Columnas de opinión es presentado por:
Publicado el 16 de agosto, 2015

Elecciones primarias en Argentina

Esta elección marcará un rumbo que no solo afectará al país, sino a toda la región.

¿Debiese llegar a más gente El Líbero?

Si tu respuesta es afirmativa, haz como cientos de personas como tú se han unido a nuestra comunidad suscribiéndose a la Red Líbero (0.5 o 1 UF mensual). Accederás a eventos e información exclusiva, y lo más más importante: permitirás que El Líbero llegue a más gente y cubra más contenido.

SUSCRÍBETE AHORA
Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

El domingo pasado se celebraron en el país vecino las elecciones primarias, denominadas PASO (Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias), donde cada partido o alianza política presenta fórmulas y así los votantes definen el candidato para las presidenciales, gobernadores, intendentes, etc. Las listas en la provincia de Buenos Aires llegaban a medir 1,70 metros por la cantidad de cargos que se elegían. Bueno… esto es lo que dicta la ley electoral, pero el sistema es un tanto más complejo. Por ejemplo, el partido oficialista, Frente para la Victoria, de los Kirchner, no dejó que haya competidores, la actual Presidenta eligió a Daniel Scioli, gobernador de la provincia de Buenos Aires, como su sucesor, bajando antes de las PASO al otro candidato, el ministro de Transportes, Florencio Randazzo. Scioli comparte la fórmula con Carlos Zanini, hombre de confianza de los Kirchner, del núcleo duro, quien fue militante socialista –maoísta en su juventud y dicen ideólogo de muchas de las propuestas más combativas del actual gobierno con su cargo de Secretario Legal y Técnico de la presidencia–.

El resultado de las PASO fue importante para ver una tendencia del votante. Como siempre se puede hacer más de una mirada con los resultados. Según los Kirchner, y su aparato de medios, Scioli fue el gran ganador con 38.5% de los votos. En cambio, según la oposición, ese es el techo del Frente para la Victoria y hay un 60% de los argentinos que quieren un cambio. Lo que dicen es en las elecciones de octubre, ese porcentaje se mantendrá firme, que no quieren más a los Kirchner, o sus sucesores, a cargo del país.

Y acá se abre el debate… ¿debe unirse toda la oposición teniendo en cuenta que las opciones son Mauricio Macri, ganador de la interna de Cambiemos, y Sergio Massa, de UNA, quien fue ex Jefe de Gabinete durante la presidencia de Néstor Kirchner? Muchos creen que es la única manera de ganar las reñidas elecciones, en cambio otros opinan que es necesario mantener un formula “más pura” del Macrismo para llegar a la presidencia.

Desde el espacio UNA se acercaron antes de las PASO a Cambiemos, dominado por Macri con aliados peronistas y radicales, pero no se llegó a un arreglo. Habrá que ver si efectivamente hay posibilidad de negociaciones con las cartas sobre la mesa. Los de UNA se muestran, ahora, más reticentes al arreglo mientras que desde Cambiemos están dispuestos a sentarse a negociar.

La elección en la provincia de Buenos Aires

Lo que está claro es que la alianza Cambiemos de Mauricio Macri hizo una muy buena elección a nivel nacional y entre las tres fórmulas consiguieron casi un 30% del padrón. Macri, de ese 30%, se quedó con el 80%. De todas maneras, la gran ganadora indiscutida de la jornada fue la candidata a gobernadora de la provincia de Buenos Aires, de Cambiemos, María Euguenia Vidal ya que sacó el 30% en un territorio muy difícil, machista, gobernado hace más de 25 años por peronistas, con alto clientelismo político y tres rivales de peso: dos kirchneristas y un peronista de UNA. Recordemos que en esta provincia se juega la elección nacional si tenemos en consideración que en total votaron 22 millones de personas y aproximadamente casi 11 millones votan en la provincia de Buenos Aires. Y de esos 11 millones, 7 son los que viven en el conurbano, que son los llamados cordones que rodean a la Capital Federal, donde se juntan en muchos barrios los mayores índices de pobreza y delincuencia del país.

Justamente en estos barrios es donde hay la mayor cantidad de planes sociales distribuidos. Lamentablemente mucha gente que recibe estos planes piensa, y hasta es amenazada, que si no votan la continuidad de Scioli, no serán beneficiados por esta política social. Tanto Macri como Massa salieron con discursos explicando que el plan social es un derecho y no un favor otorgado por los actuales gobernantes.

En Cambiemos están convencidos de que Vidal puede ganar en la provincia ya que los habitantes quieren un cambio y ella es la mejor candidata. El ganador de la interna kirchnerista en este territorio fue Aníbal Fernández, ex intendente de Quilmes, un distrito de allí, funcionario de Menem en los ’90, y ahora ultra kirchnerista. Un hombre polémico y relacionado, pero aún sin pruebas suficientes para que la justicia se pronuncie sobre el tema, con el narcotráfico en la Argentina.

Como cada elección en el país vecino, las tramas que hay en son complejas. Pero esta en especial marcará un rumbo que no solo afectará al país sino a toda la región: ¿seguirá la Argentina los pasos de Venezuela con un presidente que deja como historial de gobernación una provincia destruida y actualmente inundada con más de 30.000 afectados graves por falta de obras, y un vice socialista; o hará un giro hacia un gobierno más de centro con posibilidades de cambio? La respuesta es incierta, pero lo que sí es claro es que seguir el rumbo por donde va la Argentina no es beneficioso para nadie, salvo sí, para los amigos del poder que en estos años se llenaron los bolsillos.

 

Inés de Elizalde, Licenciada en Comunicación Social.

 

 

 

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

¿Debiese llegar a más gente El Líbero?

Si tu respuesta es afirmativa, haz como cientos de personas como tú se han unido a nuestra comunidad suscribiéndose a la Red Líbero (0.5 o 1 UF mensual). Accederás a eventos e información exclusiva, y lo más más importante: permitirás que El Líbero llegue a más gente y cubra más contenido.

SUSCRÍBETE AHORA

También te puede interesar: