El Presidente Sebastián Piñera reaccionó respecto a la propuesta de la oposición, impulsada por los diputados Jaime Mulet (FRVS) y Rodrigo González (PPD), de adelantar las elecciones presidenciales, de diputados y senadores para el 11 de abril. «En democracia hay que saber respetar la decisión libre y soberana de la gente y también las reglas del juego de la república. El año 2017, las chilenas y chilenos eligieron libre y democráticamente un Presidente y un Congreso por un período de cuatro años. En noviembre del próximo año, las chilenas y chilenos tendremos la oportunidad de elegir un nuevo presidente (a) y un nuevo Congreso, y por tanto yo le pido a todos, respetemos nuestra democracia, respetemos nuestro estado de derecho», dijo este martes desde el patio de Los Naranjos del Palacio de La Moneda.

El Jefe de Estado, además, se refirió al retiro del 10% impulsado por el Gobierno, y aprobado en general por las comisiones de Hacienda y Trabajo del Senado. Recalcó que está focalizando para «quienes realmente necesitan acceder a él, que no entregue beneficios tributarios injustificados a los sectores de más altos ingresos y que además proteja las pensiones de los actuales y futuros pensionados chilenos».

Defendió el requerimiento que el Ejecutivo ingresó al TC por la moción parlamentaria del 10%: «Hay algo que es muy importante: tenemos que hacer las cosas bien, respetando la Constitución y el estado de derecho y muy especialmente ahora que estamos iniciando un proceso constituyente».

El Presidente ofreció estas declaraciones durante la firma del decreto que convoca a la elección de los miembros de la Convención Constitucional que se efectuará el 11 de abril de 2021. Estaba acompañado de los ministros de Interior, Rodrigo Delgado; Segpres, Cristián Monckeberg; Hacienda, Ignacio Briones; Segegob, Jaime Bellolio, y de Desarrollo Social, Karla Rubilar.

Constitucionalistas critican proyecto de ley para para adelantar elecciones

Respecto al proyecto que pretende adelantar las elecciones presidenciales como parlamentarias, El Líbero conversó con abogados constitucionalistas sobre la materia.

Los expertos coinciden en que es un proyecto muy irresponsable y malo para la democracia. El abogado constitucionalista, Javier Couso, cuestiona los argumentos expuestos por los diputados opositores: «¿En qué puede legitimar el sistema democrático alterar el itinerario cuando queda menos de un año para la elección presidencial y parlamentaria? A mí me parece francamente un acto irresponsable de estos parlamentarios».

Sergio Verdugo, académico constitucional de la Universidad del Desarrollo, señala que el proyecto debe ser leído “no como un intento serio de adelantar las elecciones, sino que como una forma para poner presión al Gobierno respecto al problema del 10%”. Esto, ya que plantea que el proyecto “probablemente no va a tener los votos porque las reformas constitucionales requieren de mayorías superiores”.