La ciudad portuaria no es sólo cerros y calles con coloridos murales, la buena gastronomía también es parte de su atractivo. Entre tantas, te recomendamos Montealegre y Caperucita y el Lobo.
Publicado el 12.08.2016
Comparte:

Una de las primeras opciones gatsronómicas en Valparaíso es Montealegre. No es tarea sencilla estacionar. Si desea suba en los tradicionales funiculares llamados “ascensores”. Pero vale la pena encaminarse hacia el restaurante a cargo de Antonio Moreno, quien desarrolla en este espacio una cocina mediterránea que utiliza productos de estación y pescados locales. La precisión de su sazón se percibe en su cebiche con pulpo, además de otro entrante que ya lleva la rúbrica del recinto: su crema de osobuco con croquetas de carne es un clásico. De los fondos, la Pesca del Día es una interesante propuesta y de los postres, inclínese por el tocino del cielo o su dulcísima tarte tatin.

Montealegre. Calle Higuera 133, Cerro Alegre, Valparaíso (ver mapa)
Tel. 32 236 5350
Atiende de lunes a domingo de 13.00 a 15.00 horas  y de 20.00 a 23.00
Reservas: [email protected]

Otro rico lugar es Caperucita y el Lobo preside la dupla conformada por los cocineros Leonardo de la Iglesia y su esposa Carolina Gatica, una historia de cuento de esta pareja que ya ha consolidado un comedor impecable. En sazón y montajes con un código propio, presentan recetas coherentes, de sabores sencillos de decodificar. A saber, no puede dejar de probar uno de sus entrantes emblema: Crab cakes, y sus choritos salteados con crema de hinojo, limón, cilantro y pan casero (en la foto). De los fondos hay un buen trabajo de pastas e ingenioso uso de las proteínas (conejo, cordero y trucha). De los postres, especialidad de Carolina, hay una tentadora oferta.

Caperucita y el Lobo. Ferrari 75, Cerro Florida, Valparaíso (ver mapa)
Atiende de martes a sábado de 12.30 a 15.30 horas y de 19.00 a 23.00. Domingos de 12.30 a 15.30 horas.
Consumo promedio por persona: $22.000
Más información: www.lacaperucitayellobo.cl