Libre Expresión

Escribe una carta al director

Enviar

Fuegos fatuos

Publicado el 08 de noviembre, 2019

Señor Director:

Los datos muestran que en los últimos 30 años todos los grupos sociales, sean definidos por deciles de ingreso o por categorías socioeconómicas, han subido significativamente sus ingresos monetarios, y que los indicadores de bienestar material han mejorado significativamente.

Esos mismos indicadores también demuestran que subsiste una fuerte desigualdad en los ingresos, en el acceso a bienes, en la calidad de los servicios públicos, diferencias por lugar de residencia, discriminaciones e injusticias, etc. Por lo tanto, no tiene asidero señalar que no existen bases para las manifestaciones de malestar profundo; pero tampoco tiene respaldo afirmar que estamos peor que antes, ni que en Chile la economía social de mercado ha sido un modelo empobrecedor.

Por cierto, es necesario avanzar mucho más rápido, elevando los ingresos del Estado y asignando con urgencia más recursos a las áreas con mayores brechas de calidad y equidad, como pensiones, transporte público, atención de salud y medicamentos, además de prevención y sanciones fuertes a la delincuencia y el narcotráfico.

Junto a ello, tenemos que observar reducciones de financiamiento a programas mal evaluados y “cortar grasa” en materia de funcionarios. No es posible hacer todo en plazos breves. Plantearlo es simple voluntarismo.

En este escenario, merecen dudas los planteamientos en torno a que lo primero debiese ser un plebiscito para formar una Asamblea Constituyente. ¿Por qué es lo primero? El debate al interior de esa asamblea no podrá ser fácil ni corto, si se eligen los representantes con reglas y procedimientos democráticos, porque no podríamos asumir que prevalecerá una posición determinada en temas muy complejos y convencionales.

Por último, afirmar que el Estado no puede hacer más en pensiones, salud, educación o transporte, debido al modelo que está en la Constitución significa que las reformas de los gobiernos anteriores sirvieron de nada y solo fueron fuegos fatuos.

De: Hugo Lavados, Exministro de Economía, Director Escuela de Negocios Universidad Mayor
Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más