La primera consecuencia del referéndum fue la renuncia del Primer Ministro inglés, David Cameron, que se materializará en el mes de octubre. La opción del pueblo británico de dejar de pertenecer a la Unión Europea triunfó con un 51,9%, frente al 48,1% de los votantes que se inclinaron por permanecer en ella.
Publicado el 24.06.2016
Comparte:

Conocidos los resultados oficiales del Brexit en el Reino Unido, los máximos líderes mundiales se manifestaron de inmediato. El presidente de EE.UU., Barak Obama, que apoyaba la permanencia británica en la Unión Europea,  señaló que “el Reino Unido y la UE seguirán siendo socios indispensables”. En un tono pragmático, a través de un comunicado, Obama agregó que “el pueblo del Reino Unido ha hablado y respetamos su decisión”.  El líder norteamericano afirmó además que “la relación especial entre Estados Unidos y Reino Unido es duradera, y la membresía del Reino Unido en la OTAN se mantiene como un pilar básico de la política exterior, económica y de seguridad de EE UU”.

La Canciller alemana Angela Merkel, por su parte, fue más crítica de la decisión que adoptaron los británicos. Consideró el resultado del referéndum como “un punto de inflexión” para el proceso de integración europea. Merkel convocó para el lunes a los líderes de Francia e Italia, junto al presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, para dar a conocer una opinión conjunta.  Además, el próximo martes comparecerá en el Parlamento alemán para tratar la crisis europea tras el Brexit.

La líder alemana, en todo caso, pidió “calma” para no precipitarse en una respuesta que será vital. Porque, según señaló en comparecencia este viernes, la manera cómo reaccionen los 27 Estados restantes dependerá que la Unión Europea no salga aún más dividida de esta crisis.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, envió un mensaje de tranquilidad a los españoles en el Reino Unido y a las empresas españolas que tienen inversiones en ese país. Subrayó que no es momento para añadir incertidumbre, sino para reafirmar la estabilidad económica e institucional.  En todo caso afirmó que “el Gobierno español toma nota con tristeza del resultado del Brexit”, en medio de la última jornada de la campaña electoral en España, previo a las elecciones del domingo.