Publicado el 5 octubre, 2020

Avances en la ley de Patrimonio Cultural Indígena y en las propuestas económicas, a un mes del Füta Trawün

Autor:

Emily Avendaño

Semanas después del encuentro en La Araucanía convocado por el Consejo de Lonkos y la Corporación Nacional de Machi, los encargados de los diálogos aseguran que continúan trabajando para que cese la resistencia que generó en un comienzo. Explican que se están constituyendo en 12 mesas técnicas para abordar cada una de las 12 propuestas que le fueron presentadas a los representantes de los tres poderes del Estado, y destacan el apoyo recibido del Ministerio de Desarrollo Social.

Autor:

Emily Avendaño

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

Mucha resistencia generó entre los distintos representantes del pueblo mapuche el Füta Trawün convocado por el Consejo de Lonkos y la Corporación Nacional de Machi el pasado 9 de septiembre. La queja apuntaba a que los tiempos no eran los correctos. Por un lado acababa de terminar el paro de camioneros y, por otro, los ocho presos de origen mapuche que permanecían en huelga de hambre en la cárcel de Angol, decidieron deponer el ayuno tras 123 días, sin lograr ningún acuerdo con el Gobierno.

Para un sector ese “apresuramiento” de la reunión, terminó por restarle legitimidad al parlamento, incluso para una facción dentro del mismo Consejo de Lonkos que preside Aniceto Norín. Los cuestionamientos apuntaban a que no existía un respeto político por la causa. Sin embargo, el encuentro ocurrió. En uno de los salones del estadio Germán Becker de Temuco, se encontraron la ministra de Desarrollo Social, Karla Rubilar, el intendente Víctor Manoli; el presidente de la Cámara de Diputados, Diego Paulsen; el director nacional de la Conadi, Ignacio Malig, y el presidente de la Corte de Apelaciones de Temuco, Carlos Gutiérrez, en representación del Poder Judicial. Además, el director nacional del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), Sergio Micco, actuó como observador de buenos oficios.

Transcurrido casi un mes del Füta Trawün, Rodrigo Huenchumán, presidente de la Fundación Manke y quien se ha convertido en el coordinador de los diálogos, sostiene que el proceso sigue adelante, ahora sí, con menos polémicas y en “tiempos mapuche”.  

“El ánimo en principio estuvo crispado. Encontró a mucha gente descolocada. No pensaron que íbamos a tener la capacidad de sentar a los tres poderes del Estado en la mesa. Eso generó dudas y poca fe en el proceso, pero han pasado varias semanas y, cada vez más, recibimos más respaldos, para ir ampliando esta mesa”, explica Huenchumán.

Se mantienen los 12 puntos que fueron dados a conocer la tarde del viernes 4 de septiembre, luego de ser recibidos en el Salón Azul de La Moneda por el Presidente Sebastián Piñera. De ese encuentro, los asistentes aún rescatan señales como que la bandera mapuche estaba junto a la bandera chilena y que las sillas estaban dispuestas en círculo. 

Entre los 12 puntos mencionados aparecen: el reconocimiento constitucional; oficialización del idioma en los territorios del Wallmapu en todos los niveles educacionales; la discusión de la Ley de Patrimonio Cultural Indígena; reconocimiento y validación por parte del Estado a la autoridad ancestral del machi y el lonko; creación del “estatuto del machi y salud intercultural”; participación y presencia en los poderes del Estado en lo que respecta y afecta al pueblo mapuche en los territorios del Wallmapu; implementar la zona franca mapuche; una auditoría externa a los procesos judiciales que son llevados en el Wallmapu contra el pueblo mapuche; la conservación y preservación del medio ambiente en los territorios del Wallmapu, respetando su cosmovisión; entre otros. 

El objetivo es constituirse en mesas de trabajo para abordar cada uno de estos 12 temas, en la que confluyan personas con conocimiento técnico de estos asuntos y representación del Estado. Quienes están a cargo de los diálogos sostienen que cuentan con el apoyo del Ministerio de Desarrollo Social, así como de Ana Millanao, jefa de la Unidad de Coordinación de Asuntos Indígenas (UCAI). No obstante, faltan definiciones sobre quiénes se sumarán a las mesas técnicas.

