Tanto el político romano como el ex ministro Arenas querían alcanzar un objetivo noble, pero ambos desoyeron a muchos expertos y desatendieron la lógica con tal de conseguirlo (voluntarismo). El primero fue el responsable de la muerte de Julio César y el segundo de matar el crecimiento económico. Arenas fue el Brutus de la economía chilena.
Publicado el 30.11.2016
Comparte:

Marcus Iunius Brutus, un político y militar romano de la época de Julio César que recibió muchos favores de él, es reconocido porque encabezó la conjura que terminaría con la vida del dictador, aunque fracasó luego en su lucha por restablecer la libertad de la República. ¿Qué tiene que ver esto con la Nueva Mayoría? Nada, salvo algunas coincidencias que expongo a continuación.

El reciente cambio de gabinete dejó en claro a los ciudadanos que el programa de la Nueva Mayoría se mantiene inalterable en su génesis, independiente de si al pueblo le gustan o no los cambios, de si la forma de implementarlos es o no la correcta, y de si el diagnóstico era o no el acertado. Lo importante es el Programa, y si ello conlleva “matar” el crecimiento económico, pues mala suerte, porque además de ser un término demasiado neoliberal para algunos, los cambios tienen siempre externalidades o costos.

Desde 1990 hasta 2014, Chile se contó entre los países que dio uno de los saltos más sustantivos en materia de bienestar, pasando de ser mediocre en lo económico a ubicarse en el primer lugar dentro de la región. Según el FMI, el PIB (producto interno bruto) per cápita de Chile (a precio de paridad de compra) alcanzó en 2015 los US$ 23.507, el más alto de Latinoamérica. Sin embargo, las proyecciones son que la brecha que existe con los países desarrollados, que se achicó significativamente en dicho período (desde un 25% del de Estados Unidos en 1990, a un 42% en 2015), se amplíe en forma importante según este organismo. En ese período Chile redujo su deuda pública desde un 43.6% del PIB hasta transformarse, a fines del 2010, en acreedor neto, ya que le prestaba plata al mundo. Hoy la deuda ha subido cuantiosamente (17.5% del PIB) y se estima que alcance un 30% hacia el 2020. En los últimos dos años, la promesa presidencial de más y mejores empleos ha quedado sólo en el eslogan, ya que tanto la calidad como la cantidad de éstos han disminuido.

¿Qué explica este retroceso económico de los últimos dos años? A pesar de que hay factores externos, la mayoría son domésticos y tienen relación con políticas publicas mal implementadas por la Nueva Mayoría (NM). En efecto, las políticas económicas no tuvieron como objetivo primordial la igualdad de oportunidades a través del crecimiento económico, la mejor y más potente herramienta para aumentar el bienestar de la población y que explica por qué en los últimos 25 años más de cuatro millones de chilenos salieron de la pobreza. Las políticas del Gobierno se enfocaron en la igualdad a secas (bajar de los patines), y como sucede inexorablemente cuando ésta pasa a ser un objetivo primario de política pública y el crecimiento económico se deja como variable de ajuste, residual a dicho objetivo, el bienestar medido como ingreso per cápita, pobreza, salud o cualquier otro parámetro, se deteriora significativamente, como lo demuestran los casos de Venezuela, Cuba, Grecia, etc.

Dentro de estas políticas, la reforma tributaria del ex ministro de Hacienda Alberto Arenas no sólo no consiguió recaudar los recursos que el Estado necesitaba para el programa igualitario de la NM, sino que causó un desplome en las expectativas de empresarios y consumidores que terminó por desacelerar el crecimiento económico muy por debajo de su potencial, con la consecuente retahíla de problemas que ello acarrea.  Como, por ejemplo, el aumento de la deuda pública, la caída del ahorro nacional y el deterioro de la calidad del trabajo, todo lo cual incide negativamente en la desigualdad.

La coincidencia entre Marcus Brutus y el ex ministro Arenas es que ambos querían alcanzar un objetivo noble, pero desoyeron a muchos expertos y desatendieron la lógica con tal de conseguirlo (voluntarismo).  El primero fue el responsable de la muerte de Julio César y el segundo de matar el crecimiento económico. Arenas fue el Brutus de la economía chilena.

 

 

Manuel Bengolea, estadístico PUC y MBA de Columbia, NY