Hugo Silva es dueño del terminal de buses de Rancagua y arrienda oficinas al Sence y al Servicio de Evaluación Ambiental de la Región de O’Higgins por $3 millones al mes.
Publicado el 12.02.2015
Comparte:

Hugo Alfredo Silva Martínez es un empresario rancagüino que firmó el pasado 21 de enero una promesa de compraventa por $9.500 millones con Caval Ltda., empresa que pertenece en un 50% a la esposa de Sebastián Dávalos Bachelet, Natalia Compagnon Soto.

El trato incluía 44 hectáreas de terrenos agrícolas en la comuna de Machalí, en la Región de O’Higgins, que había adquirido un año antes la nuera de Bachelet en $6.500 millones, gracias a un polémico crédito que otorgó el Banco de Chile, semanas después de una reunión entre el matrimonio Dávalos-Compagnon y el vicepresidente de la entidad, Andrónico Luksic.

De distribuidor de bebidas a próspero empresario

Silva Martínez -a quien “El Líbero” intentó contactar sin éxito- nació en la comuna de Doñihue, y en los años 70’ comenzó como distribuidor de bebidas de la empresa CCU en Rengo. En la década de los 80’ adquirió su primer terreno en la comuna de Olivar, en el kilómetro 86 de la ruta Longitudinal Sur, donde instaló un servicentro Copec.

terminal de buses de RancaguaEn los 90’ vendió ese negocio y se adjudicó  la construcción del terminal rodoviario de Rancagua. En 2004 ganó otra licitación de la municipalidad para construir el actual recinto, del que es dueño a través de la sociedad Ruta 86 S.A., que comparte junto a sus hijos Hugo, Nere y Araceli Silva Canillas.

Entre otras actividades comerciales, invirtió en Full Storage con más de 5 mil metros de bodegajes; en el restaurante Tomacho; en el edificio Don Alfredo, en honor a su padre; y compró el fundo San Luis.

El empresario tiene participación directa en, al menos, 10 sociedades comerciales: Inversiones Gama Limitada; Transportes Comerciales S.A.; Proyecta XXI S.A.Inmobiliaria Siete Puentes S.A.; Inmobiliaria, Inversiones y Servicios Educacionales de la Región de O’Higgins S.A.; Diseños, Confecciones y Producciones Mai Visto Limitada; Sociedad Alfredo Silva y Compañía Limitada; Full Seguridad Limitada, Ruta 86 S.A.C. Los giros son diversos y van desde el transporte a la construcción, pasando por diseño y confección de vestimenta.

 Los negocios de Hugo Silva con el Gobierno

En octubre de 2010, Hugo Silva le arrendó al Servicio Nacional de Capacitación y Empleo (Sence), a través de su sociedad Ruta 86, las oficinas del sexto piso de un edificio en calle Campos número 241, y cuatro estacionamientos, por 71 UF mensuales ($1,7 millones) durante cuatro años prorrogables, totalizando ingresos por $83,6 millones en ese período. (Contrato de arriendo de Hugo Silva con el Sence de O’Higgins)

Pocos meses después, en agosto de 2011, firmó otra escritura de arriendo con el Servicio de Evaluación Ambiental por 50 UF ($1,2 millones) al mes durante cinco años –hasta el 28 de febrero de 2016, pero también prorrogable-. Lo recaudado ascenderá a $73 millones cuando termine el contrato original. El inmueble incluye una superficie de casi 300 metros cuadrados, con 11 oficinas, una sala de reuniones y una cocina. (Contrato de arriendo de Hugo Silva con el Servicio Ambiental de O’Higgins)

En ambos contratos con el Gobierno, Hugo Silva recibirá durante la primera etapa de vigencia de los arriendos $157 millones.

Las condiciones de la  promesa de compraventa Silva- Caval

Silva hizo la promesa de compraventa con Caval a través de la sociedad Silca Servicios Limitada, que creó un mes antes, el 5 de diciembre de 2014.

El contrato establece un plazo máximo de 60 días corridos, a contar del 21 de enero, para firmar la compraventa de los tres predios Santa Elena, Santa Cecilia y San Diego y de los respectivos derechos de agua.

La promesa de compraventa se podrá disolver en caso de que Silca Servicios Ltda. no obtenga un crédito hipotecario dentro de los primeros 45 días, y que las escrituras de los inmuebles y los derechos de aguas no estuvieren ajustados a derecho.

Según el contrato, Silca le pagará a Caval los $9.500 millones comprometidos a través de dos propiedades avaluadas en $500 millones, $2 mil millones con un vale vista y el resto con un crédito hipotecario.

Promesa de compraventa entre Caval Ltda y Silco 1

Promesa de compraventa Caval Ltda-Silco 2

Contrato del Banco de Chile

El Banco de Chile le prestó a Caval Ltda $6.500 millones el 16 de diciembre de 2013, un día después del triunfo de Bachelet. El pago debía hacerse en una sola cuota 180 días después, pero se podía prorrogar por una única vez sujeto al cumplimiento de varias condiciones, entre ellas, que el deudor solicitara por escrito la prórroga con una anticipación mínima de cinco días, que hubiere pagado los intereses a dicha fecha, que concurrieran los garantes y que se pagara el impuesto contemplado en el D.L. 3475.

Como garantía, quedaron los inmuebles que se quería comprar: los predios Santa Elena, San Diego y Santa Cecilia, además de una merced de agua del río Cachapoal, y los derechos de aprovechamiento de aguas del canal San Joaquín. También quedaba un departamento, dos estacionamiento y de codeudores solidarios sin limitaciones Natalia Compagnon y su socio en Caval, Mauricio Valero.

Contrato de préstamo del Banco de Chile a Caval Ltda

FOTO: MARIO DAVILA/AGENCIA UNO