De un 10,3% fue la tasa de desocupación en Chile durante el trimestre diciembre-febrero, según la Encuesta Nacional de Empleo (ENE) elaborada por el Instituto Nacional de Estadísticas de Chile (INE). La cifra implicó un incremento de 2,5 puntos porcentuales (pp.) en doce meses, producto de la «reducción de la fuerza de trabajo (-7,4%) menor a la disminución presentada por los ocupados (-9,9%), y el incremento de 22,2% en los desocupados, incididos únicamente por los cesantes (26,6%)».

La tasa de desocupación de mujeres se situó en 11,0% y la de los hombres en 9,8% aumentando en 2,2 pp. y en 2,7 pp., respectivamente, en doce meses. La encuesta destaca los ocupados tuvieron una disminución de 9,9% incididos más por las mujeres (-13,1%) que por los hombres (-7,5%).

El segmento de ocupados ausentes, que representó el 13,2% del total de ocupados, creció 10,6% equivalente a 103.523 personas. «La contracción de los ocupados fue influida por comercio (-9,9%), alojamiento y servicio de comidas (-30,7%) y hogares como empleadores (-32,5%). En tanto, por categoría ocupacional, los principales descensos se observaron en asalariados formales (-5,4%) y asalariados informales (-19,5%)», detalla el INE.

La ocupación informal se ubicó en 26,5%, lo cual significa una disminución de 2,3 pp. También los ocupados informales se redujeron en un 17,3%, incididos en mayor medida por las mujeres (-22,5%) respecto a la variación de los hombres (-13,0%), y por asalariados privados (-21,1%).

Destaca que la población fuera de la fuerza de trabajo aumentó 17,3% influida por los inactivos habituales (22,3%) y los iniciadores (15,3%).

Desempleo en la Región Metropolitana

Respecto a la Región Metropolitana, la tasa de desocupación del trimestre diciembre-febrero llegó a 11,9%, lo cual representa un alza de 3,3 pp. en doce meses, «producto de la baja de 3,6% de la fuerza de trabajo, inferior en magnitud a la variación registrada por los ocupados (-7,1%)».

Los desocupados se alcanzaron un 34,0%, incididos exclusivamente por los cesantes.