción.

Dicho lo anterior, me sorprende la poca importancia que la prensa le dio a lo ocurrido, minimizando su gravedad. Curioso también que desde la Fiscalía no se escuchó declaración alguna, como nos tiene acostumbrados ante hechos de connotación pública. Tampoco se manifestó el gobierno y por cierto la condena política la quedamos esperando.

Me pregunto si ya nada nos asombra y si nos estamos acostumbrando a convivir con indiferencia frente a estos actos irracionales de violencia extrema, los que tienen como fin destruir, provocar, expresar vivamente un odio larvado hacia lo establecido, hacia todo aquello de lo que los violentistas no se sienten parte y que el hacerlo les genera un verdadero placer que celebran saltando de alegría, como niños frente a una piñata de cumpleaños.

Desde la Araucanía nos advertían que cuando en Santiago la violencia se hiciera parte de nuestras vidas, sabríamos lo que ellos han sufrido y siguen sufriendo, y cuánta razón tienen de expresar su frustración pues hasta el día de hoy, no se logra desbaratar la organización que está detrás de esos despreciables atentados.

La violencia que hemos sufrido en estos días debe llevarnos a reflexionar sobre las consecuencias de no haberla controlado a tiempo, porque hoy vamos a votar en un plebiscito que tuvo su origen en los incendiarios sucesos de octubre y noviembre del año pasado y surgió como una salida institucional casi milagrosa a dicha violencia, porque de lo contrario, el país no tenía salida.

Hoy decidiremos si estamos dispuestos a que se escriba una nueva Carta y quiénes lo harían. Nada más. El resto son solo interrogantes que no resolveremos ni hoy ni en mucho tiempo.

Lo que sí podemos ayudar a resolver es que triunfe lo mejor para el país. Eso se logra yendo masivamente a votar para manifestar nuestra opinión. Creo que entrar al camino de la incertidumbre dificulta aún más la recuperación de las graves consecuencias socio-económicas de la pandemia, pues se requieren certezas para la generación de empleo, para la inversión y para que vuelva a repuntar nuestra debilitada economía.

Para mí, el camino es evitar dos años de incertidumbre. Por eso, votaré Rechazo.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podemos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO
Cerrar mensaje

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podemos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO