Existen razones deportivas pero también socioculturales que el técnico de la selección chilena deberá considerar si es que decide dejar nuestro país y emprender una nueva aventura en Norteamérica.
Publicado el 12.08.2015
Comparte:

Para un profesional de 55 años, como es el caso de Jorge Sampaoli, no debe ser fácil tomar la decisión de dejar un trabajo estable, exitoso, con proyección internacional, para emprender un nuevo rumbo en su carrera. Sin ir más lejos, Marcelo Bielsa cuando renunció a la selección chilena en febrero de 2011, reconoció que se iba con nostalgia: “Considero mis tres años y medio en Chile como un regalo de la vida, aprendí a amar la vida acá, estoy orgulloso de haber vivido en este suelo y sé positivamente que soy yo quien pierde al irse”, fueron parte de las palabras del rosarino en su última conferencia de prensa en nuestro país.

Sin ánimo de presagiar ni menos pretender que Sampaoli haya decidido dejar la banca de la “Roja” para tomar el mando de la selección mexicana -de hecho, hoy los diarios señalan extraoficialmente que el técnico habría rechazado esa oferta- , pusimos en la balanza distintos aspectos, unos más futbolísticos que otros, que el argentino debería considerar a la hora de analizar un eventual cambio en su carrera profesional.

1. El nivel actual de la selección mexicana

MEXICO CAMPEON COPA DE OROSi bien México obtuvo recientemente la Copa de Oro de la Concacaf, el presidente de la Federación Mexicana Decio De María señaló, luego de anunciar el despido de Miguel Herrera, que a nadie en su país le gustó cómo se ganó aquel torneo.

Con un plantel alternativo, el “Tri” -como se conoce a la selección de México- venía de quedar eliminado de la Copa América en primera ronda, y necesitaba recuperarse en el campeonato de selecciones de Norte y Centroamérica. Y tras el fracaso en Chile, llegaba a la Copa de Oro con una racha negativa de siete partidos consecutivos sin ganar.

Con una plantilla valorizada en 124,5 millones de dólares, la más alta de la Concacaf, la selección mexicana enfrentó en primera ronda a Cuba, Guatemala y Trinidad y Tobago, selecciones muy por debajo de su nivel futbolístico. Avanzó a semifinales tras ganar un sólo partido (6-0 frente a Cuba) y empatar los otros dos (0-0 ante Guatemala y 4-4 frente a Trinidad y Tobago).

En semifinales derrotó a Panamá en un partido polémico que perdía con claridad hasta el minuto 88 de juego. Pero un inexistente penal a su favor llevó el partido a un alargue que terminó con otra polémica, cuando el árbitro cobró otro penal dudoso que significó el triunfo de la selección mexicana por 2-1.

MIGUEL HERRERAEn la final, el equipo del “Piojo” Herrera (en la foto) derrotó por 3-1 a Jamaica, pero en todo México quedó la sensación de que el “Tri” no había sido el mejor equipo del campeonato.

A diferencia del título obtenido por Chile en la Copa América, el triunfo de México en la Copa de Oro tuvo un sabor agridulce para los mexicanos por la manera como su selección llegó a disputar la final. Si antes se reunían 20 mil personas para celebrar los triunfos en el monumento a la Independencia de Ciudad de México, esta vez, según cifras de la policía, no alcanzaron a ser dos mil los aficionados que conmemoraron el noveno título de la selección mexicana en este campeonato.

2. Sueldos parejos

Es conocido en el llamado “planeta fútbol” que en México los sueldos son incomparables a los que se pagan en Sudamérica. Sin embargo, a nivel de Selección, las diferencias no son tan exageradas. Miguel Herrera, sólo por clasificar en el repechaje ante Nueva Zelanda para clasificar al Mundial de Brasil, la Federación Mexicana de Fútbol le pagó 200 mil dólares adicionales a su salario mensual. Posterior a la clasificación,  según la revista Forbes, se convirtió en el noveno entrenador mejor pagado de la Copa del Mundo, son una remuneración anual de 2,7 millones de dólares.

En ese mismo artículo de la revista económica, Jorge Sampaoli aparecía en el puesto número 13, con un salario de 2,1 millones de dólares al año. Sin embargo,  luego del Mundial, esta cifra aumentó a 2,6 millones. En todo caso, si el casildense pretende partir a México deberá pagar una indemnización a la ANFP de 12 millones de dólares.

3. El mercado de jugadores

Según el sitio especializado Transfer Markt, la selección chilena de fútbol hoy está valorizada en el mercado de transferencias en 208,5 millones de dólares, muy por encima de los 124,5 de la selección mexicana, donde está incluida la tasación de Chicharito Hernández, que no participó en la Copa de Oro.

VIDAL BAYERN 1Si comparamos jugador por jugador, el seleccionado más caro de Chile es Arturo Vidal, cuyo traspaso desde la Juventus al Bayern Munich significó un monto de 43,5 millones de dólares. En cambio, el jugador de mayor valorización del México actual es el delantero de la Real Sociedad Carlos Vela, cuyo pase está avaluado en 19,8 millones de dólares.

Además, en Chile de los 23 convocados a la Copa América 15 de ellos jugaban en Europa, en cambio, sólo ocho de los jugadores que conformaron el plantel de México para la Copa de Oro, militan en el fútbol europeo.

Los factores socioculturales

Tanto como los factores deportivos, un profesional exitoso -como es el caso del actual entrenador de la selección chilena de fútbol- debería consideran otros aspectos al momento de decidir su futuro laboral. Son los factores socioculturales que diferencian a Chile y México y que en este caso ponemos sobre la balanza:

4. Calidad de vida

CIUDAD DE MEXICOPANORAMICA SANTIAGOUno de los elementos que Jorge Sampaoli debe tener a la vista a la hora de tomar la decisión de dejar la Selección de Chile y asumir como técnico del “Tri”, es el cambio cultural que significa mudarse de Santiago a Ciudad de México, una de las más grandes urbes del planeta.

Según The Safe Cities Index publicado por The Economist, la capital de Chile figura en la 28° posición como la mejor ciudad para vivir en el mundo –un puesto más abajo de Roma-, mientras que Ciudad de México ocupa el lugar 45°.

5. Desarrollo Humano

Otro indicador para evaluar el cambio cultural es el Índice de Desarrollo Humano elaborado en 2014 por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD). En él, Chile se ubica en el lugar 41° a nivel mundial, siendo superado en América sólo por Estados Unidos y Canadá. México, en tanto, está posicionado en el lugar 71° en el ranking que mide el avance conseguido por un país en tres dimensiones: disfrutar de una vida larga y saludable, acceso a educación y nivel de vida digno.

6. Seguridad

En materia de seguridad, la balanza también se inclina hacia Chile. Mientras en México es común que personas con alto poder adquisitivo –como sería la situación de Sampaoli- tengan que tener guardaespaldas para resguardar su integridad física ante la ola de secuestros, homicidios, asaltos y tiroteos que se han visto en el DF en las últimas décadas, Santiago está muy lejos de ese panorama. Por ejemplo, según un estudio de 2012 de la Oficina de Naciones Unidas para la Droga y el Delito (ONUDD) en Chile hubo 3,1 homicidios por cada 100 mil habitantes, mientras que en México hubo 21,5 cada 100 mil habitantes, uno de los índices más altos de la región.