El Premio Nobel de Literatura regresa al país con su obra "La llamada de la tribu" en la que realiza una "biografía intelectual" de los autores que lo marcaron en su vida política. El novelista peruano se reunió ayer con el Presidente Sebastián Piñera y mañana presentará su más reciente texto.
Publicado el 03.05.2018
Comparte:

“La llamada de la tribu” es el nuevo libro del escritor peruano Mario Vargas Llosa y el que lo trae de vuelta al país. La visita, que comenzó ayer e incluyó una reunión con el Presidente Sebastián Piñera, se enmarca en la presentación de la “biografía intelectual” del Premio Nobel de Literatura.

En el texto aborda la influencia que tuvieron siete intelectuales en la conformación de su pensamiento liberal, luego de desencantarse de la revolución cubana.

El primero de los autores que Vargas Llosa trata en su libro, es Adam Smith (1723-1790). El llamado “padre de la economía moderna” destacó por escribir dos textos que se transformaron en piedras angulares del capitalismo: “Teoría de los sentimientos morales” (1759) y “La riqueza de las naciones” (1776). De este último, el ex candidato a la presidencia peruana expresa que “lo más notable y duradero del libro es el descubrimiento del mercado libre como motor del progreso”.

El español José Ortega y Gasset (1883-1955), es otro intelectual al que el escritor peruano le dedica un capítulo. En este, Vargas Llosa aborda el ensayo “La rebelión de las masas” (1930) -uno de sus escritos más reconocidos- del que señala que “es una defensa precoz y sorprendente -en vísperas de la Segunda Guerra Mundial- de una Europa unida en que las naciones del viejo continente, sin perder del todo sus tradiciones y sus culturas, se fundirían en una comunidad”.

Sobre el austríaco Friedrich August von Hayek (1899-1992), conocido por obras como “Camino de servidumbre” (1944), “Los fundamentos de la libertad” (1960) o “La fatal arrogancia” (1989), el novelista señala que es uno de los tres autores a los que más debe políticamente hablando. Sobre “Los fundamentos de la libertad” el Nobel explica que “no es un ensayo económico sino un tratado filosófico y moral, escrito por un autor con una sólida formación económica, que (…) nunca creyó que la economía fuera capaz de resolver por sí sola todos los problemas humanos”.

El autor destaca, también, a sir Karl Popper (1902-1994) y sus obras “La lógica de la investigación científica” (1934) y “La sociedad abierta y sus enemigos” (1945). A esta última la cataloga de “obra maestra absoluta” y explica que “la gran novedad del libro fue que Popper encontrara el origen y raíz de todas las ideologías verticales y anti democráticas en Grecia y en Platón”.

Del sociólogo francés Raymond Aron (1905-1983), Vargas Llosa destaca que “fue un impugnador tenaz (…) de las teorías marxistas y existencialistas de (Jean Paul) Sartre, (Maurice) Merleau-Ponty y Louis Althusser”. De hecho, el Nobel en este capítulo aborda la relación entre Aron y Sartre, la importancia el texto “El opio de los intelectuales” (1955), entre otros temas.

El filósofo e historiador inglés sir Isaiah Berlin (1909-1997), es el sexto intelectual al que reconoce el escritor en su libro. A Berlin lo destaca como “una de las mentes más notables de nuestro tiempo, un pensador político y filósofo social de extraordinaria sabiduría cuyas obras (…) prestan una ayuda invalorable para entender en toda su complejidad los problemas morales e históricos que enfrenta la realidad contemporánea”. En el capítulo, el ensayista reconoce que la obra del historiador “era difícil de leer pues se hallaba dispersa, para no decir enterrada, en publicaciones académicas”.

El Premio Nobel dedica el último capítulo al periodista y ensayista político francés, Jean-François Revel (1924-2006), del que dice que su figura “hace pensar en un Albert Camus o en George Orwell de nuestros días”.  Uno de los libros del periodista francés que el novelista peruano menciona a lo largo del capítulo es “La tentación totalitaria” (1976) al que califica de “libro estimulante” y destaca por ser “un esfuerzo por reorientar en la buena dirección la lucha en favor del progreso de la justicia y la libertad en el mundo”.

Este mediodía, el autor de “La fiesta del Chivo” tiene contemplado un almuerzo con la junta directiva de la Universidad Adolfo Ibáñez, para luego exponer en la misma institución. El día viernes, Vargas Llosa participará en el Foro Solidaridad Democrática y en el lanzamiento oficial de “La llamada de la tribu”, que será presentado por el columnista y rector de la Universidad Diego Portales, Carlos Peña.