Actualidad Informativa es presentado por:
Publicado el 23 de marzo, 2018

Alcaldesa de Antofagasta, Karen Rojo: “El presidente Morales habla de quitarnos, masticar un territorio de Chile, y eso ningún chileno lo puede permitir”

Autor:

Magdalena Olea

Analiza los alegatos en La Haya y anima a los chilenos a formar parte de una estrategia comunicacional más robusta. Dice que es necesario fortalecer la educación de la historia del país desde la infancia y denuncia que el tratado de 1904, que permite el libre tránsito de materiales desde Bolivia, le ha traído a la población de la zona graves problemas de salud.
Autor:

Magdalena Olea

Recibe en tu correo Lo mejor de la prensa
Suscribirse

El lunes 19 de marzo, en el marco del inicio a los alegatos bolivianos en la Corte Internacional de Justicia en La Haya, en su cuenta de twitter Evo Morales publicó un polémico mensaje, en donde decía que: “Antofagasta fue, es y será territorio boliviano“. Esto desencadenó críticas y respuestas por parte del gobierno chileno, incluso generando una respuesta del Presidente Sebastián Piñera, que le contestó por la misma vía: “Una vez más se equivoca el Presidente Morales, y además, contradice abiertamente la tesis de Bolivia en La Haya. De acuerdo al tratado de 1904, Antofagasta ha sido, es y seguirá siendo chilena”.

Pero la polémica no se quedó allí, más bien abrió el debate con respecto a cuál es la verdadera intención que busca el gobierno boliviano al demandar a Chile para negociar un acceso al Océano Pacífico, generando preocupación en la población, específicamente en la región de Antofagasta. Es por esto que en respuesta al mensaje del Presidente boliviano la alcaldesa de esa ciudada, Karen Rojo, durante la semana realizó una intensa campaña comunicacional, y el miércoles llamó a la gente a izar las banderas y convocó a un masivo bocinazo.

En entrevista con “El Líbero”, ella se refiere a esta polémica, analiza los alegatos chilenos y bolivianos en La Haya, y anima a los chilenos a alzar la voz y ser parte de una estrategia comunicacional más robusta. Además, dice que es necesario fortalecer la educación de la historia del país desde la infancia, y denuncia que el tratado de 1904, que permite el libre tránsito de materiales desde Bolivia, le ha traído a la población de Antofagasta graves problemas de salud. “Esto es una oportunidad para que los parlamentarios exijan normativas medioambientales”, asegura.

-¿Qué balance hace con respecto a los alegatos en la Corte Internacional de Justicia en La Haya de la última semana?

Ha sido bastante fuerte esta semana, por lo que se ha tenido que vivir en la comuna de Antofagasta. Nosotros hemos dejado la agenda de lado para poner toda nuestra atención en lo que hoy día se está viviendo en La Haya. Pero me siento muy tranquila, porque Chile estos dos días ha defendido a Antofagasta, y esa defensa ha sido muy sólida, con documentos en mano, donde han demostrado a través de información como han sido las campañas, los tratados, y qué se ha firmado entre los presidentes, y no lo que ha intentado hacer Bolivia que es ir a La Haya por razones políticas y no han podido documentar que existen acuerdos de negociación.

-¿Cree que hay algún error con respecto a la estrategia de Chile?

Desde el punto de vista legal creo que hemos estado a la altura, de ir demostrando esto con datos objetivos, porque los tenemos. Pero hemos estado débiles en sumar a Chile comunicacionalmente en un apoyo transversal, sin diferencias políticas. Porque el presidente Morales habla no solamente de recuperar la soberanía de Chile, si no de quitarnos, masticar un territorio de Chile, y eso ningún chileno lo puede permitir. Creo que ha existido una debilidad comunicacional que no es de ahora, ya desde hace un tiempo, donde no nos hemos puesto en la camiseta bien por Chile. Tenemos que sumar una estrategia más robusta, de animar a los chilenos, que estemos tranquilos, que llevemos la camiseta puesta, y eso creo que ha estado al debe. Solamente lo han hecho internamente y eso no nos hace bien porque hay algunos en el sur, en el centro, en Santiago, que no les interesa lo que está pasando en la comuna de Antofagasta. Falta unidad país, porque no solamente hay que preocuparnos cuando hay problemas en el centro, o en el sur. Más encima que esta es una región que es muy rica; si se va la región de Antofagasta, Chile muere. Nosotros aportamos un porcentaje considerable a las arcas del Estado.

-¿La fortaleza boliviana ha sido comunicacional?

Si, porque como no tienen documentos en mano la única estrategia que les queda es hacer la tergiversación de la historia, y escribirla a la pinta de ellos, y eso lo están potenciando comunicacionalmente, esa es su fortaleza, pero legalmente no le veo ninguna.

-¿Cree que la estrategia chilena debiera integrar ese lado mas político o emocional que ha tenido Bolivia?

No. Creo que no, considerando si que la corte en La Haya va a considerar el argumento jurídico, legales. Obviamente que existen sentimientos encontrados, da mucha rabia, impotencia, hay un desgaste emocional increíble para poder luchar al máximo hoy por los territorios que nos corresponden, entonces también hay que entender si hay a lo mejor un cansancio, frustración o existen alegrías, llantos. Pero sugiero que nos centremos en un buen debate comunicacional y también legal, que es el fuerte que tiene Chile.

-¿Como cree que debiera ser ese debate comunicacional?

