En medio de las negociaciones por mantener el pacto entre comunistas y socialistas, el PPD en Valparaíso ya ha recibido apoyo de militantes del partido liderado por Guillermo Teillier.
Publicado el 25.09.2017
Comparte:

“Estos desencuentros allanan el camino para construir acuerdos electorales que favorezcan a Carmona, Salvador Urrutia y a la dupla que conformamos con Ricardo Lagos Weber. La mesa directiva está mandatada a iniciar y consolidar las conversaciones en este sentido con el PC”, dijo el diputado Marco Antonio Núñez a El Mercurio a propósito de las dificultades que han tenido el PS y el PC para cumplir el pacto que hicieron previo a la elección parlamentaria.

El acuerdo consistía en que el PS le entregaba apoyo en Atacama a Lautaro Carmona -para que después de 40 años el PC regresara al Senado-, y a cambio el comunismo respaldaría las candidaturas de José Miguel Insulza en Arica, Isabel Allende en Valparaíso, Álvaro Elizalde en El Maule y la de Camilo Escalona por Aysén. El problema, es que la directiva regional de Atacama tomó la decisión de entregar públicamente su respaldo a la candidata de la DC por la zona, Yasna Provoste, generando una latente incomodidad en el PC. Sumado a la presencia de la diputada socialista Daniela Cicardinni en un acto de apoyo a la postulante democrata cristiana, organizado por alcaldes de la Nueva Mayoría en la zona. 

Los comunistas reaccionaron rápido y se puso en suspenso el acuerdo. Eso sí, el presidente del partido, Guillermo Teillier, dijo hace unos días que “no están en suspenso” los apoyos a Elizalde y Escalona. “Están plenamente vigentes”, señaló.

Lo anterior hizo que en el PPD se abriera una puerta de oportunidad: ser ellos quienes negocien con el comunismo. Esto, porque si no se llega a concretar el acuerdo de respaldar a Isabel Allende, esos votos podrían ser determinantes para que resulten electos los dos postulantes al Senado del partido, Marco Antonio Núñez y Ricardo Lagos Weber. El objetivo del PPD es que entre los dos puedan doblar, pero la presencia de Isabel Allende les hace cuesta arriba el camino. 

Ahora bien, pese a que no ha habido acciones formales, sí han existido conversaciones y respaldos de miembros del comunismo a los postulantes del partido liderado por Gonzalo Navarrete. “El Líbero” consultó al diputado Núñez sobre la realidad en la circunscripción y dijo que “muchos militantes de base de la quinta región de Valparaíso, han tomado contacto tanto con Ricardo Lagos Weber, como conmigo, para iniciar los respaldos necesarios, consolidando en la quinta región una relación cercana entre los militantes del PC y nuestras candidaturas”.

Lo anterior, dicen en el PPD, sería una “tremenda ayuda”. Aunque en la directiva sostienen que si bien en la teoría “suena muy bien”, en la práctica puede ser un poco más complicado, dado que hoy los apoyos son individuales. “La gente ve por quién vota, ya no es como antes, que hacía lo que decía el partido”, dicen en la tienda. 

En la colectividad eso sí reconocen que si bien las intenciones políticas de concretar un acuerdo están, sumado a los apoyos recibidos en terreno por los parlamentarios, hay que trabajar en que “se materialicen”. 

El timonel de la tienda, Gonzalo Navarrete, no se cerró a la posibilidad y dijo a El Mercurio que “entendemos que todo pacto que esté dentro del acuerdo La Fuerza de la Mayoría, es viable”. De todas maneras, la mesa directiva se reunirá el día de hoy -según dice uno de sus miembros-, para hablar entre otras cosas, de esta posibilidad.

Mauricio Morales: “Cualquier movimiento del voto PC puede implicar un éxito total para el PPD en materia de senadores, y de una catástrofe para el PS”

El experto electoral y académico de la Universidad de Talca, Mauricio Morales, dice que el PC “es un partido que puede mover los equilibrios electorales internos del pacto. El PC tiene un 6,8% en Valparaíso -tomando como base la elección de concejales recién pasada-, y tentativamente con esa cifra el PPD puede duplicar al PS (en Valparaíso) y de esa forma, quedarse con los dos cupos que eventualmente conseguiría el pacto”.

Además agrega que “lo mismo podría pasar en Arica, donde el PC tiene un 6,2%, ya que en caso de que esos votos vayan para (Salvador) Urrutia, entonces el gran perjudicado sería Insulza”. En tanto, en El Maule “el PC es menos relevante, pues sólo tiene un 3,4%. Entonces, cualquier movimiento del voto PC puede implicar un éxito total para el PPD en materia de senadores, y de una catástrofe para el PS”. Así, sostiene Morales, “el PPD podría quedarse con la senaturía de Arica y dos en Valparaíso, a lo que se podría añadir a Tarud y a Quintana en la Araucanía”.

Sin embargo, el académico es claro en que el partido liderado por Navarrete “tiene muy poco que ofrecer al PC en Atacama, pues en las elecciones de concejales 2016 sólo obtuvo un 3,2% contra el 11,4% que alcanzó el PS. Para el PC es mucho más atrayente el voto PS que el PPD”.