El acuerdo firmado entre Velasco y movimientos de centro derecha produjo un fuerte debate al interior de la DC, por la situación de militantes de ese partido en Fuerza Pública.
Publicado el 11.11.2014
Comparte:

El ex candidato presidencial y líder del movimiento Fuerza Pública, Andrés Velasco, estaba el viernes pasado en Buenos Aires realizando una charla cuando el presidente de la DC, Ignacio Walker, afirmó en una entrevista a La Segunda, que “es evidente que Andrés Velasco y Fuerza Pública están reconociendo su domicilio político en la oposición y eso es respetable y clarificador. Pero también acarrea consecuencias”. Esto, luego de que Velasco firmara con los movimientos de centro derecha Amplitud y Red Liberal un acuerdo sobre reformas políticas, principalmente sobre financiamiento de esa actividad. Después de leer los dichos de Walker, el ex candidato presidencial se contactó con sus colaboradores más cercanos de Fuerza Pública para comentar la postura del presidente de la DC. Según explican en el entorno de Velasco, las declaraciones de Walker causaron “sorpresa” en el grupo, pero al mismo tiempo descartaron que esa situación acarree consecuencias a los 10 cercanos al ex ministro de Hacienda que hoy ocupan cargos de confianza en el Gobierno. Sin embargo, el jefe de bancada de diputados DC,  Matías Walker, afirma a “El Líbero”, que los militantes de la DC que formen parte de  Fuerza Pública deben “sincerar su postura”.

“Separo la situación de (el ministro de Economía, Luis Felipe) Céspedes y otros funcionarios de Gobierno, pero la de Sebastián Sichel (militante DC), por ejemplo, quien aparece como director ejecutivo de Fuerza Pública apoyando a Velasco, y llegando a acuerdo con otros sectores. Lo que hemos dicho es que los acuerdos tienen que hacerse desde la DC; entonces personas como Sichel tienen que sincerar su postura” afirma Walker. Otra militante DC que pertenece a las filas de Fuerza Pública es la ex ministra Mariana Aylwin.

En tanto, el director ejecutivo de Fuerza Pública, Sebastián Sichel, explica a “El Líbero”, que la reacción en la DC causó “mucha sorpresa”.”Esperábamos, más bien, que un documento de reformas políticas fuera comentado por sus contenidos, y no que fuera atacado por juicios de valor político del presidente de la DC. Esperamos un partido que se sume a construir nuevos acuerdos  y reformas, no a restarse de los acuerdos.La política no es sólo la dimensión de lo electoral, sino que tiene que crecer hacia la discusión de los contenidos”, explica Sichel.

En Fuerza Pública sostienen que después de haber firmado el acuerdo con los movimientos de centro derecha “no se han producido tensiones” entre los funcionarios de Gobierno cercanos a Velasco y La Moneda. De hecho, se habría optado por “no involucrarlos y mantenerlos al margen” de este tipo de decisiones. En el movimiento aclaran que es un tema, mas bien, “interno” y que la “inquietud está dada por un exceso de virulencia hacia Velasco desde los partidos de la Nueva Mayoría y no por crear propuestas sobre reformas políticas conjuntas”.

Fuerza Pública continuaría con una agenda que “busque acuerdos” en diferentes temas como inclusión social, reformas políticas, entre otros, con grupos que compartan la idea de “acrecentar un centro reformista”. Sin embargo, descartan conversaciones con la UDI y RN.

El mapa de los funcionarios de Gobierno cercanos a Velasco

10 son los funcionarios públicos cercanos a Velasco o a dirigentes de Fuerza Pública.Entre ellos, el ministro de Economía, Luis Felipe Céspedes; el superintendente de Bancos e Instituciones Financieras, Eric Parrado; el subsecretario de Medio Ambiente, Marcelo Mena; la coordinadora legislativa de Hacienda, Macarena Lobos; el asesor  del ministerio de Economía, Pablo Berazaluce, quien fue el encargado territorial de la campaña de Velasco; Cristóbal Marshall,  coordinador de asesores del ministerio de Economía y quien fue “coordinador general” de Velasco; Cristóbal Huneeus, asesor ministerio del Trabajo; Nicolás Preuss, director nacional del Injuv; Sebastián Pavlovic, superintendente de Salud; y Gonzalo Olavarría, asesor del ministerio de Economía.

FOTO: PABLO OVALLE ISASMENDI/AGENCIAUNO