Esa es la pregunta que se debe estar haciendo Sergio Jadue ante la posibilidad de que el ex presidente de la ANFP finalmente se decida a competir contra Joseph Blatter por la presidencia del máximo organismo del fútbol mundial.
Publicado el 13.10.2014
Comparte:

“Ganamos Todos” es el  nombre de la fundación que lidera desde hace tres años Harold Mayne-Nicholls. Esta frase corta e inofensiva, podría transformarse en un gran dolor de cabeza para la cúpula del fútbol chileno, si la “aventura” de Mayne-Nicholls -como la han denominado algunos dirigentes- de querer postular a la presidencia de la FIFA, finalmente llega a puerto.

De alguna manera, la estrategia comunicacional del ex presidente de la ANFP ha tenido buenos resultados. Desde el domingo 5 de octubre, ha aparecido todos los días en los medios de comunicación y en todas las entrevistas ha formulado que pretende reunirse en los próximos días con Sergio Jadue para sondear el apoyo de la Federación de Fútbol de Chile. En entrevista con “El Líbero”, Mayne-Nicholls señala que aunque no es imprescindible “es importante que me apoye la federación de mi país. Esta es una decisión que debiera tomar todo el fútbol chileno. En estas instancias es clave saber cuál es el pensamiento de la federación. Entonces, reunirme con Jadue tiene un valor. Hemos tratado de juntarnos, pero ya llegará el momento”. En jerga futbolística, la pelota ahora está del lado del Presidente de la ANFP.

Pese a que ni Sergio Jadue ni nadie de la directiva del fútbol chileno se ha pronunciado al respecto, las opiniones del asesor internacional de la Federación de Fútbol de Chile, Alfredo Asfura, resultan ser muy aclaratorias: “Para las elecciones de la FIFA,  hoy el esquema está virtualmente decidido y quedó graficado en el Congreso de Sao Paulo. Ahí los presidentes de las federaciones le pidieron masivamente a Joseph Blatter que se repostulara. Virtualmente tiene el apoyo mayoritario para ser reelegido”, señaló a “El Líbero”.

El panorama electoral

A la fecha, oficialmente hay dos candidatos para las elecciones del  29 de mayo de 2015: el suizo Joseph Blatter, que ya lleva 16 años en el cargo, y el francés Jerôme Champagne, ex diplomático y ex colaborador del propio Blatter en la FIFA. Al igual que Mayne-Nicholls, Champagne tiene mucha experiencia en el máximo organismo del fútbol internacional: fue jefe de protocolo del comité organizador del Mundial de 1998, luego fue consejero internacional de la presidencia, secretario general adjunto, delegado del presidente y finalmente, director de relaciones internacionales.

Harold Mayne Nicholls, en tanto, ingresó a la FIFA en 1993 como jefe de prensa de una de las sedes para el Mundial de Estados Unidos de 1994. Luego tuvo el mismo cargo en el Mundial Sub-17 de Ecuador de 1995 y en la sede de Burdeos de la Copa del Mundo de Francia de 1998. Posteriormente, desde 1999 hasta 2012, fue coordinador general de diversos torneos organizados por la FIFA y además estuvo a cargo del programa Goal durante diez años. Su última responsabilidad fue la inspección de las candidaturas de Rusia y Qatar, para los mundiales de  2018 y de 2022, respectivamente.

El origen de la “aventura” para enfrentar a Blatter

Según reconoce Mayne-Nicholls, la idea de competir frente a Blatter nace de una serie de conversaciones que se vienen sosteniendo entre distintos dirigentes del fútbol por lo menos desde hace un par de años. “Nos hemos reunido para conversar los temas de los liderazgos al interior de la FIFA y de cómo se debe enfrentar en un futuro esta organización”. Y fue en el marco de esas conversaciones cuando un dirigente -cuyo nombre el ex presidente de la ANFP no quiso revelar- le preguntó si a él no le interesaba liderar una candidatura: “Así se fue gestando, luego me preguntó otro dirigente, y en eso estamos, buscando apoyo de todas las confederaciones. Hay mucho interés de que la FIFA tenga un cambio y a mí me motiva liderar ese cambio”.

Según cercanos al periodista, “cuando a Harold se le mete una idea en la cabeza, no hay nadie que se la saque. Esto mismo ocurrió cuando quiso liderar la ANFP, muy pocos creían que iba a llegar hasta el final”. Así mismo lo recuerda Mayne-Nicholls: “Cuando le comenté a Alfredo Asfura que quería ser presidente del fútbol chileno, me dijo que la estaba embarrando y que iba a echar a perder toda mi carrera en la FIFA. Pero cuando mi postulación ya era un hecho, se vio obligado a apoyarme y al final gané la elección”. Con un dejo de ironía termina diciendo que “ojalá las opiniones de Asfura sean una especie de cábala”.

Los plazos de Harold

La convocatoria para las próximas elecciones presidenciales de la FIFA comenzó el 10 de junio pasado y la fecha de cierre para las postulaciones es el próximo 29 de enero. En sólo tres meses, el ex presidente de la ANFP deberá buscar apoyo de los 209 presidentes de las federaciones de todos los continentes, para finalmente tomar la decisión de si va a disputar frente a Joseph Blatter y Jerôme Champagne el máximo sillón del fútbol mundial.

Según sus cercanos, Mayne-Nicholls podría conseguir votos de todas las confederaciones regionales y a diferencia de lo que se ha publicado durante la semana recién pasada, incluso tendría apoyo de algunos presidentes de federaciones de la Conmebol. El jueves 9 de octubre, el mismo ex funcionario de la FIFA señaló a CNN que “si las elecciones para la presidencia de la FIFA fueran hoy, ya podría postular”, esto porque ya tendría los 5 votos mínimos para presentar su candidatura. Mientras que a “El Líbero” señaló: “si postulo es porque quiero ir a ganar, no es por hacer un saludo a la bandera o lanzar una candidatura testimonial”. En todo caso, para ser elegido presidente de la FIFA, necesita nada menos que 105 de los 209 votos de los presidentes de las distintas federaciones.

Finalmente, Mayne-Nicholls aclara que su interés no es presentar una candidatura pensando en una futura postulación: “No pienso ni a mediano ni a largo plazo. Si ahora tomara la decisión de postular es para juntar la mayor cantidad de votos posibles para ganar en la próxima elección. No voy con la idea de perder por poco para quedar bien posicionado, porque ese no es mi estilo”.

El debate en Chile

  ASFURAAlfredo Asfura, Asesor internacional de la Federación de fútbol de Chile. Miembro de la Comisión organizadora de Mundiales Sub 20:

“Estoy viendo las consecuencias de una candidatura que no tiene ninguna posibilidad de tener éxito, ninguna posibilidad de tener futuro. Esta postulación nos arrastra hacia una imagen de que el fútbol chileno, por una candidatura aventurera, cae derrotado en forma muy amplia. Ahora cada cual sabe qué es lo que lo insta a querer tener una posibilidad. Pero lo que yo veo son más riesgos que posibilidades. Y el riesgo es la mala imagen personal para Harold, y también para Chile porque independiente a que la federación apoye o no esta candidatura, para el mundo entero el postulante a la FIFA será un chileno”, dice.

“Hoy la postura de Harold no tiene ni base ni sustento, porque ni siquiera es un dirigente que esté en el comité ejecutivo, ni tampoco está vigente en la actividad internacional. Si bien fue presidente de la ANFP y tuvo un cargo importante en la FIFA, hoy no tiene posibilidades de poder agrupar un número importante de federaciones, ya que éstas organizaciones buscan que los candidatos estén vigentes, que estén involucrados con la FIFA. Y eso hoy no lo tiene ningún candidato chileno. Esta candidatura es un error, tal como se lo manifesté hace algunos años a Elías Figueroa”.

ELIAS 2Elías Figueroa, ex capitán de la Selección Chilena:

“En el año 2011 varios países europeos me llamaron y me pidieron que postulara a la presidencia de la FIFA, incluso me garantizaban financiamiento. Cada vez se sumaban más países y me aseguraban que podía ganar. Pero al final dije que no, por razones personales”. “A la luz de esa experiencia, pienso que la candidatura de Mayne-Nicholls para nada es aventurera. Él tiene una experiencia tremenda a nivel internacional, lleva muchos años trabajando y sabe cómo es este mundo. Es necesario que se produzcan aires nuevos en la FIFA. Tal como en muchos aspectos de la vida, en el fútbol no existe lo imposible”.

Ricardo Abumohor, ex presidente de la ANFP y actual timonel de O’Higgins:

“La candidatura de Mayne-Nicholls es válida. Se necesita innovación, gente honrada y capaz y Mayne-Nicholls está capacitado. Además, mostró una prueba de honestidad y transparencia cuando dio a conocer el informe sobre la factibilidad del Mundial de QaRicardo-Abumohor-1tar”.

“Claramente esta candidatura la impulsó el Presidente de la UEFA Michelle Platini, ellos son amigos. Y la respuesta que dio el portavoz del organismo, de que Platini no va a votar por Blatter ni tampoco por el francés Champagne, por lo menos deja una interrogante abierta. En ningún caso se desmarca de Mayne-Nicholls, sino todo lo contrario. Esta respuesta es decidora, demuestra una tendencia. Con los otros candidatos fue rotundo, con Harold quedó en status quo. Ahora si Harold consigue finalmente el apoyo de Michelle Platini, inmediatamente obtiene los votos de la UEFA”.

 

 

FOTO: OSVALDO VILLARROEL/AGENCIAUNO