La transparencia tiene un lado elegante y en infinidad de aspectos es señal de virtud. Dejen descansar las barricas y el color caramelo por este año.
Publicado el 21.12.2017
Comparte:

Si buscan ampliar la paleta de sabores del bar de la casa, les recomendamos destilados de alta gama, excepcionales y de irreprochable calidad. Además, aprovechen de desmarcarse de la supremacía de los packs y de los alcoholes dorados o color caramelo. La transparencia tiene un lado elegante y en infinidad de aspectos es señal de virtud. Dejen descansar las barricas y el color caramelo por este año. Total, queda tan poco.

Fifty Pounds recuerda el impuesto de 50 libras que el rey Jorge II impuso en 1736 a los destiladores y vendedores de ginebra en Inglaterra. Este gin inglés tiene cuatro destilaciones donde se maceraron 11 componentes botánicos de los cuales tres permanecen en absoluto secreto. Enebro de Croacia; cilantro de Irán; granos del paraíso de Guinea, que recuerdan a la lavanda; ajedrea de Francia, que rememora a la menta, están entre los componentes que se sinceran. Revela un alcohol suave, equilibrado, delicado en sus perfumes. Disponible en tiendas especializadas como Santiago Wine Club o Bbvinos. Precio de referencia: $29.990.

Le Gin de Christian Druin es el trabajo de tres generaciones de productores de Calvados, en la región del Pay d’Auge en Normandía, Francia. Gillaume Drouin ha desarrollado este destilado artesanal, complejo, lleno de perfumes. El alcohol proviene de la destilación de sidra de manzana en pequeños alambiques de cobre. Emerge el enebro, así como otros siete componentes botánicos donde se puede percibir algo de pieles de limón, jengibre, canela y cardamomo. En la boca el alcohol se aprecia delicado y pasea al paladar hacia zonas más dulces. Disponible en tiendas como Santiago Wine Club o a través de la distribuidora Licoresfera. Precio de referencia: $57.900.

El avasallante auge del gin ha hecho que el vodka, que por largo tiempo fue el príncipe de los destilados, tome nueva fuerza refugiándose en los nichos más premium del mercado. Es el caso del vodka inglés Druide, que se destila cuatro veces para dar con un líquido de delicada viscosidad, completamente transparente. Tiene un aroma que expresa notas minerales. El alcohol es neutro, dócil, entibia la boca dejando un final especiado y un ligero dulzor al final. Es perfecto para beberlo sin añadidos, apenas un par de hielos si gusta. Precio de referencia: $ 44.000.

Un vodka de Oregon a cargo de la maestra destiladora Yuliya Mamontova. Impresiona por su apariencia, y no nos referimos a la belleza de Yuliya, sino al vistoso envase que tiene este destilado producido a partir de maíz pero fiel al estilo de los vodkas de tradición ucraniana. Vodka Anestasia tiene cinco destilaciones, un filtrado con piedras volcánicas y cuarzo. Es delicado, dócil y amable al paladar. Disponible en tiendas como Mercado Patache (Av. El Rodeo 13350, ver mapa). Precio de referencia: $46.590.

Uno que regresa esta temporada es el vermouth. De la mano de la popularización del negroni y otros cocteles (se viene el Manhattan) que son ideales para la hora del aperitivo. Hace poco aterrizó la reputada etiqueta Yzaguirre, de centenaria tradición en la fabricación de estos vinos licorosos, fortificados e infusionados desde Tarragona, España. En sus versiones Clásico Rojo y Dry Reserva. Geniales para beberlos con hielo, involucrados en algún ponche o con gin. Precio de referencia: $7.000. Más información en www.vermutyzaguirre.com.