La serie es bastante colorida y ligera de ver, te engancha fácilmente con un humor bastante simple que entretiene a cualquiera.
Publicado el 04.03.2016
Comparte:

Marta Kauffman -co-creadora y productora ejecutiva de la exitosa serie Friends- nos sorprende nuevamente junto a Howard Morris con una comedia madura que expone cómo Grace y Frankie (Jane fonda y Lily Tomlin) deben recomenzar sus vidas tras la petición de divorcio de sus respectivos maridos Robert y Sol (Martin Sheen y Sam Waterston), quienes deciden ser honestos con su sexualidad y sentimientos y poner fin a sus matrimonios de 40 años.

Grace, una figura pública e imagen de su empresa de cosméticos, está retirada y Frankie es una profesora hippie de artes. A partir del anuncio de sus maridos, se ven en una situación de shock y a pesar de llevarse mal una serie de eventos las obligan a darse apoyo mutuo. Sus maridos, ahora pareja, son dos abogados socios en una firma, quienes están especializados en divorcios.

Después de recibir la noticia que sus ex maridos son gays y quieren contraer nupcias para disfrutar sus últimos años de vida siendo honestos y felices, Frankie se retira a la casa de la playa para encontrar desahogo y poder asimilar todo esta situación. Grace por su cuenta también se va al mismo lugar, ambas parejas comparten propiedad de la casa, porque fue comprada en conjunto en el pasado.

Toda la vida Grace y Frankie han compartido juntas, pero nunca han sido amigas. Se han soportado y aceptado por la amistad y relación laboral de sus “ex”, pero tienen personalidades muy contrastantes. Grace es neurótica, conservadora, pretenciosa y con un estilo de vida “perfecta”, mientras que Frankie es una hippie, drogadicta y con vestimenta bastante particular.

En medio del revuelo familiar se ven incertos los hijos de las dos ex parejas, Grace y Robert quienes son padres de Brianna, una exitosa profesional que dirige la empresa de la madre y Mallory quien es ama de casa. A su vez tenemos a los hijos adoptivos de Frankie y Sol; Coyote, profesor sustituto, ex drogadicto en recuperación; y  Nwabudike “Bud”, abogado quien trabaja con su padre Sol y su pareja Robert.

La serie está enfocada en cómo van superando los últimos 20 años de matrimonio, que fueron un engaño, exponiéndolas a situaciones no convencionales para ellas como salir de fiesta y probar drogas juntas, exponerse a nuevos romances, dejar de ser la “señora de”, para descubrir su individualidad y explorar la vida en esta nueva etapa.

La serie es bastante colorida y ligera de ver, cada capítulo de 30 minutos aproximadamente está creado para acompañarlas en este proceso de redescubrimiento y superación personal, que te engancha fácilmente con un humor bastante simple que entretiene a cualquier adulto.

 

Johnny Méndez G. cientista político.

 

Grace and Frankie

Temporadas: 1
Capítulos: 13
Creadores: Marta Kauffman y Howard Morris
Dónde verla: Netflix
Calificación en IMDb: 8,1
Trailer: