Publicado el 10 de junio, 2019

Alcalde de Santiago por toma del Instituto Nacional: «No podemos descartar ningún desalojo»

Autor:

Sebastián Edwards

Tanto el rector del establecimiento como el presidente del Centro de Alumnos se reunieron con la Intendenta Metropolitana Karla Rubilar y el alcalde de Santiago, Felipe Alessandri, con el fin de llegar a un acuerdo entre las partes.

Autor:

Sebastián Edwards

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

Tras cerca de dos horas de reunión en la Intendencia Metropolitana, los estudiantes del Instituto Nacional decidieron dar inicio a una toma del establecimiento, en rechazo del proyecto Aula Segura y en contra de la medida de revisión de mochilas.

Frente a esto, el presidente del Centro de Alumnos, Rodrigo Pérez, señaló que «tengo muy pocas expectativas, ya que las autoridades se pronuncian con un discurso bastante sólido y tajante que es únicamente tener un camino sancionatorio y punitivo para resolver este conflicto. Esto en ninguna medida es el camino a tomar, ya que no solucionará nada, sino que lo agudizará».

En la misma línea, agregó que «consideramos sumamente necesario que las autoridades que corresponden a un rol educativo realmente tengan la responsabilidad de hacer su trabajo, que no están haciendo hoy día».

Asimismo, afirmó que «tenemos que sentarnos a hablar de educación, entender que la educación pública efectivamente está en una crisis, de que las personas que ingresan a la educación pública cada vez son personas de estratos sociales más marginados, más precarios, y comenzar a inyectar recursos,entender el modelo curricular de una nueva forma para que, finalmente, podamos estar en competencia y podamos tener la misma capacidad y equiparar la cancha con la educación privada».

Durante esta mañana un grupo de estudiantes se congregaron a las afueras del colegio, esto luego de una asamblea donde se revisaría la elección realizada el pasado viernes donde un 50,1% votó por dicha medida de presión.

A las afueras del establecimiento se agrupó un grupo de efectivos policiales. Los alumnos protestan en contar de la ley Aula Segura y la revisión de mochilas al interior del colegio. 

Tras la reunión, el alcalde de Santiago, Felipe Alessandri, afirmó que «no podemos descartar ningún desalojo, porque es un mandato legal. (Ante) la ocupación ilegal la autoridad debe responder solicitando el desalojo, y nosotros vamos, frente a esto, esperar que el centro de alumnos lleve el mensaje, ver qué resuelven y ahí actuar según el marco legal».

En el mismo tono, señaló que «como sostenedores tenemos el deber legal de asegurar el servicio educativo. Por lo tanto, existe la disposición, las ganas de trabajar, las ganas mejorar, pero para eso no podemos tener el colegio tomado».

«Yo creo que la reunión fue positiva. Hemos mostrado la mejor disposición a colaborar para hacer las mejoras en infraestructura (…). Por lo tanto, nosotros les solicitamos al centro de estudiantes que lleve este mensaje al estudiantado y depongan la toma», mencionó el edil de la comuna.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más