“Esta mesa no es patrimonio de un lonko en particular o de un grupo. Es de todo el pueblo mapuche y toda la sociedad mapuche y no mapuche que quiera contribuir en pos del diálogo, la paz, y de cambiar el paradigma de cómo se ha llevado la relación entre el Estado y el pueblo mapuche. Efectivamente, quienes lideran el proceso son el lonko Aniceto Norín principalmente con el lonko Rufino Marivil, de Carahue; el lonko José Cariqueo y el machi Camilo Cayupil, presidente de la Corporación Nacional de Machi. Son los que han impulsado esto durante casi dos años y todos los actores nos hemos sumado detrás”, dice Huenchumán.

“La mesa se está ampliando, ha habido conversaciones con diferentes sectores del mundo mapuche, unos más moderados, o también de vías contrapuestas ideológicamente, pero acá todos han entendido que tenemos una oportunidad histórica. Ese es el punto. La oportunidad de tener el diálogo político necesario para cambiar el paradigma. Eso lo ha entendido muy bien la ministra Karla Rubilar que ha dado señales y ha tenido un compromiso irrestricto con nosotros, porque ella entiende que la agenda indígena está en un punto muerto y lo que se está gestionando es algo que si confluye de buena manera puede ser un buen camino para una solución”, agrega el presidente de la Fundación Manke.

Puntos en avance

Desde La Araucanía subrayan que los puntos en los que más se ha avanzado por el momento son en la discusión de la Ley de Patrimonio Cultural Indígena y en los temas económicos. 

Este último aspecto lo lidera Jaime Huenchuñir, presidente de la Confederación Económica Mapuche, quien desde hace más de un año ha tratado que se desarrolle una zona franca mapuche que prevé exenciones tributarias y beneficios aduaneros para las empresas que tengan domicilio, operación y generación de ingresos dentro de la IX Región, cuenten con socios de ascendencia mapuche con, al menos, 50% de participación societaria o que contraten a un porcentaje de empleados mapuche.

“Ha habido muchas críticas a este proceso, es entendible, siempre han existido diferentes lecturas desde el pueblo mapuche y eso se respeta. Bajo mi óptica, lo que interesa son los resultados que se puedan obtener, pero lo que no se puede negar, es que de ahora en adelante los procesos que busquen solucionar las problemáticas a nivel macro deben ser con la participación de los tres poderes del Estado, que de una vez por todas este tema se trate como una política de Estado y no de un gobierno o color político específico”, afirma Huenchuñir, quien confía en que de todo este proceso pueda surgir un “acuerdo definitivo”. Otro tema que quieren abordar es que a los presos mapuche que trabajan, como parte de los talleres que se dictan en prisión, se les exima de pagar las tasas a Gendarmería, así como los temas de comercialización indígena que se dan entre Chile y Argentina.

En cuanto a la Ley de Patrimonio Cultural Indígena, Huenchumán sostiene que hay voluntad gubernamental para que se materialice. “Eso va a ser un hito porque en la legislación chilena no existe una Ley de Patrimonio Cultural Indigena, que va a resguardar, conservar y proteger todos los aspectos que constituyen patrimonio de los diez pueblos originarios que viven en el país. Esa es una señal potente y muy necesaria. El proyecto de ley lo está gestionando el subsecretario del Patrimonio Cultural Emilio De la Cerda”. Esta propuesta fue  impulsada inicialmente por Claudia Unicahuin, jefa de la oficina de Enlace de la Conadi en Castro.

El coordinador del proceso apunta que hay otras propuestas que se están levantando, con diferentes actores. “Las sensibilidades aún están, pero estamos generando puentes, confianzas, por ende hay mucha conversación telefónica, personal y estamos trabajando responsable y sigilosamente ya que no todos tienen los mismos intereses, la misma voluntad, y el mismo sueño transversal. Tenemos que resguardar el proceso, conversar y convocar a muchos actores”.

