Columnas de opinión es presentado por:
Publicado el 29 de diciembre, 2019

Jaime Jankelevich: 2019: Auge y caída

Consultor de empresas Jaime Jankelevich

El 2018 terminaba con un crecimiento de la economía del 4%. El país se recuperaba a buen ritmo, a pesar de las serias dificultades que una oposición obstruccionista le causaba al gobierno. Se veía complejo el panorama legislativo, pero nadie imaginó que un año después estaríamos sumergidos en la grave crisis que hoy enfrentamos.

Jaime Jankelevich Consultor de empresas

¿YA RECIBES EL PODCAST “DETRÁS DE LA NOTICIA”?

Cada noche el director de El Líbero, Eduardo Sepúlveda, cierra la jornada con un comentario en formato de audio enviado por WhatsApp, donde en pocos minutos analiza los hechos que marcaron el día y proyecta escenarios para el futuro próximo.

Sí ya eres parte de la Red Líbero, solicita el podcast escribiendo a red@ellibero.cl

Sí aún no eres parte de la Red Líbero, suscríbete y ayúdanos a seguir creciendo.

SUSCRÍBETE AHORA
Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

A pocos días que termine 2019, creo importante detenernos y reflexionar sobre lo que nos ha pasado, sobre lo que estamos viviendo y sobre el futuro que nos espera a partir de 2020.

A fines de 2018, Chile se veía bien prospectado, porque la economía en el primer año del segundo gobierno de Sebastián Piñera creció al 4%, después de un exiguo 1.7% promedio de los cuatro años de Bachelet. Las expectativas estaban altas, pero ya el primer trimestre tuvimos un remesón por el magro crecimiento obtenido, influenciado sin duda, por la guerra comercial sino-norteamericana.

Después vino un repunte significativo, las proyecciones de crecimiento para fines de año se acercaban al 3%, y auguraban incluso un 2020 tranquilo y con crecimiento. Nada hacía presagiar que de pronto un tsunami de violencia incontenible e incontrolable arrasaría con nuestra convivencia, y que una verdadera locura colectiva se esparciría por Chile, como si fuera un virus contagioso que se expandía por el aire.

Fue auge y caída, inesperado y violento.

Han transcurrido 10 semanas desde aquel 18 de octubre en que comenzó el vandalismo más irracional del que se tenga recuerdo en nuestro país y la violencia no ha cesado, como nos lo recuerda el criminal incendio provocado en Valparaíso que dejó 250 familias sin casa. La pregunta que surge es por qué continúa. La respuesta no es simple, porque aquí se mezclaron dos dinámicas. La violencia antisocial que incluso se autoflagela incendiando el metro y saqueando lo que encuentra a su paso, con la pacífica protesta social de los que estuvieron en Plaza Italia.

Lamentablemente, la izquierda vio en esto una oportunidad para promover sus intereses y mezcló comunicacionalmente ambas dinámicas como si fueran una sola y no estuvo a la altura para actuar con sentido de Estado. Y hasta que la democracia no estuvo en peligro, ese día en que el Presidente llamó a un acuerdo de paz, la izquierda se aprovechó de la situación para asignarle responsabilidades al modelo económico, a la derecha, atacar al gobierno, meter con mucha fuerza el tema de los derechos humanos e instalar el slogan que no eran los 30 pesos del alza del metro, sino 30 años de injusticias. Fue la justificación de la violencia.

La consecuencia de todo esto es que la percepción que hoy existe es que la movilización violenta es efectiva, ya que logró por la fuerza lo que no pudo por la razón, i.e., que el gobierno cediera en todo: la constitución, sus reformas estructurales y finalmente su programa. Pero la violencia no cesa, porque el cerco esperan correrlo aún más, ahora a través de la Convención Constituyente.

Sin duda falta mucho por hacer, por mejorar y por cambiar, pero nada justifica echar todo por la borda, renegando del progreso que hasta antes del 18-O le permitió a Chile ser considerado mundialmente un milagro económico.

Lo que está en juego entonces, en los próximos dos años, es el destino del país, y a cada uno nos corresponde contribuir en lo que esté a nuestro alcance para volver a levantarnos e impedir que se haga borrón y cuenta nueva para partir de cero, desconociendo todo lo que ha permitido a millones de chilenos salir de la pobreza, tener movilidad social, acceder a educación universitaria y prosperar como nunca en la historia nacional.

Es el gran desafío que tenemos por delante y que nos impone el 2020 antes siquiera de haber comenzado.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

¿YA RECIBES EL PODCAST “DETRÁS DE LA NOTICIA”?

Cada noche el director de El Líbero, Eduardo Sepúlveda, cierra la jornada con un comentario en formato de audio enviado por WhatsApp, donde en pocos minutos analiza los hechos que marcaron el día y proyecta escenarios para el futuro próximo.

Sí ya eres parte de la Red Líbero, solicita el podcast escribiendo a red@ellibero.cl

Sí aún no eres parte de la Red Líbero, suscríbete y ayúdanos a seguir creciendo.

SUSCRÍBETE AHORA
Cerrar mensaje

¿Debiese llegar a más gente El Líbero?

Si tu respuesta es afirmativa, haz como cientos de personas como tú se han unido a nuestra comunidad suscribiéndose a la Red Líbero (0.5 o 1 UF mensual). Accederás a eventos e información exclusiva, y lo más importante: permitirás que El Líbero llegue a más gente y cubra más contenido.

Suscríbete