Las autoridades chinas confirmaron el primer caso de contagio gripe aviar en humanos. La cepa H10N3 fue detectada en un hombre de 41 años que ingresó al hospital de Zhenjiang con fiebre y otros síntomas asociados a la enfermedad, sin embargo, informaron que el afectado no pasó a un estado crítico y que incluso cumple con las condiciones para ser dado de alta.

A pesar del descubrimiento, la Comisión Nacional de Salud China (NHC) aseguró que el riesgo de contagio es bajo. Además, expresaron que la cepa, al ser un patógeno propio de las aves, tiene pocas probabilidades de causar la muerte o una evolución grave de la enfermedad. Los casos de contagios en animales son frecuentes, no así en humanos.

La Comisión también llamó a los ciudadanos a evitar el contacto con aves muertas y vivas. Desde la organización pidieron cuidar la higiene alimentaria y visitar los centros de salud en caso de presentar síntomas como problemas respiratorios o fiebre.

El exministro de Salud, Jaime Mañalich, se refirió al descubrimiento y lo comparó con lo sucedido al término del 2029 e inicios del 2020 con la masificación de contagios por Covid-19 en el país oriental y que, hasta la fecha, ha provocado más de 3,5 millones de fallecidos en todo el mundo.