En este sentido, Huenchumán destaca que solo la Confederación Económica Mapuche aglutina a más de 30 organizaciones, y están convocando a grupos de la sociedad civil, y fundaciones. “También hay que sumar a las autoridades territoriales de todo el Wallmapu. En un tiempo mapuche que no es el tiempo occidental donde todo se hace tan rápido. Acá primero hay que conversar los 12 puntos, entender a la gente que piensa que esto responde a intereses personales, pero que una vez que les aclaramos los 12 puntos se van sumando transversalmente. Habrá señales públicas de transversalidad, que se están gestionando. Pero todo esto converge en la voluntad política del Gobierno, en la voluntad del Poder Legislativo. Por ejemplo, el reconocimiento constitucional tiene que ponerse nuevamente en tabla, si no es hoy, ad portas de un proceso constituyente, la verdad se ve difícil vislumbrar algo más concreto que esto en estos tiempos”.   

Para Huenchumán, es crucial el reconocimiento de la figura de lonkos y machi, pues si bien se admite que nadie tiene la representatividad total del pueblo mapuche, considera que la sociedad se olvidó de ellos, “les quitaron el poder y aparecieron los dirigentes de comunidades, que no tienen relación al poder territorial, ancestral y espiritual que tienen lonkos y machi”, dice. Otra señal que esperan es que se decrete el feriado del 24 de junio.

Si bien lonkos y machis no participan directamente en cada una de las mesas, el objetivo es que cada una de las determinaciones a las que se llegue les sean consultadas y que ellos puedan emitir sus opiniones y recomendaciones. 

Dentro de los 12 puntos está además la petición de la auditoría externa a los procesos judiciales que son llevados en el Wallmapu contra el pueblo mapuche. En esta línea, el objetivo es que pudiese venir una comisión internacional, que pudiese ser del Sistema Interamericano a revisar los fallos. Por un lado, explican, porque temen que haya sesgo en los jueces en los casos que involucran a mapuche y, por otro, para que cuando haya detenciones no haya argumentos para que tome fuerza la tesis que se trató de “montajes” o de “persecución política”.

Comité Wallmapu

El 8 de septiembre, la ministra Rubilar informó de la primera reunión formal del Comité Wallmapu, una instancia dirigida por el Presidente Sebastián Piñera, que la integran cuatro ministros, un subsecretario y las autoridades regionales de La Araucanía y la Provincia de Arauco, que se fundamenta en el Gran Acuerdo por la Paz y el Desarrollo de la Araucanía que el Jefe de Estado lanzó en la IX Región durante el año 2018.

Cercanos al Comité Wallmapu contaron a El Líbero que se trata de un “reinicio”, en el que se están revisando los diversos aspectos comprometidos en el Plan Araucanía para conocer en qué punto están y qué se debe hacer para avanzar. Algunos de los temas son de índole legislativo, como el reconocimiento constitucional, otros temas estarían prácticamente hechos y otros se han concretado y no se conocen; mientras hay asuntos que sí quedaron completamente detenidos.

“Tenemos información, estamos en un diálogo frecuente. Sí sería ideal que se contara con una persona de La Araucanía, como enlace directo, porque el Comité Wallmapu responde también los intereses macro de los diferentes ministros. En el comité está la Jefa de la UCAI, pero sentimos y pensamos que falta una persona de la IX Región que esté comisionada para representar el Comité Wallmapu en Wallmapu”, subraya Huenchumán sobre la labor del Comité. 

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podemos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO

También te puede interesar:

Cerrar mensaje

APOYA AL LÍBERO

A diferencia de muchos medios de comunicación en EL LÍBERO hemos mantenido nuestra web y noticias sin costos para todos. Creemos que hoy, más que nunca, es necesario que la mirada de EL LÍBERO llegue a más personas y cubra más contenido.

Si quieres ayudarnos a lo anterior hazte miembro, hoy mismo, a la Red Líbero, por 1 U.F. mensual (o 0,5 U.F. para los menores de 40 años) con lo que estarás realizando un aporte fundamental para que podemos ampliar nuestra labor.

HAZTE MIEMBRO