No pretendo que nos pongamos a la altura de las declaraciones desafortunadas que ha hecho Evo Morales ni tampoco sus cancilleres, pero sí de alguna forma comunicacionalmente hay que animar a Chile, que podamos alzar la voz, alzar las banderas, que vivamos ese cariño que tenemos por Chile. Entonces considero que hoy la educación del país desde el punto de vista histórico tiene que ser mucho mas fortalecida, y eso se va a tener que hacerse con fuerza en la educación inicial, es decir, con los niños de kínder.

-¿Por eso ayer lanzó el libro: “Antofagasta y su mar, una sola historia escrita por sus héroes chilenos”?

Sí, eso es lo que pretendo hacer pero siempre con un una mirada muy objetiva. No estamos tergiversando la historia, nos estamos basando en los tratados, en las campañas, en lo que está escrito y firmado. No estamos desconociendo absolutamente nada, no hemos desconocido que Antofagasta fue territorio boliviano y como Bolivia intercambió territorialidad por tener un intercambio libre aquí en la vía férrea. En el fondo, cómo se dio inicio a la Guerra del Pacífico, y cómo fuimos ocupando de a poco y que los niños desde pequeñitos puedan reconocer la historia de Chile, porque los niños hoy no saben qué es lo que es o por qué estamos en La Haya, el libro también incluye eso de tal forma que cuando ellos crezcan puedan defender el territorio chileno como lo defendieron los héroes del año 1879. Es un libro que queremos que sea obligatorio, y que fue escrito con el espíritu y alma de tres profesores de historia, que hacen clases en las aulas de sus respectivas escuelas.

-¿Cree que el verdadero objetivo de Evo Morales es obtener Antofagasta?

Si, por supuesto. Hoy Bolivia está en La Haya solamente por razones políticas, porque Chile jamás ha incumplido ningún tratado, por eso hoy se nos abre una tremenda oportunidad de demostrarle a Chile y al mundo entero de que la historia es una sola y esa historia la están defendiendo con mucha garra los abogados allá en La Haya, entregando documento por documento, tratado por tratado.

Él ha dicho que Antofagasta es fue y es boliviano, es imposible, es una historia de ciencia ficción que él está escribiendo. Se está imaginando para decir semejante barbaridad, son declaraciones necias que no contribuyen a lo que él llama el diálogo de unidad.

-¿Como están en Antofagasta, hay miedo o tensión?

No, porque nosotros siempre hemos llamado a la calma, le hemos dicho a la gente que se mantengan tranquilos, que obviamente podamos levantar el espíritu patriótico a través del izamiento de la bandera, que lo podamos hacer a través de los bocinazos, del encuentro que hoy día tuvimos con nuestros vecino en el muelle histórico donde desembarcaron las tropas, ese tipo de gestos y sin faltar el respeto a ningún boliviano, que entienden lo que estamos haciendo y nos han acompañado a estas actividades que hemos estado haciendo. Ellos no comparten lo que esta haciendo Evo Morales. Estamos muy tranquilos. aunque obviamente hay algunos parlamentarios que están dispuestos a negociar, pero lo bueno es que a nivel central la voz es una sola, y esa voz nos esta defendiendo a millones de chilenos para no entregar ningún territorio y no negociar.

-¿Cuál es su opinión con respecto a esos parlamentarios dispuestos a negociar?

Lo que se ha escuchado es a algunos parlamentarios del Frente Amplio, que yo respeto, pero no comparto las posturas porque ellos no viven acá y no están acá y no tienen idea el daño que harían si se sentaran a negociar y decir que Antofagasta se lo entreguen a Bolivia, yo no lo voy a aceptar.

-El primer día de alegatos orales Bolivia argumentó que había problemas en la frontera con Chile, que no se respetaban los tratados, ¿Cómo responde a esto?

Eso es falso, yo vivo en la comuna donde por el tratado de 1904 transitan diariamente toneladas y toneladas de metales que vienen de Bolivia y pasan sin ningún problema al puerto de Antofagasta donde ellos tienen sus oficinas, entonces aquí jamás se les ha puesto ni si quiera una piedra en algún riel de ferrocarril, no se le ha tocado la puerta en el puerto, entonces no sé qué especulaciones o qué se está imaginando. Hemos cumplido cabalmente lo que dice el tratado de 1904, tenemos que dejar el libre comercio a Bolivia. Es Bolivia el que hoy nos tiene tremendamente contaminados con ese tratado. Nosotros recibimos grandes cantidades de plomo, un material que es tremendamente contaminante. La principal causa de muerte en Antofagasta es por el cáncer, entonces esta es una oportunidad para revisar esos tratados, porque ese material está perjudicando la salud de la población y Evo Morales de eso no habla.

-¿A qué oportunidad se refiere?

El Tratado de 1904 permite el libre tránsito de materiales que vienen de Bolivia para ser trasladados al puerto y nosotros estamos recibiendo esas externalidades negativas porque el tratado lo dice y debemos respetarlo, pero tenemos que mejorar las condiciones, por eso es una oportunidad, porque los parlamentarios tienen que exigir normativas medioambientales que estén por sobre lo que están. Nosotros somos la única ciudad del mundo que tenemos los índices tan elevados de cáncer. Es el plomo. Antofagasta se muere de cáncer de pulmón, de vejiga y también de estomago… es doloroso. Por eso es importante y se nos está abriendo una oportunidad para cuidar Antofagasta. Cuidemos a nuestros vecinos, que no solamente vean a Antofagasta como el botón económico de Chile. Nos vamos a cansar… Tengo que defender con fuerza esto que tanto nos ha costado construir.

Las columnas de Opinión son presentadas por:
Ver más

También te puede interesar: