Pese a la ausencia de Cristiano Ronaldo, el equipo de Manuel Pellegrini no pudo vencer de local al experimentado equipo español. La vuelta se juega el próximo martes en el Santiago Bernabéu.
Publicado el 26.04.2016
Comparte:

 

El Manchester City y el Real Madrid empataron sin goles este martes en el Etihad Stadium en el partido de ida de semifinales de la Liga de Campeones, por lo que la eliminatoria se decidirá el próximo miércoles en el Estadio Santiago Bernabéu.

Con la baja de última hora del portugués Cristiano Ronaldo, fuera de la convocatoria por no haberse recuperado de los problemas musculares que sufre desde hace 10 días, el Real Madrid contuvo el ímpetu inicial del City y fue mejorando según pasaban los minutos, para acabar siendo el dueño del partido, aunque sin encontrar recompensa a sus numerosas ocasiones.

 

Además los locales tuvieron la mala fortuna de perder en el minuto 40 a su creador, el español David Silva, con problemas musculares. Fue sustituido por el nigeriano de 19 años Kelechi Iheanacho.

En la segunda mitad el Real Madrid salió a la cancha sin el francés Karim Benzema, quien el sábado por la liga sólo jugó 40 minutos por unas molestias musculares. Fue sustituido por Jesé Rodríguez.

Según transcurrían los minutos el equipo de Pellegrini perdía la batalla física y el Real Madrid empezó a tener las mayores ocasiones para convertir. Jesé, el brasileño Casemiro, el galés Gareth Bale y el portugués Pepe estuvieron muy cerca del gol de la victoria, pero se encontraron con un inspirado Joe Hart en la portería local.

La última ocasión fue de los locales. El belga Kevin de Bruyne lanzó con potencia una falta lateral y el costarricense Keylor Navas, en una de sus pocas intervenciones, despejó al tiro de esquina.

Con este resultado, la llave quedó abierta para la revancha, que se jugará el próximo martes 3 de mayo en Madrid. Mañana, a las 15:45 hora de Chile, se disputa el partido de ida de la segunda semifinal de la Champions League, entre el Atlético Madrid y el Bayern Munich de Arturo Vidal.