El sicólogo deportivo Enrique Aguayo analiza clínicamente la abrupta caída en el rendimiento del actual campeón del fútbol chileno.
Publicado el 22.02.2015
Comparte:

El 6 de diciembre Universidad de Chile alzó su décima séptima copa de Primera División del fútbol chileno, luego de lo cual los jugadores, el cuerpo técnico y la directiva, comenzaban a especular sobre un eventual bicampeonato. Pasaron dos meses, y hoy la “U” está sumida en una profunda crisis futbolística que no tiene explicación y del bicampeonato, ya nadie quiere hablar.

AGUAYOEl sicólogo deportivo y socio de la Clínica Meds, Enrique Aguayo (en la foto) –con amplio trabajo en la Selección Chilena, en el Comité Olímpico y en varios planteles de Colo Colo-, da a conocer a “El Líbero” algunas razones que podrían dar a entender el “bajón” de los azules en el torneo de Clausura 2015.

– ¿Se puede explicar sicológicamente cómo un mismo plantel que fue campeón puede bajar tanto su rendimiento en tan poco tiempo?

– El aspecto sicológico influye, pero también existen otros factores, como el aspecto físico, técnico y contractual de los jugadores. Ahora, la duda que uno podría tener –porque yo no trabajo en la ”U” – es si la preponderancia del factor sicológico viene a ser después de tener un par de malos resultados, alguna crítica interna o algún tema con la barra.

Universidad de Chile vs La CaleraMuchas veces pasa que los equipos trabajan fuertemente cohesionados en torno a un logro que están buscando, pero luego de conseguirlo -como el campeonato de la “U” en diciembre pasado-, se produce un cierto relajo que normalmente los cuerpos técnicos los manejan en las pretemporadas. Pero en estos campeonatos cortos, que tienen inter temporadas de muy pocos días, hay mucho menos tiempo para trabajar estos temas.

A veces pequeños detalles llevan a que no se comience bien una temporada y después en un equipo grande –como en este caso la “U”- esos detalles se pueden transformar en una bola de nieve sin control, que se traduce en que todos los medios de comunicación están preocupados por lo que ocurre en el equipo y por ende, los jugadores entran a la cancha con esa “mochila” adicional a la responsabilidad que cada uno tiene. Y es en ese momento en que se requiere que el equipo esté cohesionado, o sea, que los jugadores se sientan altamente atraídos por pertenecer a ese grupo humano. Esto tiene que ver con que los jugadores se sientan contentos, que les guste pertenecer a un determinado equipo.

Universidad de Chile vs Union EspañolaPero el concepto más relevante, desde el punto de vista de la sicología del deporte, es el de la cooperación, o sea, que en este caso los futbolistas estén dispuestos a trabajar en pos de un objetivo común. Los jugadores de cualquier plantel profesional deben sentir que todos están aportando “un grano de arena” y que cuando alguien falla, los demás deben suplirlo o animarlo, para compensar esa falla. Cuando los equipos están fuertes, cuando están bien, hay un alto grado de cooperación. Por el contrario, cuando los equipos se debilitan, unos cooperan más que otros, y empiezan las divisiones y los cuestionamientos.

– ¿Qué otros factores sicológicos podrían estar afectando al rendimiento de los jugadores de la “U”?

– También se puede dar que luego de un par de malos resultados iniciales en una temporada, en algunos jugadores se pueden generar ciertos efectos. Por ejemplo, los que se pierden muchas situaciones de gol en un determinado partido o los responsables de algunas fallas puntuales que han generado un gol en contra. Esos jugadores empiezan a vivir una sobrecarga que les comienza a pasar la cuenta en el siguiente partido.

– El bajo rendimiento de los llamados jugadores íconos de un determinado plantel, ¿también podría influir en el desempeño del resto del equipo?

Universidad de Chile vs Antofagasta– Lo normal es que en situaciones difíciles, la responsabilidad cae más fuerte en aquellos jugadores que tienen mayor experiencia o mayor historia de triunfos en la institución. Ellos ejercen un liderazgo y de acuerdo a cómo se comporten, esto tiene un efecto en sus compañeros. Y si algunos de esos líderes falla, es muy probable que sus compañeros que tienen menos experiencia, o los que estén recién llegados a la institución, sientan una desesperación adicional. El cuerpo técnico debe acercarse mucho a esos jugadores que son líderes dentro del plantel y trabajar en conjunto ese liderazgo. Hay equipos que históricamente se han caracterizado por tener hombres experimentados en la cancha, que toman el control y que orientan a sus compañeros, pero hay otros equipos que si antes de los 10 minutos le hacen un gol, inmediatamente se desploman.

– Y en relación a esto último, ¿habrá incidido la ausencia de Martín Lasarte en las prácticas y en la banca en algunos de los partidos, debido a su lesión?

– Te lo contesto de la siguiente forma. Yo he trabajado en equipos donde se le ha avisado a un jugador horas antes del partido que su padre ha muerto. Y el jugador dice “por mi padre, hoy lo doy todo” y juega el mejor partido de su vida. Los hechos en sí no son los que generan un problema, sino que el conflicto lo producen los propios jugadores en su cabeza, en la manera cómo reaccionan frente a un determinado hecho. El deportista de alto rendimiento, tenga el problema que tenga, toma buenas decisiones y las ejecuta en forma correcta. Pero en Chile, los equipos de fútbol profesional son competitivos, pero no son de alto rendimiento. Sólo algunos jugadores lo son.

Universidad de Chile vs AntofagastaAhora, indudablemente que Lasarte se haya enfermado, es algo no deseado. Ningún equipo quiere que su entrenador se lesione, pero él es humano. Y es en estas circunstancias cuando tienen que aparecer sus ayudantes y los jugadores. Y si hoy los jugadores de la “U” no han rendido, no creo que sea por causa de la enfermedad de su técnico, sino que sólo es un factor más que también puede influir, pero no es el gran factor. Si Lasarte es un buen entrenador, debe tener buenos asesores, un cuerpo técnico creíble que pueda reemplazarlo en su ausencia.

-Finalmente ¿podría afectar en el rendimiento las diferencias en los sueldos de los jugadores?

– Los futbolistas aprenden desde muy chicos que cada uno arregla sus contratos y si lo hizo mal es su problema. La única forma de mejorar el contrato es jugando bien en la cancha. El futbolista sabe que si está jugando bien, va a mejorar su renta. Y por otro lado, el que lo está haciendo mal, sabe que al año siguiente debiera empeorar. Esa es la regla del fútbol.

FOTO:ANTONIO ALONSO/AGENCIAUNO