Columnas de opinión es presentado por:
Publicado el 25 de octubre, 2015

¿Cuán factible es el anunciado proceso constituyente?

Consultor de empresas Jaime Jankelevich
La Constitución es demasiado importante para que quede al amparo de una nueva improvisación, como ha sucedido con cada una de las reformas que se han introducido en estos 18 últimos meses.
Jaime Jankelevich Consultor de empresas
Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

En su reciente discurso a la Nación, la Presidenta Bachelet anunció cómo sería el proceso inicial de generación de la nueva Carta Magna. Al respecto, dijo:

“En primer lugar, iniciaremos en los próximos días una etapa de educación cívica y constitucional, para que todos tengamos la información necesaria para involucrarnos activamente. Este primer momento durará hasta marzo del próximo año”.

Enseguida agregó: “A partir de marzo del 2016, realizaremos un proceso ordenado de diálogos ciudadanos, donde todos puedan participar. Partiremos por las comunas, seguiremos por las provincias y regiones, para terminar con una síntesis a nivel nacional. Y el resultado de estos diálogos serán las “Bases Ciudadanas para la Nueva Constitución, que me serán entregadas en octubre del 2016”.

Lo que no se ha analizado en profundidad es cuán factible puede llegar a ser este proceso, dada la ignorancia que existe en el país sobre la Constitución. En efecto, en una reciente encuesta, se determinó que el 75% de los chilenos ignora de qué materias se ocupa y, aún más inquietante, el 65% es incapaz de señalar qué es una ley.

En números, esto se traduce en lo siguiente: de los 17 millones de chilenos, considerando solo los 8 millones de personas de la fuerza laboral y a 1 millón de estudiantes universitarios; de esos 9 millones, al menos 6,8 millones (75%) tendrán que recibir educación cívica constitucional para entender mínimamente de qué se trata lo que se les pedirá. Entonces, ¿cómo y dónde se va a educar a estos 6,8 millones de chilenos que ignora lo que contiene la constitución y, por ende, cuál es su propósito?

Si va a ser por televisión, internet y folletos, nada puede garantizar que el objetivo de instruir en tan delicada materia se va a cumplir, porque esa gente trabaja y va a clases; por ende, habría que hacerlo en la noche, cuando lo que se requiere es reponerse de la jornada diaria. ¿Cómo va a garantizar el gobierno que los 9 millones de la audiencia objetivo no solo recibieron el contenido educativo, sino que efectivamente aprendieron de qué se trata en tan solo cinco meses, considerando que en enero y febrero es el período de vacaciones?

Si, por el contrario, se eligiera un método presencial para capacitar en materias constitucionales a las 6,8 millones de personas que requieren educación cívica, ¿cómo y dónde se pretende hacer, por quiénes y en qué horario?

Si por un momento suponemos que se logra el objetivo de educar cívicamente, lo que viene a continuación en este proceso son los diálogos ciudadanos que durarían siete meses, donde todos puedan participar, según expuso la Presidenta. La pregunta que surge es: ¿cómo pretende el gobierno que a lo menos 9 millones de chilenos participemos en estos diálogos? Se nos dice que se partirá en las comunas, después las provincias y las regiones para terminar con una síntesis a nivel nacional. Pero, ¿cómo se pretende llevar a cabo esto operacionalmente?

Son tantas las interrogantes de carácter tan solo práctico que surgen que, sinceramente, cabe preguntarnos: ¿está preparado el país cultural y organizacionalmente para implementar ahora ya una tarea de esta complejidad? ¿Se habrá pensado y evaluado con rigurosidad cómo llevar a cabo un proceso de esta naturaleza?

La Constitución política de la Nación es demasiado importante para que quede al amparo de una nueva improvisación, como ha sucedido con cada una de las reformas que se han introducido en estos 18 últimos meses. El gobierno tiene la palabra.

 

Jaime Jankelevich, consultor de empresas.

 

 

FOTO: PABLO OVALLE ISASMENDI / AGENCIAUNO

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: