Sin duda que hay mucho que mejorar, que muchas veces se tientan con contenidos repetidos del prime, o contenidos no aptos para menores, o se pegan condoros editoriales, pero son pocos los países del mundo donde se producen seis horas diarias en vivo.
Publicado el 14.07.2017
Comparte:

Ellos nos despiertan a diario. No les importa estar alrededor de seis horas en vivo, llegar de madrugada al canal y no tener horario de salida. La vida familiar es escasa y no hay espacio para el descanso. Es la intensa vida laboral de cientos de periodistas, comunicadores audiovisuales, sonidistas, iluminadores y un sinfín de personas que a diario ponen en pie las transmisiones de un canal con el mejor y más duro entusiasmo… Esos son los necesarios matinales de nuestra televisión chilena.

Vamos a partir con un matinal que se ha mantenido vivo con las diversas crisis del canal estatal. “Muy Buenos Días” esta semana ha logrado establecerse, lo que significa una suerte de consolidación de Cristián Sánchez, María Luisa Godoy y el resto del panel como una alternativa vigente en la mañana. Pablo Manríquez, director a cargo del espacio luego de dar un paso al costado de Bienvenidos por el escándalo del caso Nabila Riffo, asumió un rol fundamental en el equipo: levantar el escaso rating del programa. Y lo ha logrado a pesar de que la competencia es fuerte. Trabajar hoy en TVN debe ser muy difícil, es un canal buscando su rumbo sin éxito, pero ahí están estos productores anónimos que dejan la vida por la tele por esos puntos de rating tan apreciados a la hora de sacar el promedio diario.

Sigamos con la buena onda a los guerreros y buenos para madrugar. “La Mañana” en CHV, bajo el alero de Guillermo Cruces en la dirección, Patricia Vargas en la producción y Tania Aguilar en la edición de contenidos, ha tenido sin duda un proceso evolutivo muy bueno, ya que luego del ir y venir de rostros y panelistas, ha logrado cautivar al público con figuras de la altura de Rafa Araneda y Carola de Moras. El estilo magazine característico de “La Mañana” hace de este programa un espacio liviano y divertido. Se agradece lo de Pamela Díaz. Estaba ahí y supieron traerla. La FIERA, para mi gusto, es esa mezcla perfecta de simpatía, belleza y, lo más importante, sabe sintonizar con la audiencia como nadie. ME ENCANTA Pamela Díaz, muy bien por CHV.

En el caso de Mega, sin duda el campeón de la mañana, la buena sintonía ha sido el fiel compañero hace ya más de un año, superando todos los récords, por lo que era de esperar que la llegada de Daniel Sagüés tuviera buenos resultados. A eso, agregar la incorporación de José Miguel Viñuela. Un acierto, José. Nunca te debiste ir de Mega. José Miguel Viñuela ES Mega, está en su ADN. Y los nuevos panelistas también son un acierto, que son jóvenes que le han dado un respiro y contenidos más dinámicos a un matinal extenso. Un gran hallazgo esa patrulla juvenil liderada por Karol Lucero. Otro punto clave es el productor ejecutivo, Pablo Alvarado, o “Pablete”, responsable de memorables programas nocturnos de la TV. La experiencia se nota y las ganas de trabajar y hacer cosas nuevas, sobran. Sin duda este productor es el Alexis de la mañana y, me atrevería a decir, uno de los mejores productores ejecutivos del país. Pablo Alvarado es el nuevo Rey Midas de la TV. Si en Chile se premiara a los ejecutivos, tengo la impresión de que Pablete este año se debiese llevar la medalla de oro.

Para terminar nuestro análisis, no podíamos dejar fuera al canal del angelito. El matinal a cargo del gran Víctor Trincado y el poder femenino de Jaqueline Cepeda como editora periodística y Carola Román como productora ejecutiva. Ellos han logrado afiatar a un equipo que sabe de éxitos y derrotas. Ellos saben de estabilidad, Tonka y Martín conforman una dupla joven y carismática que sabe llegar al espectador central de las mañanas: las dueñas de casa, asesoras del hogar, tercera edad, niños y los miles de comerciantes que desde muy temprano se informan y entretienen para pasar el largo día.

Sin duda que hay mucho que mejorar, que muchas veces se tientan con contenidos repetidos del prime, o contenidos no aptos para menores, o se pegan condoros editoriales, pero son pocos los países del mundo donde se producen seis horas diarias en vivo que nos llenan de alegría, información y compañía las mañanas y nos recuerdan que la televisión está viva y más vigente que nunca. Con el profesionalismo y profunda responsabilidad de todos estos equipos, podemos decir que tenemos matinales de calidad y con una diversa gama de contenidos y para todos los gustos. ¡Mis respetos para ustedes!
Vasco Moulian, académico UDD