Columnas de opinión es presentado por:
Publicado el 27 marzo, 2021

Claudio Hohmann: Después de un año de pandemia

Ingeniero civil, ex ministro de Estado Claudio Hohmann

Mientras el control de la crisis sanitaria se podría alcanzar en el segundo semestre del presente año, la excepcionalidad del período político que se avecina no dará tregua a una ciudadanía cuya resiliencia para entonces podría estar agotándose.

Claudio Hohmann Ingeniero civil, ex ministro de Estado
Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

Ha pasado un año desde el comienzo de la pandemia en Chile. Increíblemente, más de seis millones de chilenos han sido inoculados con vacunas que a inicios de 2020 no existían, ni estaban siquiera en etapa de diseño o de ensayo en algún laboratorio del mundo. Un año después, gracias a un logro científico que no puede menos que considerarse una hazaña, “estamos casi llegando a la esquina” en palabras que pronunció esta semana el doctor Anthony Fauci. Pero el último tramo se está mostrando el más difícil de todos y, como agregó el infectólogo norteamericano con algo de cautela, porque el minúsculo coronavirus ha devenido en un formidable enemigo, “queda por ver si lograremos dar vuelta y doblarla”.

Los equipos médicos, que no han tenido pausa durante la pandemia, están soportando la mayor presión desde que se desató la crisis sanitaria, justo cuando asomaba la luz al final del túnel. Cómo recordó el periodista Daniel Matamala en una columna de la semana pasada, “nunca está más oscuro que justo antes del amanecer”. Ese momento en que el efecto de las vacunas “ya tan cercano, haga que el sol salga de nuevo”.

El año transcurrido, del todo excepcional en la trayectoria vital de nuestras vidas, quedará grabado a fuego en la biografía de la gran mayoría de nosotros, sin olvidar que la pandemia fue precedida unos meses antes por el estallido social, un tsunami político y social de grandes proporciones, que también dejará una marca indeleble en la vida de muchos, sobre todo de los jóvenes. Es así que Chile, como pocas naciones, ha estado desenvolviéndose desde octubre de 2019 –ya por un año y medio– en un tiempo caracterizado por la anormalidad social, económica y sanitaria. Lo que sigue de aquí no será ni mucho menos un retorno a la “normalidad”, si por ella entendemos el tipo de vida cotidiana, relaciones sociales y ejercicio del poder, que experimentaba el país hasta antes del estallido social y la pandemia.

Mientras el control de la crisis sanitaria se podría alcanzar en el segundo semestre del presente año, la excepcionalidad del período político que se avecina –con una inédita Convención Constitucional en pleno funcionamiento, superpuesta a la institucionalidad política que nos ha gobernado en los últimos 30 años– no dará tregua a una ciudadanía cuya resiliencia para entonces podría estar agotándose. El conflicto de la Araucanía, con visos de transformarse en un foco de violencia fuera de control, añadirá todavía más anormalidad al devenir de una democracia que no hace mucho algunos creían aburrida, porque las instituciones funcionaban con la previsibilidad de un mecanismo de relojería. Nada más lejos de ese aburrimiento, el tiempo que se viene por delante asoma incierto e imprevisible.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podamos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO
Cerrar mensaje

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podamos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO