Sobre la definición del candidato presidencial del partido asegura a "El Líbero" que "lo único que espero es que mantengamos la unidad del partido, que no haya intentos de algunos por forzar la designación de una persona en desmedro de otras fracturando a RN".
Publicado el 10.12.2016
Comparte:

El domingo recién pasado, la lista encabezada por Cristián Monckeberg ratificó su continuidad en la directiva de Renovación Nacional. El grupo está compuesto por dos ex presidentes de la colectividad, Carlos Larraín y Alberto Espina; el senador Baldo Prokurica; los diputados Paulina Nuñez y Gonzalo Fuenzalida; el alcalde de Lo Barnechea, Felipe Guevara; Eduardo Riquelme y Mireya Chocair. También continúa en su cargo el secretario general, Mario Desbordes.

Al asumir Monckeberg dijo que su principal objetivo es “recuperar el gobierno”. Claro, y es que RN tiene varios candidatos, entre ellos el ex Presidente Sebastián Piñera -que si bien no es militante tiene el apoyo de una porción relevante de la colectividad-, el independiente y ex RN Manuel José Ossandón, y los senadores Alberto Espina y Francisco Chahuán (el único que ya inscribió su candidatura).

En ese contexto. el secretario general, Mario Desbordes, en conversación con “El Líbero” hace un repaso de los objetivos de la nueva administración y los criterios que se tendrán en cuenta para elegir el candidato presidencial de la tienda de Antonio Varas.

– ¿Con qué sensación se quedan después de haber ganado las elecciones internas de RN?

– Estamos satisfechos porque la mayoría de los militantes -que es lo que uno siente cuando recorre Chile- está conforme con el trabajo que hemos hecho, que ha sido bastante, el resultado principal es una muestra de que cuando RN está unida, tiene buenos resultados. Por lo tanto, haber construido una mesa nueva para lo que se viene es una buena señal;  pese a que votaron 8 mil personas, esperábamos que fuera un poco más; no se percibió como competitiva y costó muchísimo mover a la gente el día domingo, pero con todo estamos satisfechos.

– ¿Qué rol jugará el ex presidente del partido Carlos Larraín, quien dijo en una entrevista con T13 que “se quiso echar mano a gente más anciana para que vayamos decidiendo bien”?

– Pienso que tenemos que juntar a todos los dirigentes que tienen capital político para que, como a veces decimos en Chile, “poner toda la carne a la parrilla”, Carlos Larraín es una figura potente, Cristián Monckeberg también lo es, Baldo Prokurica también, lo mismo Alberto Espina. Se hizo una mesa potente y fuerte con diputados y alcaldes; una mixtura que permite tener un equipo de primera. En la elección no hubo más competencia justamente por eso, porque a ojos de los militantes, si lo llevamos a términos futbolísticos, en el mismo equipo estaba el plantel de la UC, Colo Colo y la U. de Chile; entonces eso es la directiva actual, la gente más potente que tiene RN para ofrecer y todos unidos estoy seguro que vamos a enfrentar lo que se viene el próximo año; que es difícil, porque el que crea que tenemos ganada la elección presidencial o parlamentaria está completamente equivocado. 

– ¿Cómo definirá RN su candidato presidencial?

– El mes de marzo está definido que Renovación Nacional va a elegir el o los candidatos a la primaria, eso no ha cambiado, se va a mantener, no hay ninguna razón para introducir cambios en eso. Hasta el minuto sólo está inscrito Francisco Chahuán, ha manifestado interés también Alberto Espina, y el senador Manuel José Ossandón reunió las firmas necesarias en algún minuto dentro del partido, pese a que también tiene las firmas como independiente. Hay un grupo de militantes que les gustaría proclamar al ex Presidente Piñera y por lo tanto vamos a elegir en marzo lo que sea más conveniente para Chile Vamos. Yo lo único que espero es que mantengamos la unidad del partido, que no haya intentos de algunos por forzar la designación de una persona en desmedro de otras fracturando a RN en el peor momento, porque estamos bien unidos, somos el partido más grande y lo peor que nos puede pasar es que alguien pretenda llevar al partido hacia un solo candidato si es que hay fuerza para que haya más de uno. 

– El senador Andrés Allamand  ha dicho abiertamente que su candidato es el ex Presidente Piñera, mientras que Carlos Larraín apoya al senador Ossandón…

– Y habrán muchos que está con Francisco Chahuán o Alberto Espina, entonces en su minuto veremos los apoyos y si entendemos que en el partido hay masa crítica suficiente para proclamar sólo a una persona, será una, y si vemos que hay dos personas que reúnen la mayor cantidad de adhesiones serán dos y así tenemos que analizarlo; porque yo no quiero que la noticia al día siguiente sea “los alcaldes o los diputados que no apoyan a la persona que fue designada porque dejamos heridos en el camino nominando a un solo candidato si es que no reúne una mayoría abrumadora”.

– ¿Es sano para el partido que se manifiesten estos apoyos públicamente? 

– Por supuesto, es bueno y es parte de la democracia interna y del debate sobre la mesa que tenemos que hacer, la discusión en el consejo general va a ser un debate con altura y tiene que verse de cara a los militantes y a los dirigentes. 

– El ex Presidente Piñera dijo que no tenía todavía el apoyo de toda su familia, ¿qué pasará si él decide finalmente no competir? Se ha hablado de la posibilidad de Andrés Allamand…

– Es legítimo, hay primarias y el que la gane es el candidato, así de simple. Si Andrés Allamand quiere ser candidato y el consejo general lo proclama, por supuesto que puede ser candidato a la primaria, aquí estamos hablando de candidatos a primarias, no hay planes A o planes B como algunos han querido acusar porque el único plan es la primaria, el que la gane será el candidato presidencial.

– ¿Qué le parece el fenómeno de Alejandro Guillier y la forma en cómo ha subido en las encuestas?

– Le tengo mucho respeto a Alejandro, lo conozco, creo que es un buen periodista y ha hecho hasta el minuto un buen trabajo político, merecidamente tiene una buena evaluación en la gente, y eso lo valoro mucho. El problema de Alejandro, no es él, sino que sus aliados en la Nueva Mayoría, es el equipo. Pero Alejandro va a ofrecerle a Chile lo mismo que ofreció Lagos y lo mismo que hoy ofrece Bachelet; no puede ser algo distinto porque es el mismo equipo.