El ministro del Interior, Víctor Pérez, acompañado de la ministra de Transportes, Gloria Hutt,  firmó el esperado acuerdo con camioneros tras las paralizaciones debido a los ataques sufridos por trabajadores del gremio en la región de La Araucanía. En esa línea, se instalará una mesa de trabajo permanente con representantes de otros ministerios. «No fue un acuerdo sencillo ni fácil, debiéramos recordar esos días», señaló Pérez.

En un acto realizado en el Palacio de La Moneda, el ministro afirmó que «esto lo hacemos para rubricar un protocolo que hemos construido con las organizaciones. Un protocolo que busca asumir un compromiso de todos por la paz de Chile».

En esa línea, agregó que «nadie discute ni está puesto en duda que esto nace por el nacimiento, por los daños y los perjuicios que han sufrido los hombres y mujeres de trabajo, empresarios transportistas, pequeños, medianos y grandes que han visto en muchas ocasiones, con impotencia e incertidumbre, cómo su capital de trabajo es destruida, cómo su actividad es dañada y perjudicada y que tuvo su máxima expresión con el asesinato de Juan Barrios este año».

Asimismo, subrayó que este acuerdo sirve para «tomar todas las medidas en nuestras carreteras que le garanticen a esos conductores que puedan trabajar y llevar adelante su actividad de la manera más tranquila posible. Y asumir que aquellas víctimas, hombres y mujeres, que fallecieron, que perdieron su capital trabajo, establecer un mecanismo de apoyo, de reparación para que el estado cumple su tarea de garantizar la tranquilidad ciudadana».

«El compromiso de movilizarse por la paz sin alterar la vida de los chilenos era un compromiso complejo y difícil. Y nos alegramos que no haya pasado a mayores y no haya sido necesario aplicar los instrumentos que el Estado tiene frente a estas situaciones. Porque esta es una batalla por la tranquilidad de los chilenos», sostuvo Pérez.

Por su parte, remarcó la importancia de condenar los hechos de violencia que han tenido como víctimas a los camioneros. «Quienes queman camiones, quienes asesinaron a Juan Barrios, quienes dispararon a la hija de un transportista, como es Montserrat de solo 9 años, lo que buscan es generar terror y nosotros tenemos la obligación, todos los chilenos, de enfrentar eso con la máxima de las decisiones».